Capítulo 476 – TCF – ¡No, te dije que fue un error! (3)

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

El Castillo de Luz, una de las Tres Áreas Restringidas del Continente Oriental.

El Castillo Blanco en el desierto blanco.

El castillo que Lord Sheritt había dejado para sus hijos ahora estaba cubierto por el maná negro de Raon y estacionado en el Bosque de la Oscuridad.

Antes de que Cale pudiera saludar a Lord Sheritt que les estaba dando la bienvenida …

¡Pow!

“¡Ugh!”

Vio al Dragón negro que se estrelló contra su hombro y salió volando como una flecha.

 

[¡Humano! ¡Lo siento!]

 

El Dragón negro que se disculpó brevemente y se fue volando …

“Raon.”

Se detuvo instantáneamente cuando Sheritt sonrió suavemente y lo llamó por su nombre. A un metro. Raon, que se detuvo exactamente a un metro de ella, miró al techo del salón ya que no podía mirarla.

“…estoy de vuelta!”

Gritó mientras aún miraba al techo y lentamente voló hacia atrás y aterrizó en la espalda de Cale.

“¡Meeeeeow!”

“¡Estamos de vuelta!”

En cambio, On y Hong se acercaron al lado de Sheritt. On miró hacia atrás y sonrió hacia Raon, quien los estaba mirando desde la espalda de Cale y le indicó que viniera aquí con su pata.

“¡Ajem, jem! ¡Voy porque ella me llamó!”

Raon comenzó a moverse lentamente después de ver el gesto de On y se apretó entre On y Hong.

Lord Sheritt los miraba con una expresión indescriptiblemente cálida.

Cale se apartó de esa conmovedora vista y miró hacia el Dragón mestizo.

“Ha.”

No pudo evitar suspirar.

El Dragón mestizo que había estado mirando a Raon ahora miraba a Lord Sheritt. Parecía estar fuera de sí.

El Dragón mestizo y Cale hicieron contacto visual en ese momento.

El Dragón mestizo rápidamente desvió la mirada. Luego comenzó a observar el interior del castillo negro con las pupilas temblorosas.

“Me estás volviendo loco.”

“Cale-nim, ¿qué sucede?”

Cale negó con la cabeza ante la pregunta de Choi Han.

Tenía mucho que decir, pero no podía decirlo en voz alta. En cambio, se acercó a Lord Sheritt.

“Sheritt-nim. ¿Dónde está Lock?”

El chico Lobo Azul Lock. Actualmente estaba aprendiendo Artes de Escudo y muchas otras cosas de Lord Sheritt.

“Ah.”

Lord Sheritt tenía una leve sonrisa en su rostro.

La sonrisa en su rostro pecoso la hacía parecer traviesa. Su suave voz fluyó por debajo de la sonrisa.

“Está entrenando.”

“¿Entrenando? ¿Las Artes del Escudo?”

“Mm …”

Lord Sheritt debatió por un momento antes de responder alegremente como si encontrara la palabra correcta para eso.

“Actualmente está haciendo un régimen de entrenamiento infernal.”

‘Que dem…’

Cale casi inconscientemente dio un paso atrás. Sheritt notó el leve ceño fruncido en el rostro de Cale y rápidamente comenzó a hablar como si supiera lo que estaba sintiendo.

“¡Ah, no es realmente infernal! Es un entrenamiento muy difícil, así que lo llamé así.”

Su dicho entrenamiento difícil lo hizo sonar como un entrenamiento extremadamente difícil y estricto.

“Lock y los niños parecían emocionados de hacerlo. Parecían felices. Dijeron que se sentían más fuertes cada día. El otro día, los niños se reían mientras miraban la puesta de sol. Me enorgulleció mucho.”

Cale no podía tomar las palabras de Lord Sheritt de la misma manera.

Sonaba más como Lock y los niños Lobos se rieron abatidos mientras miraban la puesta de sol después de un agotador día de entrenamiento.

‘Parece que tendré que preguntárselo a Lock.’

Por supuesto, sabía que Sheritt no le daría a Lock ni a los niños una formación que no pudieran manejar. Esta Dragón apreciaba a los niños pequeños basándose en cómo trataba a On y Hong.

“Me alegro de que todos ustedes regresaran juntos, pero ¿puedo preguntar qué los trae de regreso?”

Lord Sheritt miró a Cale ya los demás mientras ella preguntaba. Luego notó que la mirada de Cale se dirigía hacia alguien.

‘¿Mmm?’

Sheritt vio a la persona que Cale estaba mirando dar un paso adelante. El rostro de esta persona no era visible ya que tenían la capucha de su túnica bajada lo más posible.

“… ¿Huh?”

Sheritt, que estaba mirando al hombre que tenía el rostro cubierto, sintió una sensación extraña en ese momento. Luego, inconscientemente, se volteó para mirar a Cale.

Cale ocultó su suspiro cuando comenzó a hablar.

“Sheritt-nim. ¿Puedo hablar contigo un momento?”

Luego hizo un gesto hacia Raon.

“Raon, tú-”

Cale se detuvo cuando estaba a punto de decir ven.

¿Estaba bien que él también lo escuchara? Él era tan joven. La mente de Cale se estaba complicando y estaba a punto de evitar llamar a Raon.

“Les diré juntos.”

Fue en ese momento. El Dragón mestizo dio otro paso adelante y comenzó a hablar con Cale.

“Quiero contárselo a los dos juntos.”

Luego se mordió los labios después de ver la mirada de Cale que parecía preguntar, ‘¿y si le duele a Raon?’

“Yo…yo asumiré toda la responsabilidad.”

Cale dejó escapar un suspiro.

“No sé si hay algo de lo que puedas asumir la responsabilidad.”

El Dragón mestizo se estremeció ante su fría respuesta, pero Cale terminó de señalar a Raon. Cale no pudo decir que no cuando la parte responsable quiso decírselo.

“¡Humano! ¿De qué estamos hablando?”

Solo estaba debatiendo cómo lastimar menos a Raon en el proceso.

La mente de Cale se volvió complicada de nuevo. Esto fue más complicado que la cuestión de la Estrella Blanca o el Mundo Demonio.

El resto del grupo miró hacia Cale, quien les dio órdenes.

“On, Hong y Choi Han, vayan a buscar a Lock. Choi Han, trae a Lock. Trae a Maes y a los otros niños también. Deberíamos verlos al menos una vez mientras estamos aquí. Beacrox, prepara la cena. ¡Ah! Pasa por la Aldea Harris y llama al Castillo del Lord para hacerles saber que estoy aquí.”

“Cale-nim, ¿ustedes cuatro tendrán una conversación por separado?”

Cale asintió con la cabeza ante la pregunta de Choi Han y caminó hacia la sala de recepción del castillo con los dos Dragones y el Dragón mestizo.

 

*****

 

“¡Humano! ¿Por qué estamos charlando los cuatro?”

Los cuatro individuos estaban sentados en la sala de recepción. Cale le dio una palmada a Raon que estaba sentado a su lado y comenzó a hablar.

“Raon. Elimina el tinte mágico del Dragón mestizo. Dragón mestizo, quítate la capucha.”

Los ojos de Lord Sheritt se abrieron como platos.

‘¿Dragón mestizo?’

Se preguntó si ese extraño sentimiento que había tenido antes se debía a que él era un Dragón mestizo que era raro de ver en el mundo.

“¡Entiendo, humano! ¡Oye, Dragón mestizo! ¡Estoy quitando la magia del tinte!”

El maná negro de Raon tocó al Dragón mestizo. Shh, el cabello del Dragón mestizo cambió de rojo a su negro original cuando se quitó la capucha.

Lord Sheritt instantáneamente comenzó a fruncir el ceño.

“No es un Dragón mestizo.”

No era alguien que nació entre un Dragón y otra forma de vida.

El hombre casi muerto de tez pálida miraba a Lord Sheritt. Sheritt encontró extrañas las pupilas temblorosas de este hombre.

‘¿Por qué me mira así? ¿Y cuál es este extraño sentimiento que tengo?’

Lord Sheritt era ahora una ilusión sin un cuerpo físico, pero sentía como si se le pusiera la piel de gallina en el dorso de la mano.

¿Cuál podría ser la razón?

Luego se volteó hacia Cale, quien trajo a este hombre. Cale recibió su mirada y comenzó a hablar con el Dragón mestizo.

“Escucharé en silencio a partir de ahora para que tú hables primero. Diles todo con tu propia boca.”

Cale pudo ver las manos temblorosas del Dragón mestizo.

‘Mald/ita sea.’

“Lo haré si no crees que puedas hacerlo.”

“…No.”

El Dragón mestizo negó con la cabeza.

Luego respiró hondo.

El dolor insoportable continuó apuñalándolo como si todo su cuerpo fuera a destrozarse, pero el aliento que tomó se sintió como un veneno aún más fuerte en este momento.

Miró hacia Raon y Lord Sheritt.

Uno era negro mientras que el otro era blanco. Eran polos opuestos. Sin embargo, los dos se miraban y sonreían inconscientemente.

‘… Dijo que ella era el Lord.’

Cale había llamado Lord a la mujer que tenía delante.

‘Ella debe ser el Lord Dragon.’

El Dragón mestizo sintió una emoción indescriptible que hizo que su cuerpo comenzara a temblar.

Era una quimera creada a partir del corazón de un niño muerto de ese Lord Dragon.

El miedo y la culpa llenaron su corazón.

Sin embargo, también hubo una sensación de anticipación y anhelo.

El Dragón mestizo casi se burló de sus propias emociones.

¿Anhelo?

No tenía las emociones ni los recuerdos del Dragón en su corazón. Por eso el anhelo no tenía ningún sentido.

Aún conservaba los recuerdos de sus padres que lo vendieron.

Sin embargo, era de hecho anhelo.

Familia.

Tenía un anhelo por la familia que nunca tuvo la oportunidad de tener. Y ese anhelo se convirtió en anticipación.

El Dragón mestizo se burló de sí mismo por tener esos pensamientos.

‘Tendré suerte si no me mata.’

Tendría suerte si Lord Sheritt y Raon no lo mataran después de escuchar toda la historia.

Vació su mente. Las emociones eran inútiles para alguien como él que estaba esperando el día de su muerte.

“Yo…”

Evitó la mirada del Lord mientras hablaba con ella.

Por qué…

¿Por qué le temblaba tanto la voz?

¿Por qué era así a pesar de que había vaciado su mente?

El Dragón mestizo no tuvo respuesta cuando comenzó a hablar.

“Señora, yo solía ser humano.”

Cale cerró los ojos y se reclinó en el sofá.

No debería intervenir de aquí en adelante.

Debatió si debería irse también, pero decidió quedarse aquí por si acaso pasaba algo malo.

“… Mis padres me vendieron a la Estrella Blanca ……”

La historia que Cale había escuchado fluyó de la boca del Dragón mestizo nuevamente.

‘Esta es la primera vez que lo escucho ser respetuoso con alguien.’

Cale palmeó la espalda de Raon sin detenerse después de darse cuenta de que esta era la primera vez que escuchaba al Dragón mestizo ser respetuoso con alguien.

La voz temblorosa del Dragón mestizo continuó llegando a su oído.

Ser vendido a la Estrella Blanca, seguirlo y ser encerrado en una cueva.

Luego, la historia de cómo se convirtió en quimera.

… Y luego lo que lo convirtió en una quimera.

“La Estrella Blanca me dijo algo el día que me convertí en una quimera completa.”

Cale comenzó a palmear la espalda de Raon con más cuidado sin detenerse.

“Coloque el corazón de un Dragón rojo en tu corazón.”

Fue por un breve momento, pero Cale, que tenía los ojos cerrados, sintió que alguien jadeaba.

La voz temblorosa del Dragón mestizo seguía hablando.

“‘Tu corazón tiene la sangre del último Lord Dragon. Así que definitivamente te convertirás en un gran dragón. Conviértete en un dragón y sucédeme. Creo que podrás hacer ambas cosas.”

Cale abrió los ojos en ese momento.

¡Boooooooom!

La sala de recepción comenzó a retumbar.

Luego abrazó rápidamente a Raon, quien estaba empujando su rostro contra su pecho y miró hacia adelante.

No era solo la sala de recepción, sino todo el castillo negro estaba retumbando.

Estaba temblando.

“¿Qué… qué es -?”

Cale pudo ver a Lord Sheritt que sostenía el cuello del Dragón mestizo.

Ella seguía siendo una ilusión. Sin embargo, Lord Sheritt, que tenía intactos sus recuerdos y su conciencia, tenía los ojos inyectados en sangre.

Le temblaban las manos cuando agarró el cuello del Dragón mestizo.

El huevo rojo.

Esas palabras se clavaron en su corazón. No pudo pensar en nada desde ese momento.

“Tú… tú-, no, el corazón de mi hijo-…. mi hijo.”

No podía hablar correctamente mientras miraba hacia el Dragón mestizo. Sus pupilas temblaban frenéticamente.

“Humano, humano.”

“Sí, Sí.”

Cale continuó acariciando la espalda de Raon mientras lo abrazaba.

Raon tenía ambos ojos cerrados con fuerza. Su cuerpo también estaba temblando levemente. Era diferente a cuando se estaba vengando de Venion Stan.

Cale abrazó con fuerza al niño de seis años.

“¿Deberíamos irnos si no quieres escuchar?”

Los ojos cerrados de Raon se abrieron. Parecía dispuesto a llorar.

“Haz lo que quieras hacer. Me aseguraré de que puedas hacer lo que quieras hacer.”

El susurro de Cale pasó por los oídos de Raon y llegó a su corazón. El tono de Cale era un poco frío como de costumbre, pero era suave.

Raon cerró los ojos una vez más antes de abrirlos y responder.

“…Escucharé. Sin embargo, humano, debes estar a mi lado.”

Raon volvió la cabeza. Lord Sheritt estaba mirando hacia Raon mientras aún sostenía el cuello del Dragón mestizo. Raon vaciló después de ver su mirada antes de comenzar a hablar.

“Ma…Mamá también tiene que estar conmigo.”

La expresión de Lord Sheritt se desmoronó cuando escuchó eso.

Contuvo sus lágrimas que parecían estar a punto de fluir al igual que su ira. Luego soltó su agarre. Ella liberó al Dragón mestizo.

“¡Cough, cough!”

El Dragón mestizo tosió y contuvo el aliento.

El castillo negro retumbante se calmó de nuevo siguiendo el estado de ánimo de Lord Sheritt.

Sin embargo, no era que su mente se hubiera calmado.

Sus manos que estaban apretando sus mangas todavía estaban temblando y una voz ligeramente más baja se dirigió hacia el Dragón mestizo.

“Continúa, continúa. Cuéntamelo todo.”

El Dragón mestizo se sentó derecho y abrió la boca de nuevo.

“¡Cough! ¡Ugh, cough!”

Sin embargo, no podía hablar debido a su tos.

Su cuello que Lord Sheritt había agarrado no le dolía en absoluto. No tosía por eso.

Estaba sorprendido de que la fuerza de esas manos temblorosas hubiera sido tan débil. Por eso pudo sentir el impacto que había recibido el Lord.

El Dragón mestizo había podido controlar la condición de su cuerpo que se había vuelto extremadamente débil, pero había perdido ese control en el momento en que Lord Sheritt lo agarró por el cuello.

Vio los ojos llorosos que estaban llenos de ira. Sin embargo, ella no lloró al final.

Era imposible concentrarse en controlar el desorden en su cuerpo en el momento en que vio esos ojos.

Había escuchado la historia de cómo había muerto su hijo, así como el hecho de que alguien había extraído el corazón de ese niño después de la muerte y lo había utilizado como ingrediente para una quimera.

El Dragón mestizo entendió por qué Sheritt lo había agarrado por el cuello.

Pero por alguna razón, solo quería llorar.

Era una mala persona, pero quería llorar.

Sin embargo, también contuvo las lágrimas.

No estaba calificado para llorar. Apenas logró reprimir la tos y volvió a abrir la boca.

Lord Sheritt, cuyas emociones le habían sacudido tanto que había perdido su racionalidad por un momento, se había calmado y estaba mirando al Dragón mestizo con una mirada complicada.

El hombre frente a ella era alguien que había hecho suyo el corazón de su hijo, pero …

‘… Este niño tampoco terminó así porque quisiera.’

El Dragón mestizo había sido vendido por sus padres y pasó su infancia encerrado en una cueva que se convirtió en una quimera.

Muchas emociones diferentes subieron y bajaron en la mente de Sheritt. Era difícil pensar de forma racional.

El Dragón mestizo continuó su historia mientras ella lo hacía.

“Después de convertirme en una quimera así, crecí comiendo más corazones de Dragon. Pasé por la primera fase de crecimiento, y luego ……”

La historia sobre cómo pasó por la segunda fase de crecimiento pero no pudo completar la tercera fase de crecimiento.

Luego, las historias sobre todas las malas acciones que había cometido durante ese tiempo.

Y luego las cosas que sucedieron con Cale.

“… Le dije a Redika que tirara el huevo negro en una cueva en el Continente Occidental …”

Incluso habló sobre cómo le dijo a Redika que tirara el huevo negro y luego envió el dispositivo de control de temperatura y se aseguró de que Redika lo revisara con frecuencia.

“… ¡Ha!”

Lord Sheritt se burló con incredulidad. Su mirada se volvió aún más complicada cuando miró al Dragón mestizo.

Cale no podía entender todas sus emociones, pero podía entender lo que estaba pensando en ese momento.

El Dragón mestizo seguía diciendo que tiró el huevo, pero en realidad había tratado de esconderlo y protegerlo.

“… Pero según Cale Henituse, Redika había vendido ese huevo negro a Stan March ……”

Cale miró hacia Raon.

Los ojos azul oscuro miraban al Dragón mestizo con una mirada inexplicable.

Raon había sido atrapado en esa cueva oscura y torturado por Venion Stan.

Este Dragón negro ahora estaba escuchando cómo había terminado así.

Cale no podía entender lo que estaba sintiendo Raon.

Por eso abrazó a Raon con más fuerza. Era todo lo que podía hacer ahora mismo.

“… Y actualmente, soy un humano y prácticamente no tengo la fuerza de un Dragon. Pronto, pronto-”

Cuando la larga historia estaba a punto de terminar. El Dragón mestizo vaciló sin poder terminar su frase. Escuchó la voz fría de Lord Sheritt en ese momento.

“¿Morirás pronto?”

Los ojos del Dragón mestizo miraron hacia Sheritt.

Sheritt y el Dragon mestizo. Los dos hicieron contacto visual. El Dragón mestizo abrió la boca que se había ido abriendo y cerrando sin poder decir nada.

“Sí, señora. Moriré pronto.”

El Dragón mestizo luego vio que Lord Sheritt comenzaba a fruncir el ceño con una emoción que no podía describirse con palabras.

Ella cerró los ojos.

Estaba sentada con la espalda recta y parecía un árbol robusto que no temblaría.

Sin embargo, podía sentir que este árbol lloraba en silencio sin derramar lágrimas.

El Dragon mestizo que le miró por un momento comenzó a hablar de nuevo.

Su voz temblorosa rompió el silencio en la habitación.

“Yo…yo lo siento.”

El Dragon mestizo inclinó la cabeza y el cuerpo tanto como pudo.

Cale volvió a cerrar los ojos.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente