Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Capítulo 115 – TCF – Grande y Poderoso (3)

Night mode
Pagina Anterior

Dragon.

 

 

Era otro dragón aparte de Raon.

 

 

Cale no quería conocer a otro Dragón.

 

 

En la mayoría de las novelas de fantasía, los Dragones antiguos eran personajes que servían de ayudantes que le darían al MC la clave para un punto crítico en la novela. Sin embargo, los Dragones en ‘The Birth of Hero’ eran solo seres egoístas y  arrogantes.

 

 

‘¿No dijo la novela  que todos los Dragones aquí eran muy  egoístas?’

 

 

Raon fue una  excepción. Cale comenzó a fruncir  el ceño cuando comenzó a preocuparse.

 

 

[Sé que no hay Dragones tan grandes y poderosos como yo en este mundo, ¡pero tengo curiosidad! Todos tienen otros miembros de su raza, excepto yo.]

 

 

Raon diciendo, ‘excepto yo’, hizo que Cale se estremeciera.

 

 

[Bueno, tú también eres único en tu tipo. No hay nadie más débil como tú. Eso está bien. ¡Estaré contigo!]

 

 

Haaaaah.

 

 

Un profundo suspiro salió de la boca de Cale. Se froto la cara con las manos mientras seguía pensando.

 

 

‘¿Por qué las cosas terminaron así?’

 

 

Él había hecho las cosas de acuerdo al plan, así que ¿por qué todas estas otras cosas se estaban interponiendo  en su camino? ¿Fue porque él tenía  un Dragón y el MC, Choi Han, con él?

 

 

La voz preocupada de Raon se disparó en la cabeza de Cale.

 

[Humano,  ¿estás enfermo otra vez?]

 

 

Haaa.

 

 

Cale se cubrió la cara con ambas manos mientras le preguntaba al Jefe Elfo.

 

“¿Puedes decirnos la ubicación?”

 

[¡Oh si!]

 

 

El jefe Canaria comenzó a sonreír ante la pregunta de Cale. Parecía una fan que estaba a punto  de ver cómo sus dos celebridades favoritas se conocían.

 

 

Cale comenzó a sentir dudas después de bajar la mano al ver la sonrisa en la cara de Canaria.

 

 

“¿Tiene el Dragón una  buena personalidad?”

 

 

“No me atrevo a hablar sobre las personalidades de tales seres venerados. Todos ellos   son grandes y poderosos seres.”

 

 

Cale no debería haber hecho tal pregunta a los adoradores del Dragón.

 

“¿Es un Dragón adulto?”

 

 

“Él es un  Dragón-nim Antiguo.  También es un dragón sociable.”

 

 

[¡Un dragón anciano!]

 

 

Raon agregó después de escuchar a Canaria decir que el Dragón era un Dragón Antiguo. Por otro lado, la expresión de Cale no parecía ser demasiado buena.

 

 

‘Un dragón sociable sigue siendo un dragón egoísta’.

 

 

Pero Cale todavía estaba un poco aliviado. Las palabras del Jefe Canaria significaron que el Gold Dragon al menos mostraría  cierta curiosidad hacia Raon.

 

 

[¡Yo Raon Miru, probare mi grandeza!]

 

 

Cale contuvo un suspiro después de escuchar la respuesta de Raon. ¿Un dragón tonto como Raon lograría  sobrevivir frente a un  Dragón Antiguo? En realidad estaba un poco preocupado.

 

 

Sin embargo, esa preocupación desapareció rápidamente. Fue por lo que el jefe Canaria dijo a continuación.

 

 

“Sin embargo, estoy preocupada porque, como un Dragón Antiguo, el Dragón-nim está luchando por su salud. Espero que ver a otro Dragon-nim lo haga feliz y lo ayude a recuperar algo de fuerza.”

 

 

Afortunadamente,  ese Dragón era débil.

 

 

Esto disminuyó las preocupaciones de Cale, porque sentía que podrían escapar, incluso si Raon terminaba en una  pelea con este Gold Dragon.

 

 

‘Podemos correr si todo lo demás falla’.

 

 

Raon no debería estar en desventaja si se lleva a Choi Han y al resto con ellos. Cale debatió qué podría hacer para poder tomar un grupo lo suficientemente fuerte como para poder mirar hacia abajo  a ese Dragón Antiguo. Sin embargo, Canaria comenzó a sonreír  y volver  a hablar.

 

 

“Creo que sería una hermosa vista cuando los dos Dragones-nims se encuentren”.

 

 

‘¿Hermoso?’

 

 

A Cale le preocupaba que se derramara sangre.

 

 

Sin embargo, surgió una preocupación aún mayor. El Caballero Guardián hizo una  seña al Jefe con los ojos.

 

 

La expresión de Canaria se tensó un poco después de ver su mirada. Luego se volteo para hacer contacto visual con Cale.

 

 

“Joven maestro-nim,  es posible”.

 

 

Canaria dijo una colección de palabras que hizo que Cale tuviera un mal presentimiento. Cale tomó otro pedazo de pan y comenzó a comer de nuevo.

 

 

“¿Podría encontrarse con el espadachín?”

 

 

‘Malditos Elfos’.

 

 

Cale tomó otro bocado del pan y se tragó las cosas que quería  decirles también a los Elfos.  Estos Elfos no le dieron nada, pero continuaron pidiéndole cosas. Incluso si Cale seguía diciendo que no necesitaba nada, ¿no es correcto traer algo al pedir  algo?

 

 

‘Eran así en la novela  también. Este jefe puso a Choi Han a trabajar  bastante.’

 

 

Cale pensó que el jefe era como un mapache.

 

 

Ella no dio ninguna recompensa al decir que la codicia materialista era mala, pero aún así pidió mucha ayuda.

 

 

Naturalmente, Cale no tenía planes de ser estafado por Canaria. Cale miró hacia Canaria con una expresión indiferente.

 

 

“¿Por qué necesito reunirme con él?”

 

 

Canaria comenzó a hablar con cautela  después de ver la expresión indiferente de Cale y de  escuchar su voz fría. Ella nunca había sido tan cautelosa con un humano antes. Sin embargo, él era alguien que estaba protegido por un Dragón. Ese gran y poderoso Dragón probablemente estaba cerca observándolos ahora mismo.

 

 

“El espadachín no dijo nada, por mucho que lo interrogamos. Mencionó que no conoce su  identidad, pero pensamos que podría obtener más información de él ya que ya ha tratado con ellos tres veces.”

 

 

Canaria pudo ver a Cale masticando el pan mientras la observaba. Este noble que estaba comiendo el pan con gracia terminó el pedazo de pan antes de comenzar  a sonreír. Era similar a su propia sonrisa.

 

 

“Solo te ayudaré con esta solicitud, ya que es para beneficio de todos”.

 

 

La expresión de Canaria se volvió extraña. Sin embargo, Cale no mostró ninguna reacción a su expresión, en cambio, miró a los demás mientras seguía  hablando.

 

 

“Pendrick, ¿no estás de acuerdo? Necesitamos ayudarnos unos a otros para que todos puedan vivir bien. Mientras esté dentro  de nuestras  capacidades.”

 

 

“Tienes razón,  joven maestro-nim.”

 

 

“Sí. Ayudarnos unos a otros sin ninguna ganancia materialista en mente es realmente genial. Tú también estás de acuerdo con nosotros, ¿verdad, Caballero Guardian-nim?”

 

 

El Caballero Guardián se sobresaltó ante la repentina pregunta de Cale antes de arreglar su postura  y responder.

 

 

“Ahem, sí. Nunca he conocido a un joven maestro-nim, ejem, otro humano, que conozca el valor de tales hechos. Definitivamente  mereces la protección de un Dragón-nim.”

 

 

“En efecto. Como mencionaste, Caballero Guardian, tales acciones solo pueden ser pagadas con acción.”

 

 

Contrariamente a la actitud amable de Cale, su elección de palabras fue muy específica. Sin embargo, su suave sonrisa hizo que los dos Elfos solo oyeran lo que pensaban que eran las palabras de una  persona benevolente.  Pendrick respondió en voz alta.

 

 

“¡Tiene razón! ¡El corazón no puede estar lleno de cosas materialistas!” Pendrick estaba mostrando el tipo de reacción que Cale quería.

 

 

‘Bien, bien. Así que la próxima vez,  todos tendrán que darlo todo para ayudarme.’

 

 

En lugar de compartir sus pensamientos internos, Cale miró al Jefe y puso una sonrisa que parecía aún más benévola que la sonrisa del  Jefe.

 

 

No había nada en la Aldea Elfo que tomar aparte del trabajo manual. Poner a los Elfos a trabajar también significaba que él también conseguiría que los Elementales trabajaran. ¿No debería usarlos ya que los ayudó? Además, la Aldea Elfo estaba en una excelente ubicación entre el Reino Roan y el Reino Breck.

 

 

[Humano, ¿por qué sonríes como sonríes cuando estas con el príncipe heredero? ¿Hicieron algo mal?]

 

 

En lugar de responder a las palabras de Raon, Cale se levantó  de su asiento.

 

 

“Vamos a ir de inmediato”.

 

 

Cale y el jefe hicieron contacto visual.

 

 

“¿No deberíamos hacer nuestro mejor esfuerzo para ayudarnos lo más rápido posible si hay una necesidad?”

 

 

La expresión del jefe volvió a ser extraña. Era como si este humano delante de ella la estuviera presionando para que hiciera lo que él decía. Ella también podía sentir la fuente de la presión también.

 

 

‘Qué un poder antiguo único’.

 

 

Este poder antiguo desconocido la estaba presionando. Encontró a Cale interesante. Tuvo una suerte  sin igual, un poder antiguo  único, y…

 

 

‘Su discurso también es elocuente.’

 

 

Canaria se levantó como lo había hecho Cale. Podía ver la curiosidad en los ojos de Pendrick y el Caballero Guardián cuando miraban a Cale. Los otros Elfos probablemente tendrían expresiones similares en sus caras.

 

 

Este era un humano interesante. Se preguntaba qué intentaba hacer al obtener las curiosidades de los Elfos. Ella también tenía  curiosidad, pero no podía seguir al lado de Cale.

 

 

“Desafortunadamente, necesito volver al sitio de restauración, así que Pendrick los guiará allí”.

 

 

“Ya veo”.

 

Cale hizo contacto visual con Pendrick.

 

 

“¿Vamos?”

 

 

“Sí, señor”.

 

 

Pendrick tomó la delantera y abrió la puerta. Cale, al igual que el resto del grupo, comenzó a moverse. Sin embargo, Cale pronto dejó de caminar.

 

 

“Ah”.

 

 

“¿Qué sucede, joven  maestro nim?”

 

 

Cale rebuscó en su bolsa mágica mientras respondía.

 

 

“Todos, pónganse sus máscaras.”

 

 

La máscara que Cale se había quitado para comer había regresado. El grupo dejó escapar un suspiro colectivo antes de sacar también sus máscaras. Cale les dio algunas órdenes una vez que todos se pusieron sus máscaras.

 

 

Pendrick miró en blanco antes de estremecerse ante lo que Cale le estaba diciendo al grupo que hiciera, pero pronto comenzó  a caminar a instancias de Cale.

 

 

“Vamos.”

 

 

“Sí, sí señor”.

 

 

Cale siguió a Pendrick a la parte de atrás de la residencia del jefe. Se dirigían en dirección opuesta al jardín de flores de antes. Pronto apareció una gran roca, y la expresión de Cale se volvió extraña después de entrar en la habitación subterránea  debajo de la roca.

 

 

Este lugar  nunca  había sido descrito en la novela.

 

 

Cale había pensado que los Elfos habían hecho algunos interrogatorios simples después de encarcelar al espadachín de la organización  secreta.

 

 

‘Esto no es lo que esperaba’.

 

 

La habitación subterránea frente a Cale estaba teñida de sangre. Parecía más apropiado llamar a esto una  prisión subterránea.

 

 

Cale no sabía que los Elfos torturarían al espadachín. Cale reafirmó su creencia de que los estereotipos eran inútiles antes de señalar con la barbilla mientras miraba a  Pendrick.

 

 

“¿Cómo podemos hablar cuando él esta así?”

 

 

“Eso…”

 

 

A Pendrick le faltaban palabras cuando comenzó a sonreír torpemente. Los Elfos que custodiaban la prisión subterránea  también sonreían torpemente.

 

 

Cale pudo ver que el espadachín de mediana edad era casi irreconocible mientras estaba sentado allí con las piernas torcidas y el cuerpo cubierto de  sangre.

 

 

‘Choi Han dijo que lo paralizó’.

 

 

Cale miró hacia el Elfo con las herramientas de tortura y murmuró mientras se agachaba.

 

 

“Elfos y humanos,  todos son iguales”.

 

 

Pendrick se estremeció ante las palabras de Cale. Las palabras de esta persona que no tuvo avaricia y simplemente  se movieron para salvar a todos se sintieron frías  y agudas.

 

 

“Pendrick, ¿puedes enviar a los otros Elfos fuera? Puedes quedarte. Quiero charlar en paz.”

 

“Sí, señor. Entiendo.”

 

 

Pendrick hizo un gesto a los guardias, quienes pronto salieron de la habitación. Cale estaba mirando al hombre ensangrentado  mientras Pendrick hacía  eso.

 

 

Había estado con el domador y el lancero mágico. Este espadachín había parecido bastante talentoso para su edad.

 

 

“¿Sabes su nombre?”

 

 

“No, él no ha dicho nada”.

 

 

Murmuró Pendrick mientras respondía. A Cale le pareció extraño que un curandero como Pendrick pudiera estar de pie con calma en esta prisión mientras volvía su mirada al espadachín de mediana edad.

 

 

Fue en ese momento.

 

 

“Kehehehe”.

 

 

El espadachín de repente se echó a reír. Fue una risa bastante espeluznante. Sin embargo, Cale miró hacia él y habló con indiferencia.

 

 

“Me alegra que no estés fingiendo estar dormido”. Beacrox intervino  en ese momento.

 

 

“Su nombre es Balbud”.

 

 

 

Balbud, el espadachín de mediana edad, dejó de reír  al instante.

 

 

Cale se volteo hacia Beacrox y se estremeció. Beacrox se había puesto un nuevo par de guantes blancos en algún momento y sostenía una daga afilada en su mano. Beacrox entendió mal la expresión de asombro de Cale y se explicó a sí mismo.

 

 

“Así era como lo llamaba el lancero mágico durante la batalla. Parece haber sido el responsable de proteger al domador. Sin embargo, según su parecido con el nombre del domador, parece una herramienta  prescindible.”

 

 

“Kehehe, hehe!”

 

 

El espadachín se echó a reír tan pronto como Beacrox terminó de hablar. Sin embargo, él aun no dijo nada. La voz de Cale llegó al espadachín,  Balbud, que estaba mirando hacia el  suelo.

 

 

“¿No vas a decir nada?”

 

 

Sin embargo, Balbud comenzó a hablar, contrariamente a las expectativas de Cale.

 

 

“Sólo…”

 

 

Balbud levantó lentamente la cabeza. No le importaban los Elfos. Sin embargo, él tenía curiosidad por estas personas. Aún tenían esas máscaras y uniformes falsos molestos, como si se estuvieran burlando  de él.

 

 

“¿Quién demonios eres? ¡¿Quién se atreve a ir contra nosotros?!” Balbud comenzó  a rechinar los dientes.

 

 

Nunca antes había visto a tales expertos. Por eso se sentía tan injusto. Quería saber quiénes eran antes de morir.

 

 

Sin embargo, Balbud pudo ver a Cale sonriendo detrás de la máscara.

 

 

Esta era la persona que se había desmayado después de lanzar el rayo rojo. Creía que este hombre era el líder.

 

 

Ese hombre dijo una sola palabra.

 

 

“Arm.”

 

 

Los ojos de Balbud se abrieron de par en par. Intentó mover su cabeza hacia abajo para evitar la mirada de Cale, sin embargo, había  una  mano que tiraba de su cabello.

 

 

No era Cale, sino Beacrox, cuyos guantes blancos se estaban manchando  rápidamente con la  sangre en el cabello de Balbud. Con la cabeza en su lugar, Balbud no tuvo más remedio que mirar a Cale.

 

 

Cale preguntó lentamente antes de que Balbud lograra cerrar los ojos.

 

 

“Supongo que el Continente  Oriental no fue  suficiente?”

 

 

Cale podía ver la ansiedad en la cara de Balbud.

 

 

“¡Q-… qué demonios eres ……!”

 

 

 

“Sun God”.

 

 

Sin embargo, Cale solo continuó diciendo lo que quería decir. Decidió hacer todas las preguntas que tenía  mientras  tenía  la oportunidad.

 

 

“Roan, la Tribu Lobo, las sirenas y el Imperio. Las sirenas probablemente fueron para las rutas marítimas,  pero ¿por qué apuntaste  al Reino Roan y al Imperio?”

 

 

 

Cale hizo contacto visual con Balbud, quien parecía ansioso desde que había criado el continente oriental.

 

 

Balbud comenzó a fruncir el ceño. No tenía ni idea de quién era esta persona ni cómo conocía a Arm, el continente  oriental, así como sus acciones en el continente occidental.

 

 

Se mordió ligeramente los labios cuando sus ojos se nublaron y comenzó a sonreír.

 

 

“Jeje, ¿crees que te diré algo?”

 

 

Balbud movió la lengua para encontrar un sabor amargo en lo profundo de su boca. Su corazón dejaría de latir en el momento en que reventara esta cápsula. Balbud se echó a reír mientras pensaba cómo se suicidaría sin revelar nada.

 

 

Provocó a Cale con su mirada ardiente mientras trataba de morder la pequeña cápsula en su boca.

 

 

“Nunca  te lo diré, ugh!”

 

 

El espadachín de mediana edad Balbud soltó un gruñido. Podía ver los ojos detrás de la máscara volviéndose en media luna.

 

 

“Me estas subestimando demasiado si crees que un método así funcionaría”.

 

 

Meeeeow.

 

 

El gatito rojo quitó su sigilo y apareció lentamente  delante de todos.

 

 

On y Hong estaban, naturalmente, con Cale. Balbud, que no podía mirar hacia abajo porque Beacrox estaba levantando  la cabeza, no podía ver la niebla que rodeaba sus  piernas.

 

 

Estaban usando un veneno paralizante.

 

 

“Ugh, cough!”

 

 

El cuerpo de Balbud temblaba cuando un guante blanco entró en su boca y sacó la pequeña cápsula.

 

 

[¡Eso es un dispositivo mágico! ¡Lo analizaré!]

 

 

Cale volvió su mirada hacia Balbud después de ver a Beacrox limpiando su guante blanco y guardando la pequeña cápsula. Sonrió mientras miraba a Balbud, quien estaba perdiendo lentamente  la conciencia por el veneno  paralizante.

 

 

“No puedes esperar que caiga en un patrón tan común”.

 

 

Cale había leído muchas novelas sobre cómo el MC no podía obtener ninguna información de los enemigos que capturaba porque el enemigo usaba veneno o un dispositivo oculto para suicidarse. Como no era el MC de una historia, Cale no quería sufrir una pérdida de información tan decepcionante.

 

 

Se levantó después de ver que Balbud finalmente perdió la conciencia y suavemente comenzó a hablar con Pendrick, que lo estaba mirando.

 

 

“Toda vida es preciosa. ¿No es maravilloso que lo hayamos salvado antes de que muriera?” Pendrick de repente olvidó lo que iba a decir.

Pagina Anterior