Capítulo 5 – Sello dorado

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

 

“Condiciones?” (Seol)

Seol regreso la pregunta.

“¿Las escucharas o no?” (Kim Hahn-Nah)

“Vamos a escucharlas.” (Seol)

“Número uno. Júrame ahora mismo aquí, que nunca antes has puesto un pie en ese otro mundo.” (Kim Hahn-Nah)

“Por supuesto, lo haré. Te lo juro.” (Seol)

“Número dos. Quiero que me cuentes tu secreto cuando te entregue la invitación, el secreto de esa… inconsistencia en ti.” Kim Hahn-Nah)

“Me niego.” (Seol)

Seol se negó de inmediato.

“Pide algo más. No vuelvas hacer preguntas sobre ese tema.” (Seol)

“¿Incluso si te doy una invitación muy especial?” (Kim Hahn-Nah)

¿Una invitación muy especial? Seol se sintió ligeramente tentado, pero aun así agito la cabeza en negación.

“Todavía no. Si logro confiar en ti un poco más en el futuro, entonces tal vez lo haga. Pero ahora no.” (Seol)

…Como no podía estar 100% seguro, dejó una puerta de posibilidad abierta.

Kim Hahn-Nah llevo su cabeza hacia atrás, y mientras contemplaba el cielo nocturno, suspiro enormemente.

“… La condición final. Después de ser admitido, siempre negociarás conmigo antes que nadie, sin importar qué. ¿Entendido?” (Kim Hahn-Nah)

“¿Qué pasa si no soy admitido?” (Seol)

“A menos que seas el idiota más inútil y despreciable, así como un desafortunado hijo de puta, estoy bastante segura de que eso no va a suceder. De todos modos me aseguraré de eso.” (Kim Hahn-Nah)

Su voz tembló por el resplandeciente calor de la ira. Al terminar de escuchar su oración, Seol rápidamente marcó algunos puntos dentro de su mente. Parecía que Kim Hahn-Nah no cedería al último punto. Si no se ponían de acuerdo aquí, entonces, no importaba de nada recibir una invitación, ni siquiera firmar un contrato sería posible ahora.

“Veo que está muy apegada a esta invitación, ¿no es así….?” (Seol)

Al escucharla decir la palabra “negociación”, definitivamente había tirado por la borda todos y cada uno de los pensamientos sobre el contrato de esclavitud. Después de evaluar sus opciones, Seol decidió hacerlo.

“Acepto.” (Seol)

“… Bien.” (Kim Hahn-Nah)

Kim Hahn-Nah guardó su teléfono y dejó escapar un número consecutivo de suspiros mientras buscaba en sus bolsillos internos. A juzgar por como le temblaba la mano, debe haber encontrado que usar eso, era un suceso muy, muy desafortunado.

Pronto cuatro sellos sujetados cuidadosamente entre sus dedos salieron de la chaqueta. Uno era de color rojo, otros de bronce, otro plateado y, finalmente uno dorado.

“Ya que dijiste que no querías firmar el contrato…”  (Kim Hahn-Nah)

Kim Hahn-Nah deshecho el sello rojo.

“En cuanto al bronce…. Puedo usarlo con mi autoridad, pero eso es solo para los bienes públicos. Así que, no. No hay necesidad de mencionar el plateado, también.” (Kim Hahn-Nah)

La forma en que hablaba mientras agitaba accidentalmente su dedo alrededor, afectó un poco los nervios de Seol, pero lo soportó. El único sello que quedaba era el dorado. Esa fue su llamada preciosa Invitación

Agarró con fuerza, frustración y angustia el sello, antes de acercarse a Seol como si estuviera lista para devorarlo en el acto.

“¡¿Es, espera?!” (Seol)

“¿Qué? ¿No hemos terminado de hablar ahora? Querías una invitación, ¿no?” (Kim Hahn-Nah)

“¿Qué es ese sello dorado, entonces…?” (Seol)

“¡Es mi vida, estúpido! ¡¡Mi vida!!” (Kim Hahn-Nah)

Kim Hahn-Nah le gritó, y pronto agarró el brazo izquierdo de Seol quien se encontraba retirándolo. Como si lo hubiese apuñalado con una daga, ella colocó el sello dorado sobre el dorso de su mano izquierda.

De repente, una luz dorada explotó. Esa luz dorada brillo hacia arriba, pero, al igual que el agua de una inundación retrocede, la luz se disipó desde arriba, hasta finalmente volverse oscura.

Sintiéndose completamente desconcertado, Seol desvió su mirada hacia el dorso de su mano. Justo en el centro, una pequeña marca redonda emitió una luz rojiza y dorada desde allí. Aunque desapareció rápidamente como si hubiera sido absorbida por su piel, la vista siguió siendo bastante hipnótica.

Antes de que se diera cuenta, un sobre lo golpeo en el pecho. Viendo lo lujosamente empaquetado que estaba, adivinó que ésa era la carta de invitación.

“La Puerta se abrirá a las 10:30 PM, esta noche. Son unas dos horas a partir de ahora, así que si quieres arreglar tus asuntos personales, entonces ve y hazlo. No me importa si lees la carta de invitación o no.”  (Kim Hahn-Nah)

Mientras agarraba la bolsa llena de dinero, Kim Hahn-Nah se dio la vuelta abruptamente para irse. Justo cuando daba varios pasos hacia atrás, tembló perceptiblemente, y se giró para mirarle una vez más.

“Tú…. no importa qué, tienes que sobrevivir, ¿entiendes? No me importa lo que hagas, será mejor que sobrevivas y seas admitido, ¿entiendes?” (Kim Hahn-Nah)

“?”

“Ya he hecho tanto por ti, así que si mueres allí, ¡veamos qué pasa! Recuperaré todo lo que me debes por todos los medios posibles, ¿entiendes?” (Kim Hahn-Nah)

Debe haber estado muy, muy enfadada. La voz de Kim Hahn-Nah estaba llena de increíble intención asesina. Pero aún así, ella desapareció rápidamente en la oscuridad.

Seol dejó caer su trasero. Se sentía como si una tormenta salvaje hubiera pasado hace unos segundos. Como si hubiese bailado al ritmo de la melodía que se estaba reproduciendo en ese momento, pero una vez que terminó, se sintió completamente agotado.

Seol apretó y aflojó su puño izquierdo un par de veces antes de cambiar su atención a la carta de invitación. Había una carta cuidadosamente doblada dentro del sobre.

Por alguna razón, terminó recordando su pasado mientras se sentía bastante orgulloso de sí mismo. Nunca antes había recibido una invitación, ni en su vida ni durante su sueño, pero ahora que tenía una, este era un sentimiento muy diferente para él.

Seol desplego cuidadosamente la carta.

¡Saludos!

Queremos agradecerle sinceramente por aceptar la Invitación a entrar en el “otro mundo conectado con el nuestro”, el Paraíso Perdido.

El Paraíso Perdido es un mundo sólo para un pequeño número de personas elegidas.

¡Un mundo lleno de apasionantes aventuras y tesoros deslumbrantes! ¡Un mundo en el que aún existen de verdad artefactos legendarios y donde la competencia feroz por ellos todavía existe!

¡Esta carta de invitación guiará al honorable invitado a los pasos del Edén, para dejar atrás la monotonía de la vida cotidiana!

* Esta carta de invitación solo se entrega a un invitado de honor con la aprobación del sello dorado.

* *La hora de apertura de la puerta es a las 10:30 PM, 16 de marzo de 2017. Recomendamos encarecidamente que, para entonces, el honorable invitado encuentre una zona tranquila sin testigos presentes.

* Esta carta de invitación es necesaria durante la confirmación del Sello, así como para el sorteo de la bonificación inicial. No pierda esta carta durante la admisión y llévela consigo.

* Esta carta de invitación permite al honorable invitado traer a otra persona como ayudante.

“Ah. Que mierda” (Seol)

Seol dejó de leer cada pequeña palabra de la carta y echó un vistazo a la pantalla del teléfono. Eran ya pasadas las ocho y se movía hacia las nueve.

‘No me queda mucho tiempo’.

Seol se quejó un poco, antes de que una sonrisa irónica se formara en sus labios. Kim Hahn-Nah le dijo que resolviera sus asuntos personales, pero no tenía muchos para empezar. Su familia lo había repudiado, y tampoco había nadie a quien pudiera llamar un amigo particularmente cercano.

Incluso si no contactara a nadie durante uno o dos meses seguidos, sabía que a los demás no les importaría. No, tal vez serían más felices sabiendo que él no los estaba molestando.

En cualquier caso, el tiempo restante no parecía ni aquí ni allá. Ella ni siquiera le dijo que preparara las cosas de antemano, también.

Fue en ese momento que recordó a Yu Seon-Hwah.

“…”

Seol metió la carta de invitación en su bolsillo y se levantó de su asiento. De repente, sintió que no le quedaba suficiente tiempo.

El primer lugar al que se dirigió fue aun sauna local. Se limpió cada parte de su cuerpo sucio, y se cortó el pelo rápidamente con el peluquero dentro del sauna. Pasó una hora volando, así de fácil.

Ni siquiera pudo disfrutar de esas sensaciones refrescantes que hace mucho tiempo no sentía antes de llegar súper rápido a su habitación alquilada, lo suficientemente rápido como para que los superhéroes sintieran celos. Se cambió a la ropa más limpia que pudo encontrar, se detuvo en un cajero automático para retirar 2 millones de won, tomó un taxi y se dirigió a Nonhyun-dong.

Mientras se dirigía hacia allí, se vio acosado por una preocupación constante.

¿Tenía que ir a verla? Definitivamente no querría volver a ver su cara nunca más. Seol lastimó mucho a Yu Seon-Hwah con sus estúpidas y malhumoradas palabras. Pero, antes de irse, quería disculparse con ella. Incluso si eso significaba recibir una merecida bofetada en la cara.

Su corazón latía más fuerte y más rápido cuanto más se acercaba a la casa de Yu Seon-Hwah. Pero, de alguna manera, refrenó su corazón salvajemente palpitante y apretó el timbre de la puerta. Sin embargo, no importó cuánto tiempo esperara, no hubo respuesta. Llamó a la puerta varias veces, pero era como si fuera una iglesia vacía.

Le quedaban menos de diez minutos para el final.

‘¿Sigue todavía en el trabajo?’

Seol jugueteo con su teléfono antes de sentarse en la escalera que conducía al pasillo.

‘¿Estoy haciendo lo correcto, me pregunto?’

Ahora que había llegado tan lejos, ya no podía llamar a ese sueño una tontería estúpida e infantil. Bueno, las cosas que vio y experimentó en el sueño se habían hecho realidad, después de todo. Quería gritar en un ataque de frustración, pero su ansiedad era mucho mayor por ello.

Como dicen los proverbios; la leche ya había sido derramada; el dado ya había sido lanzado, etc, etc. Independientemente de lo que pasara después, tenía que enfrentarse a ello.

Como ya tenía la soga al cuello, Seol decidió ver su situación desde una perspectiva positiva. Pensó que, ¿no estaría bien hacer algo, cualquier cosa, con esa valentía que demostró cuando trató de ahogarse?

Justo cuando se decidió, el reloj llegó a las 10:30 PM. Seol miró a su alrededor y no vio a nadie.

Ting!

Casi al mismo tiempo, escuchó una campanilla proveniente del ascensor. Vio la luz verde triangular con un ‘1’ subiendo en el panel del ascensor. Alguien estaba subiendo.

Antes de perder la oportunidad, Seol se apresuró a sacar la bolsa de papel que contenía 2 millones de won. Luego, mientras se arrodillaba, metió la bolsa dentro de la ranura de correo en la puerta.

Cuando terminó de hacer eso, una luz circular apareció justo encima de la posición de Seol y lo tragó, antes de desaparecer sin dejar rastro. Esto sucedió en un abrir y cerrar de ojos.

Poco después, las puertas del ascensor se abrieron y una mujer solitaria salió. Yu Seon-Hwah parecía un poco exhausta cuando abrió la puerta principal, entró a su casa, con el rostro deprimido.

Dio un paso adelante sin energía, solo para patear suavemente algo.

“¿Mm?”

Sus ojos se abrieron más después de ver una pesada bolsa de papel junto a sus pies. Comprobó lo que había dentro – y procedió a mirar rápidamente hacia atrás.

Todo lo que pudo encontrar fue la solitaria oscuridad que se encontraba tranquilamente en el pasillo vacío del apartamento.

***

El aire frío que le hacía cosquillas en los dedos de los pies debe haber sido el culpable del frío que sentía el dormido Seol. Buscó distraídamente su manta, pero lo único que sus dedos errantes pudieron agarrar fue una almohada.

Abrazó muy fuerte la almohada, pero el frío se mantuvo. Desafortunadamente, ahora que su cerebro se había despertado, no quería volver a dormirse. Dejó saber este hecho con una pequeña pero insistente migraña.

Al final, Seol abrió los ojos.

Sintiéndose algo perdido, miró a su alrededor. Sin embargo, no importó cuántas veces mirara, ese lugar seguía siendo su habitación alquilada.

Sorprendido, Seol se apresuró a mirar el dorso de su mano izquierda. Estaba limpio. Lo estudió cuidadosamente, pero no pudo ver ni una sola indicación de que hubiera un Sello allí.

“Ha. Hahaha….”

Una risa amarga escapó de sus labios.

“¿Todo fue un sueño?”

Se rió roncamente para sí mismo antes de acostarse en el suelo.

“Correcto. Pero, por supuesto. ¿Por qué un miserable viejo como yo llegaría a….? ¡Maldita sea! ¿Estás tratando de burlarte de mí o algo así…?”

Como si fuera una persona que estuviera loca, se quedó mirando el techo durante un largo rato, antes de encender la televisión.

– ….La temperatura estaba cayendo por debajo del punto de congelación antes, pero en este momento, la temperatura de Seúl está rondando los 2,4 grados centígrados. Es más alto que a la misma hora de ayer…… 

La pantalla oscura gradualmente se fue vislumbrando y la voz clara de la chica del tiempo entró en sus oídos. Pero en lugar de ver la televisión, Seol tomó su paquete de cigarrillos y lo sacudió ligeramente. Sacó uno de los dos cigarrillos restantes y se lo metió entre los labios, antes de cambiar el canal.

– Farmaceuticas Sinyoung ha anunciado que ha desarrollado un nuevo medicamento …

La mirada de Seol ahuyentó el tenue humo azul y aterrizó en la pantalla del televisor.

Los canales de noticias hablaban de la historia de los nuevos medicamentos que ingresaron al mercado como su principal titular en los últimos días. Dado que el sueño de Seol había sido tan vívido, naturalmente terminó prestando atención a la noticia.

– Ubicada en la ciudad de Seúl, Farmaceutica Sinyoung es una empresa de investigación médica establecida hace cuatro años con el propósito de desarrollar nuevos medicamentos. Se están depositando más expectativas en ellos, ya que también hoy han mostrado resultados concretos……

La imagen en la pantalla cambió, y apareció un hombre que llevaba una bata blanca de laboratorio.

– … Posee las características de los antioxidantes que suprimen el origen de la inflamación, además de aumentar el nivel de testosterona en la sangre …

Tal vez fue por el humo del cigarrillo que los mareos de Seol parecieron intensificarse. Se arrastró hacia la ventana más cercana, extendió la mano, y la abrió de par en par. Inmediatamente se sintió un poco mejor cuando el frío viento le golpeó en la cara.

Se apoyó contra la pared, antes de deslizarse a una posición en cuclillas. Miró fijamente el televisor que escupía un balbuceo poco importante e indescifrable y casi por costumbre, se acerco hasta el bolsillo.

“!!!”

Se estremeció. Su mano se detuvo. Sentía como si cada una de las células de su mano izquierda se hubiera despertado de nuevo en vida.

deespacio, muy despacio…..

Muy lentamente, sacó el objeto atrapado entre sus dedos. Un sobre de papel familiar se reveló.

Era la carta de invitación.

Seol levantó bruscamente la cabeza tan pronto como su teléfono comenzó a vibrar.

[El mensaje del Guía ha llegado. Recomendamos que todos los huéspedes contratados e invitados que confirmen el mensaje inmediatamente.]

Seol se puso de pie instintivamente después de que ese anuncio robótico golpeara sus tímpanos. Cuando miró apresuradamente por la ventana, su mandíbula se aflojó.

“¿Qué diablos…?”

Pagina Anterior
Pagina Siguiente