TSCOG 397 – Estás Con Nosotros o Contra Nosotros (1)

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Por fin, el día del anuncio de Valhalla fue finalmente revelado. Fue su primer anuncio oficial desde que regresaron a Eva.

Junto con el hecho de que Roberto Servillo y los cautivos iban a ser colocados como testigos, como se reveló a través del periódico informativo del Gremio de Asesinatos, el anuncio recibió gran atención pública.

No hace falta decir que la plaza central de Eva estaba abarrotada de tanta gente el día del anuncio que no había espacio para moverse.

Pronto, la multitud de personas que se reunieron como nubes comenzaron a zumbar. Fue porque habían visto a Seol Jihu caminando hacia la plaza desde lejos.

Eso no fue todo.

Solo habían adivinado entre ellos antes, pero el obispo y Kishi Yukino realmente caminaban hacia ellos bajo la escolta de los Guardias de Eva.

A juzgar por las verdades detrás de los casos recientemente revelados, la mayoría de las agencias de inteligencia habían predicho que el obispo se convertiría en el chivo expiatorio y se haría cargo de toda la culpa.

La razón es que habían pensado que castigar a las 24 organizaciones era realmente imposible, sin importar cuán fuerte fuera la organización que Valhalla se había convertido independientemente.

Además, a menos que dichas organizaciones fueran idiotas, no había forma de que admitieran sus actos y probablemente rechazaran todas las acusaciones, diciendo que “no sabían”.

Por supuesto, algunos pensaron que el obispo no simplemente tomaría las cosas acostado y comentaron que estallaría una pelea de perros entre el templo de Luxuria y el resto de las organizaciones.

Los miembros de Valhalla comenzaron su anuncio poco después de llegar al centro de la plaza.

Un momento después, Kishi Yukino y Roberto Servillo, cuyos ojos miraban fijamente al espacio, caminaron temblorosamente hacia la plataforma preparada de antemano.

Y las confesiones que fluyeron por las dos bocas poco después, sorprendieron a todos los presentes, poniéndolos en estado de shock.

Todas las predicciones hechas por las agencias de inteligencia estaban completamente fuera de lugar.

“La persona que planeó con nosotros es… el director de recursos humanos de Sinyoung, Jung Minjong…”

El obispo no dijo cosas que habían esperado. Más bien, fue un anuncio escandaloso, si lo hubo.

Admitió todos sus crímenes y testificó la verdad del incidente sin una pizca de falsedad.

Ya sea su objetivo de querer demostrar su valía a la Reina Parásita, los cómplices que lo ayudaron en su plan que él elaboró, e incluso el hecho de que habían entregado un cristal de comunicación a los Parásitos para comunicarse con Sung Shihyun en caso de Cualquier percance, el obispo lo derramó todo.

Y cuando mencionó que él y el director de recursos humanos de Sinyoung se pusieron en contacto secretamente con cada una de las organizaciones para reunir a sus tropas de élite, la atmósfera en la plaza alcanzó un clímax.

Cuando la confesión casi había terminado, Roberto Servillo y Kishi Yukino habían comenzado a tartamudear mientras el sudor caía de sus cuerpos como la lluvia.

Nadie pensó que era extraño teniendo en cuenta la situación que enfrentaban.

Seol Jihu subió al escenario para enviarlos a los dos antes de hablar en voz baja.

“Ahora responderé preguntas”.

El permiso instantáneo fue dado, las preguntas se derramaron como una inundación.

“¿Qué pasará con el obispo?”

“Dado que mantuvo su último hilo de conciencia, no lo mataremos”.

“Solo vemos a un cautivo, entonces, ¿qué pasó con los otros cuatro?”

“A pesar del hecho de que todo había salido a la luz, hubo algunos que mantuvieron su lealtad incluso sabiendo sus consecuencias”.

En realidad, sus mentes habían sido destruidas cuando Charlotte Aria y Odelette Delphine se equivocaron durante su práctica, pero Seol Jihu mintió entre dientes sin siquiera humedecerse los labios.

El caos solo duró un momento.

“¡Las 24 organizaciones acusadas guardan silencio! Parece que las cosas cambiarán después del anuncio de hoy, entonces, ¿qué es exactamente lo que planeas hacer?”

La plaza se calmó al instante después de que alguien gritó.

Aunque se hizo indirectamente, era una pregunta sobre la que la multitud era más curiosa.

Todos habían visto la evidencia con sus propios ojos y los testigos habían salido. Con esto, las organizaciones fueron incapaces de entrar o salir del todo.

“Primero tendremos que escuchar lo que el director de recursos humanos de Sinyoung, Jung Minjong, tiene que decir”.

Seol Jihu habló con una voz monótona pero clara.

“Estoy seguro de que hay personas que se sienten perjudicadas. Puede haber aquellas que realmente no tenían idea de este incidente, ya que fueron las acciones de individuos y organizaciones selectas. Al igual que Kishi Yukino de la Federación Japonesa de Empresas, a quien el obispo había llamado personalmente”.

Seol Jihu miró lentamente a las personas que escuchaban mientras contenían la respiración, anotaban notas o miraban su imagen a través de un cristal de comunicación.

“Pero si alguien se siente perjudicado, entonces simplemente pueden demostrar su inocencia. Sin embargo, no aceptaremos palabras vacías. Después de todo, no sabemos si la gente realmente no estaba al tanto o si eligieron permanecer en silencio a pesar de saberlo todo”.

Se detuvo por un momento antes de bajar la voz de repente.

“Sin embargo, aquellos que no puedan demostrar su inocencia o intentar evitar sus responsabilidades serán debidamente castigados por sus actos”.

La multitud comenzó a zumbar después de la declaración concisa.

“No solo estoy hablando de este incidente. Ya sea la emboscada en Haramark o el intento de calumniar mi reputación hace varios años, nos aseguraremos de pagar a todos los involucrados con intereses adicionales”.

Por supuesto, no se olvidó de agregar un comentario al final.

“Aquí en el Paraíso, no podemos dejar a los insectos maquinando solo en la oscuridad, ¿verdad?”

El anuncio de Valhalla terminó.

La declaración oficial de Seol Jihu causó otra onda en todo el Paraíso antes de que se recuperara del último incidente, y las agencias de inteligencia comenzaron a emitir una gran cantidad de titulares.

—¡La impactante confesión de Roberto Servillo! “Trabajé con el Director de Recursos Humanos de Sinyoung, Jung Minjong”. Cómplice revelado.

—La declaración de venganza de sangre de Valhalla… ¡Se ha cruzado el Rubicón!

—El representante de Valhalla “escuchará primero lo que Sinyoung tiene que decir”.

¿Una oportunidad de vivir? El representante de Valhalla: ‘Demuestra tu inocencia. No creemos en palabras vacías’.

“¡Maldición!”

Un hombre, que estaba sentado detrás de su escritorio leyendo un artículo, estalló de ira.

Arrugó el papel antes de tirarlo al joven que se lo entregó.

El inocente joven que de repente fue víctima de su arrebato de ira, vislumbró al hombre furioso, sin saber qué hacer.

Giovanni Greco. Era un guerrero de nivel 4 y el representante de ‘Ill Destino’, una fuerza armada bajo Sicilia que había hecho un enemigo en Haramark. (Ill Destino está así, en inglespañol, en la misma novela web coreana está escrita así también)

También fue alguien involucrado en el incidente reciente.

“¡Maldita sea, maldita sea, maldita sea, maldita sea!”

Giovanni Greco golpeó su escritorio y gritó de ira una y otra vez.

No solo fallaron sus planes, sino que había perdido al único Alto Rango de su grupo. Para colmo, se enfrentaba a todo tipo de acusaciones del público.

Las acusaciones eran solo temporales, por lo que podía soportarlas. El problema era que Valhalla estaba ampliando constantemente el problema. Debido a que estaban avivando el fuego antes de que la conmoción anterior se calmara, las cosas no parecían calmarse pronto.

En este momento, comenzó a preocuparse si las llamas incendiarían toda la casa. Esto fue evidente por los pocos miembros que ya habían comenzado a abandonar su grupo con el pretexto de este incidente.

Por supuesto, con todas las cosas consideradas, incluido el antiguo incidente de la Alianza de Eva , todos sabían que se estaban retirando únicamente por el miedo a la lanza de Valhalla.

“¡Ese maldito bastardo! Habríamos dado un paso atrás si hubiera hecho las cosas moderadamente, pero ¿quiere llevar esto hasta el final?”

Giovanni Greco apretó los dientes antes de levantar repentinamente la mirada.

El joven se estremeció al sentir su mirada.

“¿Todavía no hay ninguna llamada de Sinyoung?”

“Sí. Parecen estar en medio de su conferencia diaria… Nos dijeron que esperemos por ahora…”

“¿No es cómplice su director de recursos humanos? ¿Entonces no deberían tejer una nueva historia o declarar su defensa? ¡Si no es así, entonces jodan! ¿Están diciendo que tienen otra cola que cortar?”

El joven chasqueó los labios.

Como dijo Giovanni Greco, el autor intelectual que planeó y dirigió todo el incidente permaneció en silencio.

Por supuesto, si bien podrían proponer contramedidas para responder a la difícil situación en la que se encontraban, era un hecho que las cosas no podían dejarse solas.

No había forma de que Valhalla aceptara solo al director de recursos humanos de Sinyoung como el único chivo expiatorio.

Era posible que Sinyoung estuviera buscando otro chivo expiatorio para satisfacer a Valhalla para resolver este incidente, y nadie sabía qué organización terminaría siendo.

Para decirlo de plano, no fue una o dos veces que tales cosas sucedieron en el Paraíso.

“Um …”

El joven, que dudó un momento, habló.

“¿Por qué no hacemos el primer movimiento ya que las cosas terminaron así de todos modos?”

“¿Primer movimiento?”

“Sí, sí. Ya que estamos en una posición bastante única…”

Infería el hecho de que Ill Destino estaba técnicamente bajo Sicilia, no Sinyoung, al menos en la superficie.

“…Vamos”.

Al darse cuenta de este punto, Giovanni Greco habló con una voz un poco más tranquila.

Un momento después, cuando terminó la explicación del joven, hizo una mueca dudosa.

“Bueno. No suena tan mal pero … ¿podemos hacer esto?”

“No denunciaremos a Valhalla, así que ¿no estaría bien? En cualquier caso, deberíamos estar cavando una forma de sobrevivir, ¿no? Para decirlo sin rodeos, si Sinyoung …”

El joven siguió sus palabras, pero Giovanni Greco pudo adivinar a qué se refería.

“Si Sinyoung está intentando encontrar un cordero para el sacrificio, es muy probable que seamos su primer objetivo”.

Por otra parte, teniendo en cuenta el tamaño de Ill Destino, no era irrazonable preocuparse por las cosas que podrían suceder en el azar.

“Maldita sea. Cruzar la línea al elegir bando podría jodernos…”

“¿No estábamos escogiendo ya un lado? No es una mala idea abordar por completo un lado esta vez”.

El joven sugirió una vez más. Giovanni Greco estuvo en conflicto por un tiempo antes de terminar asintiendo con dificultad.

“… Asegúrate de escribir un maldito buen artículo”.

* *

Dos días después del anuncio oficial de Valhalla, una de las 24 organizaciones que participaron en la redada salió para contar su historia por primera vez.

Una organización llamada Ill Destino de Haramark había publicado un artículo de forma independiente.

—… Giovanni Greco aclaró su posición de la siguiente manera. No tuvo conocimiento de los hechos recientes y que fue la acción independiente de ‘Matia Moretti’ cuya identidad se confirmó entre los muertos.

Se quejaron de que era injusto, describieron cómo Ill Destino era una fuerza bajo Sicilia en primer lugar para que no pudieran relacionarse con Sinyoung o el templo de Luxuria, e insistieron en que Matia Moretti había tomado medidas independientes.

“Si bien Giovanni Greco admitió que un centenar de disculpas no fueron suficientes por la mala gestión de su subordinado, se preguntó con cautela si “el obispo estaba tratando de arrastrar a otros con él”.

Con la publicación del artículo, la suerte estaba echada.

Como decía el dicho, una conciencia culpable no necesita acusador. Si bien había descuidado el artículo por pura desesperación, Giovanni Greco prestó mucha atención a la respuesta de Valhalla.

Mientras esperaba, un invitado inesperado visitó Ill Destino. Al escuchar el aviso, Giovanni Greco corrió apresuradamente a la sala de recepción.

“¿Qué quieres decir con esto?”

Esto fue lo que escuchó tan pronto como abrió la puerta.

Vio la espalda de una mujer envuelta en un abrigo rojo, sentada en una silla.

No era otro que la cabeza de Sicilia, Taciana Cinzia.

“¿C-cómo puedo ayudarte?”

“Don, Don Cinzia. Sobre este incidente…”

Giovanni Greco y el joven entraron en pánico.

“No, no estoy hablando de ese incidente”.

Cinzia bajó uno de sus brazos sin mirarlos.

Un trozo de papel se deslizó entre su dedo índice y medio antes de aterrizar frente al pie de Giovanni Greco.

“Esto. Estoy hablando de esto”.

Fue el artículo publicado por Ill Destino.

“En realidad, lo hiciste bien. Fue bastante oportuno”.

Mientras la voz de Cinzia continuaba, Giovanni Greco, que inicialmente estaba perdido, hizo que su tez se volviera un poco más brillante.

¿Estaba alabando mi rápida respuesta? Justo cuando pensaba eso y estaba a punto de dejar escapar un suspiro de alivio …

“Parece que las predicciones del Representante Seol fueron completamente acertadas. Dijo que habría un grupo o dos que saltarían para aprovechar el caos”.

Giovanni Greco, que se había sentado frente a ella, se congeló. No entendió lo que estaba diciendo en ese instante.

“Sin embargo, nunca imaginé que sería de Haramark”.

Cinzia comentó desagradablemente mientras mordía un cigarrillo.

“En cualquier caso, tal vez debería agradecerle por crear una excusa para involucrarme. Fue un artículo bastante interesante de leer, pero Sicilia no puede dejar pasar esta oportunidad”.

“Eso… ¿Qué quieres decir…”

“Has visto la película hace unos días, ¿no?”

“¿Película? ¿Estás hablando de esa película?”

Cinzia sonrió cuando Giovanni Greco preguntó con una cara aturdida.

“Sí. Esa película. Habrá una secuela pronto. Pero el director de cine, que también es el protagonista masculino, mencionó que tenía algunas preocupaciones”.

“¿Si?”

“La primera película puede haber sido un éxito, pero a menudo hay casos en los que la secuela no cumple con las expectativas de la audiencia. Quizás por eso está pensando tanto en la secuencia de apertura…”

Cinzia miró furtivamente.

Giovanni Greco todavía tenía una cara que decía que no tenía idea de lo que estaba diciendo.

“Lo que quiero decir es”.

Cinzia explicó lentamente mientras encendía su cigarrillo.

“Cierta organización aprovechó las relaciones amistosas de Sicilia con la identidad anterior de Valhalla, Carpe Diem, para elaborar una explicación… ¿Qué piensas de usar la destrucción de esa organización como secuencia inicial?”

“¿Cierta… organización?”

“Sí. Una cierta organización”.

Cinzia levantó las cejas y asintió ligeramente.

“Por ejemplo, esa organización parecía estar afiliada a Sicilia en la superficie, pero de hecho, se aliaron con Sinyoung y los estaban espiando en secreto. Sería un gran escenario si Sicilia se enfureciera y explotara esa organización. ¿Qué piensas?”

Giovanni Greco parpadeó.

“Que-!”

Justo cuando abrió mucho los ojos y golpeó la mesa con ambas manos para levantarse de su asiento…

¡Crash!

“¡Ack!”

…Gritó en voz alta junto con el sonido del cristal rompiéndose antes de desplomarse en su asiento.

Se vio una flecha que sobresalía del dorso de la mano de Giovanni Greco.

El joven que había entrado en la habitación con él también gritó de dolor antes de aterrizar en el suelo.

Se podía ver un destello en la azotea de un edificio distante en dirección a la ventana rota.

No solo estaba allí.

Adelante, atrás, izquierda y derecha.

A través de todas las ventanas a su alrededor, podían ver algo brillando bajo la luz del sol en la distancia.

Estaban completamente rodeados.

“¿Qué quieres decir con… Ahhhhh!”

Giovanni Greco gritó de dolor en el medio de su oración. Cinzia había agarrado el eje de la flecha y lo estaba hundiendo más en su mano.

“¿Te ordenó Sinyoung?”

Cinzia se inclinó para preguntar.

“No, no es eso. Sinyoung no sería tan estúpido. Supongo que te sentiste culpable por algo y quisiste dar el primer paso”.

Giovanni Greco sacudió locamente la cabeza mientras apretaba los dientes.

Pero Cinzia lo ignoró y, en cambio, inclinó su rostro más cerca.

“Cualquiera que sea el caso, en realidad, no me importa lo que estés pensando”.

Los ojos de Cinzia brillaron.

“Lo importante en este momento es que necesitamos un sacrificio. Un sacrificio, para mostrar como un ejemplo de lo que sucede cuando alguien incurre en la ira de Valhalla”.

Mientras Cinzia hablaba en voz baja a una distancia donde sus narices casi se tocaban, Giovanni Greco comenzó a temblar visiblemente.

Comenzó a arrepentirse de todo.

Había derramado agua para apagar el fuego, pero resultó ser una taza llena de gasolina en lugar de agua.

“Él no creerá palabras vacías y se asegurará de pagar a todos los involucrados con intereses adicionales. Dado que el representante de Valhalla lo había dejado tan claro, nuestras acciones estarán justificadas. Como un aliado irremplazable de Valhalla, por supuesto”.

Un humo blanco salió de la boca de Cinzia.

Giovanni Greco, que estaba frunciendo los ojos por el humo, de repente entrecerró los ojos.

La luz brillante entró en su visión.

Cuando inconscientemente miró hacia abajo, encontró un círculo mágico que emitía una luz púrpura pálida debajo de él y del joven.

La boca de Giovanni Greco se abrió.

“Adiós amigo”.

Al mismo tiempo que Cinzia se despidió, las valquirias salieron corriendo de los círculos mágicos para perforar las gargantas de los dos hombres con sus lanzas.

Los dos convulsionaron juntos mientras estaban empalados en la pared.

Y una vez que vomitaron sangre y sus cuerpos se debilitaron, Cinzia activó su magia de teletransportación sin dudarlo.

Cuando apareció afuera, encontró a Agnes estirando los brazos hacia el edificio de Ill Destino.

Cinzia la pasó sin decir nada.

“¿Jefe?”

Ella solo saludó con la mano a la pregunta de Agnes, como diciéndole que se hiciera cargo de ella antes de que se volviera molesta.

Al recibir la señal, Agnes hizo circular su maná y presionó firmemente con sus manos sin una pizca de vacilación.

Mientras lo hacía, cientos de miles de cables invisibles que se habían enrollado alrededor del edificio se clavaron en las paredes y los atravesaron.

Un momento después, el edificio fue cortado como un pastel cortado en pedazos antes de deslizarse hacia abajo.

¡Rumble!

¡Kwang, kwang, kwang, kwang!

Acompañado por un fuerte retumbar, la estructura se derrumbó como un castillo de arena.

No pasó mucho tiempo antes de que el enorme edificio se derrumbara por completo.

Era una muestra de fuerza, acorde con un Rango Único.

Lo único que quedaba era limpiar los restos.

Bajo el mando de Agnes, los miembros de Sicilia que habían estado esperando, todos cargaron hacia el edificio derrumbado.

Las llamas con columnas de humo negro pronto lo envolvieron todo.

“¿Cómo está, representante de Valhalla?”

Cinzia habló mientras observaba la escena desde lejos.

“Es nuestro regalo para nuestra reunión anterior. ¿Te gusta?”

—-…Es genial.

Se escuchó una voz baja a través del cristal transparente que emitía una tenue luz en la mano de Cinzia.

—Acabo de terminar de leer el artículo en realidad. Me estaba preparando para tomar medidas, pero me salvó el problema … Pero la señorita Agnes parece un poco enojada, ¿verdad?

“Existe el dicho ‘como profesor como estudiante’, pero Agnes siempre ha tenido un espíritu bastante competitivo. No ha podido dormir adecuadamente desde que regresamos”.

Cinzia se rio ligeramente.

“…Ya sabes.”

Acercó el cristal de comunicación antes de preguntar sutilmente.

“Si hubiéramos tomado medidas después del incidente hace 3 años como lo hicimos hoy, ¿crees que podríamos haber estado un poco más cerca?”

—Siempre nos he considerado cercanos, pero un poco más que eso, eh… Bueno, entonces, ¿no podemos conocernos a partir de ahora? Existe el dicho de que algo bien comenzado está a medio hacer. De todos modos, he recibido bien tu regalo.

“Bien comenzado está a medio terminar, eh. Tendré que esforzarme por conocer a tu otra mitad entonces”.

—Debes prepararte bien en ese caso.

“No hay nada difícil si hay beneficios que van y vienen. Espero trabajar con usted, mi nuevo amigo”.

Cinzia esbozó una gran sonrisa como si encontrara satisfactoria la respuesta de Seol Jihu.

Ese día, un gran incendio ardió en Haramark. Cuando la gente se dio cuenta y salió corriendo, todo ya había terminado.

El edificio que una vez fue el territorio de Ill Destino desapareció sin dejar rastro.

Todo lo que quedaba era ceniza.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente