Capítulo 472 – TCF – Cometiste un error (4)

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

El Dragón Antiguo Eruhaben estaba parado en silencio en los muros del territorio Dubori del Reino Caro mientras miraba hacia adelante.

Los soldados solo pudieron mirarlo, pero no pudieron acercarse a él. Era porque desprendía una presencia que les hacía difícil acercarse.

Shhh.

El cabello de Eruhaben ondeaba al viento.

El viento que había estado soplando desde el mar hacia la tierra durante el día y cambió de dirección de tierra a mar tan pronto como pasó la medianoche y comenzó un nuevo día.

‘Eruhaben-nim.’

La Elfo Oscuro Tasha le había explicado sobre este cambio repentino en el viento cuando se escabulló por la tarde para verlo.

‘El viento siempre sopla de tierra a mar cuando el humo del maná muerto se eleva en el desierto.’

Por eso era raro que el humo de maná muerto que comenzaba en el centro del desierto llegara al territorio Dubori.

‘Además, los Elfos Oscuros también tienen miembros que usan elementales del viento y magos para hacer que el viento sea más fuerte con el fin de tener cuidado ante cualquier cambio potencial.’

Eruhaben pensó que los Elfos Oscuros eran muy amables cuando escuchó eso.

Los Elfos Oscuros vivían bajo tierra mientras se escondían de los humanos y otras razas que intentaban matarlos.

Pero según Tasha, habían trabajado duro durante mucho tiempo para asegurarse de que el humo de maná muerto no llegara al territorio Dubori.

‘Ese no es el caso. Eruhaben-nim, esto no es por el territorio Dubori ni por los humanos. Sería malo si se revelara el secreto del desierto y el Reino Caro terminara encontrándonos mientras lo investiga. Lo hicimos porque teníamos miedo de perder nuestro hogar.’

Tasha estaba diciendo que no era por los otros seres vivos, pero el hecho de que había humanos viviendo felices en la Ciudad Subterránea mostraba que los Elfos Oscuros eran seres generosos.

“Líder-nim.”

Volteó la cabeza después de escuchar una voz.

El chamán Gashan, el jefe de la Tribu Tigre, sonrió mientras miraba a Eruhaben.

Gashan no podía llamar a Eruhaben por su nombre ni llamarlo Dragon-nim en este momento, por lo que temporalmente lo estaba llamando líder. Eruhaben se inclinó levemente ante la persona que vio una vez, Gashan dio un paso hacia un lado.

El príncipe heredero Valentino estaba de pie detrás de Gashan. Detrás de él estaban algunos de los lords del territorio cercano con fuerzas más fuertes.

“¡Cómo se atreve frente a su alteza! ¡Este… ese arrogante-!”

Uno de los lords del territorio en la facción del príncipe heredero estaba comenzando a enojarse por el hecho de que las acciones de Eruhaben fueron groseras, pero Valentino agitó la mano para detenerlo.

“Suficiente.”

“¡Su Alteza! ¡Pero mire la forma en que le saludó ese tipo! Se atreve….”

“Suficiente.”

El noble cerró la boca ante la repetida respuesta de Valentino. Sabía que no obtendría ningún beneficio si discutía al respecto una vez más.

“Deseo que todos los lords del territorio bajen del muro. Tengo algo que decirle en privado.”

Los lords de territorio parecieron confundidos por el comentario de Valentino, pero pronto se inclinaron y se dirigieron hacia abajo desde la muralla de la ciudad.

Valentino, cuya tez había empeorado significativamente en un solo día, miró hacia los nobles con expresión cansada antes de voltearse hacia Eruhaben.

“No sé cómo dirigirme a ti.”

“Lo que sea más fácil para usted está bien, sir.”

“…Por supuesto.”

Valentino observó detenidamente a los únicos dos miembros del grupo de Cale que quedaban en este castillo.

El chamán, Gashan. Trataba a Valentino de una manera muy respetuosa y descarada a pesar de que era bastante mayor. Sin embargo, Valentino se dio cuenta de que Gashan era un individuo fuerte a través de su comportamiento amable.

Su gran estatura desprendía una sensación natural de presión, pero también había visto cómo Gashan había controlado a los cuervos en el territorio Dubori. Además, no podía tratarlo como a sus propios subordinados después de enterarse de que era un Tigre y espetaba que también tendría una fuerza física extrema.

‘Pero es más fácil tratar con ese tipo. ¡En cuanto a este mago frente a mí …!’

Valentino miró a Eruhaben con una mirada extraña.

Había visto cómo actuaba Gashan con Cale. Así fue como pudo decir cuánto respetaba Gashan a Cale. Sin embargo, esa persona fue aún más humilde con este mago.

‘Él es como mínimo un mago de alto grado.’

Esa fue la determinación que los magos del Reino Caro tenían sobre este mago frente a él.

Era impactante que un individuo tan fuerte estuviera al lado de Cale, pero Valentino estaba más sorprendido consigo mismo.

‘Algo es extraño. No puedo manejarlo fácilmente.’

Eruhaben le había dado un saludo bastante grosero al príncipe heredero de un reino, pero la intuición de Valentino le había dicho que lo dejara así.

Eruhaben tenía un pensamiento en mente mientras miraba a Valentino.

‘Tiene una intuición bastante buena.’

Eruhaben había suprimido por completo su Dragon Fear. Aun así, este príncipe heredero desconfiaba de Eruhaben y lo rodeaba con cautela.

Valentino estaba usando un tono informal como lo hizo con los demás, sin embargo, se mantuvo callado sobre las acciones de Eruhaben que podrían verse como arrogantes.

También se acercó con entusiasmo a Eruhaben.

Este era un humano con una fuerte intuición.

“Entonces simplemente te llamaré mago.”

“Por favor, hágalo.”

“Okey.”

Valentino, que dejó de hablar por un momento como si pensara con cautela, continuó hablando.

“¿Ha recibido alguna comunicación del comandante Cale?”

Valentino, quien hizo la pregunta, sintió como si su mente se desbordara con problemas complicados en este momento.

El Reino Caro había enviado una declaración a todos los reinos, principados y ciudades libres del Continente Occidental. En realidad, fue más una solicitud de cooperación que una declaración.

Lo había hecho porque decidió que no podía dejar que las cosas siguieran así.

Valentino recordó lo que el Lord Dubori había dicho una vez que volvió a sus sentidos.

‘Su Alteza. ¡Ni siquiera sabía que estaba hechizado! ¡Lo juro! ¿Parezco alguien lo suficientemente loco como para arrastrar a esa persona a mi territorio? ¡Es alguien conectado con la magia negra!’

El asustado Lord Dubori le suplicó a Valentino. Valentino, así como el resto del mundo político del Reino Caro, se sintió significativamente preocupado después de ver su reacción.

Eso era miedo a que los Reinos del Norte … Luego el Imperio Mogoru … Y luego el Reino Caro y cualquier otro lugar fueran barridos por este bastardo de la Estrella Blanca en el futuro.

También sintieron ira.

‘Como se atreve…!’

¿Se atreve a controlar el Reino Caro como quiera?

Lo que la Estrella Blanca intentó hacer no fue atacar el Reino Caro, sino engañarlos y jugar con el.

Ese hecho enfureció aún más a Valentino.

Todo el Reino Caro también estaba lleno de ira y miedo y acordaron que deberían hacer todo lo necesario para superar esta situación.

Por eso el reino había elegido mostrar su poder abiertamente.

Cada territorio comenzará a reunir tropas a partir de mañana y los magos y caballeros que se dispersaron tenían que regresar a la capital.

Los otros reinos que habían recibido la declaración mostraron su apoyo a las acciones del Reino Caro. Habían muchos quienes todavía se sentían caóticos o que el Reino Caro estaba yendo por la borda, pero todos estaban de acuerdo en que tenían que hacer algo, ya fuera grande o pequeño.

Había recibido una carta del príncipe heredero del Reino Roan, Alberu Crossman, no hace mucho.

<Encontrémonos en los próximos tres días. >

La gente influyente del Continente Occidental se reuniría en el Palacio Roan.

‘Está bien que el Reino Roan tome la iniciativa.’

Valentino conocía la fuerza del Reino Caro. Por eso entregó las riendas al Reino Roan a pesar de que fueron los primeros en dar un paso al frente.

No tenía quejas al respecto. En cambio, Valentino recordó lo que el príncipe heredero Alberu había agregado al final de ese mensaje.

<Por favor, cuide de Cale Henituse, mi hermano menor jurado. >

La historia de cómo Alberu Crossman tomó a Choi Han como su instructor y Cale como su hermano jurado era famosa en todo el Continente Occidental.

Sin embargo, algo más había llamado la atención de Valentino en lugar de esas palabras.

Cale Henituse.

Valentino se había dejado llevar por una emoción indescriptible cuando leyó ese nombre.

Por eso salió de la tienda de estrategia y se encaminó hacia el muro. Luego le había preguntado a este mago frente a él si había algún contacto de Cale.

Sin embargo, el mago no le dio a Valentino la respuesta que deseaba.

“No, su alteza. Todavía no hemos recibido ningún contacto del joven maestro-nim.”

Valentino se mordió los labios. No pudo contener la frustración que se acumulaba en su interior y empezó a hablar.

“… ¡Para que el humo de maná muerto se eleve desde el desierto ……!”

Había intentado seguir a la Estrella Blanca que había perseguido a Cale por el desierto.

Podía tomar esa decisión porque numerosas tropas habían llegado al territorio Dubori y más estaban en camino. Sin embargo, todas las tropas solo pudieron permanecer en el territorio Dubori después de que Eruhaben las detuviera y les informara sobre el humo de maná muerto.

Por supuesto, Cale había discutido con los Elfos Oscuros sobre esto por adelantado antes de revelar la información a Valentino.

Originalmente no iban a revelar esta información, pero no tenían otra opción porque la Estrella Blanca había cargado en el territorio Dubori y las fuerzas del Reino Caro estaban reunidas allí.

No podían simplemente dejar que las tropas del Reino Caro en el territorio Dubori cargaran hacia el desierto.

Tasha se había reído de esto.

‘Bueno, eso es bueno. Ya nadie debería venir al desierto porque le tienen miedo al humo de maná muerto.’

Ella estaba en lo correcto.

Los nobles que gritaban en voz alta para matar a la Estrella Blanca fueron los primeros en retirarse.

Valentino miró hacia el desierto.

No podía ver el humo del maná muerto correctamente debido al cielo nocturno Oscuro y al desierto negro.

Pero pensó que podía distinguir débilmente algo que parecía hervir a fuego lento.

Habría pensado que era un espejismo en el pasado, pero saber de qué se trataba le daba miedo.

Por eso Valentino no pudo evitar preguntar.

“¿El Comandante Cale va a luchar dentro de ese humo negro?”

Los humanos morirán si absorben maná muerto.

Cale debería saber eso también. ¿Pero estaba dispuesto a meterse en esa trampa mortal?

“Sí, sir. El joven maestro-nim está luchando en el desierto.”

Valentino miró hacia Eruhaben que respondía con calma y volvió a preguntar.

“Los Elfos Oscuros y la nigromante son una cosa, pero ¿no estarán en peligro el Comandante Cale y el maestro de la espada si absorben el humo del maná muerto?”

“Por supuesto.”

“… Aunque el joven maestro Cale dijo que estaría a salvo y que tenía una forma de luchar …”

Hablando humanamente …

Olvídese de su posición como príncipe heredero; Valentino comenzó a emocionarse al sentirse agradecido y arrepentido con Cale de una manera humana.

Estaba triste, pero también lleno de anticipación.

Se sintió triste al pensar en Cale que sufriría, pero estaba emocionado por un futuro potencial sin la Estrella Blanca.

‘Hmm.’

Eruhaben observó a Valentino cuyas emociones eran completamente visibles en su rostro mientras acariciaba su barbilla.

‘Es cierto que Cale Henituse está sufriendo. Ese bastardo desafortunado siempre termina agotado…. ¿Debería ayudarlo?’

Eruhaben empezó a hablar por ese bastardo desafortunado.

“Su Alteza.”

“¿Hay algo que quieras decir?”

Valentino miró a Eruhaben con curiosidad, ya que era la primera vez que Eruhaben lo llamaba para que hablara. Eruhaben, que recibió su mirada, continuó hablando con voz tranquila.

“Hay una manera de que un humano vivo luche eficazmente con maná muerto.”

Los ojos de Valentino se abrieron de par en par al instante.

“¿Como? Cuál es el método ¡Dímelo rápido!”

Quería ir al desierto con sus caballeros si existía tal método.

Eruhaben miró los ojos de Valentino que mostraban claramente lo que estaba pensando y continuó hablando.

“Eso es rociar o cubrir todo tu cuerpo con fuerza vital.”

“…¿Fuerza vital?”

“Sí, sir. Fuerza vital.”

Gashan el tigre chamán se estremeció y miró hacia Eruhaben.

El método que Eruhaben estaba describiendo era muy estúpido, aterrador y triste.

‘Supongo que realmente es un Dragón.’

Gashan pensó que Eruhaben diciéndolo como si no fuera nada lo hacía muy parecido a un Dragón.

Sin embargo, mantuvo la boca cerrada y no interrumpió su conversación. Sabía que Eruhaben debía tener una razón para hacer esto.

Valentino miró hacia Eruhaben y empezó a hablar.

“¿Cómo ayuda la fuerza vital a luchar contra el maná muerto?”

“El maná muerto es, como su nombre lo indica, una presencia muerta. La presencia opuesta e incompatible a eso es una presencia viva, fuerza vital. Por eso el maná muerto no puede acercarse a alguien que está cubierto de fuerza vital.”

“Entonces, ¿qué es esa fuerza vital? Si es lo opuesto al maná muerto, ¿es maná normal?”

“No, sir. Estamos hablando de la fuerza contraria e incompatible a la muerte. No es una discusión sobre el maná.”

“¿Entonces?”

Eruhaben dijo una palabra sin ningún rastro de sonrisa en su rostro.

“Sangre.”

Todo el cuerpo de Valentino se puso rígido al instante.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente