Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Capítulo 4 – BDS – La cabaña

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Ya a las afueras del bosque, caminan por unos 15 minutos el Guardia con el chico en sus hombro y las mascotas a sus lados hasta al llegar a una zona despejada con menos cantidad de árboles dispersos por toda la zona, dando la sensación de nostalgia y serenidad con formas de cualquier tamaño imaginables, tan altos como las montañas o tan grueso como una casa como y pequeños algo frágiles, mientras que se mueven por el sendero de arena y grava a pasos más lento luego del susto, llegando a una cabaña que se pierde entre las ramas y un grueso troco de árbol que sirven de cimientos de color café amarillento como las hojas en otoño adornada por una escalera en forma de espiral alrededor del tronco hasta llegar a ella, unas flores que adornan la entrada y ventanas circulares visibles para todos.

Tomando al chico dormido entre sus brazos sube por las escaleras, mientras que los dos canes se acuestan en la entrada uno de cada lado del borde de las escaleras, después de un día de lucha cansados y débiles cierran sus ojos para volver a recargar sus energías perdidas.

  • Estamos en casa, descansa mañana será un día pesado para ti, por hoy te dejare descansar, cuando despiertes será momento de saber quién eres por ahora creo que es todo- luego de acostar al chico suspira mientras se dirige de nuevo afuera mirando hacia el cielo que empieza a brillar por las estrellas en el cielo junto a la hermosa luna.

Al llegar de nuevo a la base de las escaleras se dirige a la fogata encendida en el patio de enfrente, recoge banco de madera que usa para sentarse y se pone a tomar un trago de alcohol, el sonido de las llamas quemando la madera y el ruido de la naturaleza que se escucha como hermosas melodías, el tiempo transcurre lentamente, los segundos, minutos mientras arrojando más leña al fuego para mantenerla viva hasta que la noche transcurre a un nuevo día.

Al amanecer se escuchan unos pasos lentos llamando la atención del guardián, el cual voltea ya algo tomado por la velada larga y mira al joven que está descendiendo por las escaleras hasta llegar frente a él, de nuevo regresa la visión mientras coloca otro pedazo de leña sobre el fuego.

  • Se quedó toda la noche fuera, señor- sintiéndose preocupado ya que la mañana esta fría. Asintiendo con la cabeza le responde – Si, estuve pensando sobre todo lo que pasó y que quizás el tiempo de paz y soledad que tenía, ya dejara de acecharme.
  • A qué se refiere con eso señor, algo malo pasara- el joven se sorprende por estas palabras y luego de recordar todo lo que paso el día anterior comienza a sudar.
  • Todavía no sé pero el hecho que tú aparecieras y no me di cuenta es suficiente para saber que algo no está bien, todo se ha mantenido de la misma manera por incontables años, hasta ayer- observando al joven mientras suspira.
  • Veo que hay algo que te perturba ¿Qué quieres preguntar?-

Entre el sonido de un nuevo día y la brisa que viene del norte que enfría hasta los huesos y lo único que impide que el joven se congele son las llamas que bailan intentando no sucumbir ante el viento, la tención se comienza sentir hasta que el joven luego de pensar un tiempo pregunta.

  • ¿Cómo logramos escapar de esa cosa?- temblando por los recuerdos de todo lo que vio. –  ¡acaso nos siguió!- no entiende como acabo en este lugar luego de desmayarse, entiende que su vida ya no corre peligro.
  • Soy el guardián de la puerta Este, mi deber no es impedir que las personas entren, si no el no permitir que nada salga- las palabras son arrojadas de manera lenta sin la mayor jactancia, mientras arroja otro pedazo de madera a las llamas
  • ¿Usted es humano?- mientras realiza su cuestionamiento hacia el Guardián, las hojas empieza a caer de los arboles mientras la temperatura se enfría cada vez más.
  • Lo soy, aun así hace tanto tiempo recibí el un don, el cual evita que el tiempo me afecte, así que no envejeceré, solo espero algún día cumplir con mi misión y poder descansar- quizás los años no lo afecten pero incluso el no morir no significa que sea felicidad.
  • A de ser triste estar solo todo el tiempo.
  • No necesariamente, mi vida está ligada a Alex y a Fang mientras ellos estén conmigo creo que lo soportare, en estos días ha pasado más cosas que en los últimas décadas o siglos-
  • Señor me gustaría ayudarle a cuidar este bello lugar, aun si no entiendo lo que está pasando o el por qué pasa siento que algo en mi me mantiene ligado a todo esto, la nostalgia invade mi corazón, como si intentara razonar y decirme que aquí es donde pertenezco mas sin embargo ni siquiera recuerdo quien soy-.
  • El hecho que aparecieras en este lugar tal vez es el destino burlándose de nosotros, tengo un mal presentimiento de todo esto, espero equivocarme-.
  • Tú causaste lo de ayer en el bosque no, detuviste el tiempo-.
  • Lamentablemente esta vez no fui yo, porque al usar mi poder solo yo puedo moverme en él lo demás quedaría congelado en ese instante, pero incluso yo no percibí a primera vista como paso posteriormente ya era muy tarde, lo bueno es que no causo ningún mal solo fue un pequeño rose de leyes del tiempo muy inmaduras eso solo me hace suponer que solo fue lanzado como advertencia, no me preocupa que a mí o a la bestia que viste no le afectara ya que son criatura con cierta magia en su interior, en cambio tu que eres humano no puedo creer que aun sin sentir una pisca de magia en ti, lograste moverte –

–           Yo… Yo.. – el adolecente siente que algo presiona sus cuerdas vocales impidiéndole hablar bien mientras que junta sus fuerzas para pronunciar – Ni siquiera sé ¿quién soy? – como podría mantener la calma después de las palabras del guardián con unos pensamientos pesados aun en su mente suspira “¿Que soy? ¿Porque estoy aquí?”.

–           Solo por haber aparecido cerca de la puerta ya es raro, que sin contar con la menor cantidad de magia o comprensión de las leyes no te afecte una brizna de tiempo, sin importar lo que eres o quien eres  tu destino es más amplio de lo que puedes llegar a imaginar-.

Mientras las palabras del Guardián son dichas mira con algo de preocupación y compasión sobre el joven, el entiende que en este mundo solo son piezas simples que pueden remplazar al antojo de los cielos y que si está pasando significa que las olas oscuras están moviéndose en contra de este mundo.

  • Esperare con el corazón que pueda ayudarme, permitiéndome quedar aquí con usted ya que no conozco estas tierras y si aún siento que es familiar simplemente es un sentimiento, solo hasta que pueda recuperar mi memoria o por lo menos enséñeme a avanzar, no vi lo que paso pero el hecho que salimos ileso de esas criaturas. Usted debe ser fuerte-

El adolescente se pará del banco de madera entre el Guardián y la fogata y se arrodilla, colocando las manos al frente mientras su cabeza se inclina al suelo 3 veces, el suspiro del Guardia se puede escuchar aceptando el hecho de que realmente ocurrió lo creía que pasaría, un adolecente que encontró hace un día con su vida en peligro y luego ayudo a salir y traerlo con él si no quería quedarse por lo menos buscaría que le enseñara a cómo defenderse en este nuevo mundo para él.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Deja un comentario