Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Capítulo 180 – Solo Leveling

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Skydark: Yoo Myung-han tiene dos hijos más, además de Yoo Jin-ho.

–   Yoo Jin-je, es su hija.

–   Yoo Jin-sung,es su hijo.

 

“Primero volvamos a casa ”.

 

“…sí”

 

Yoo Jin-ho salió del hospital con la secretaria. Pero…

 

Justo antes de que se cerrara la puerta, nadie vio caer una sombra bajo los pies de Yoo Jin-ho y regresar a la habitación.

 

Tuk-!

 

La luz en la habitación del hospital se apagó automáticamente cuando la puerta estaba cerrada. Así que pasó en unos instantes.

 

Después, la sombra se deslizó desde la cama del presidente Yoo.

 

Woosh-!

 

Una hormiga soldado apareció de la sombra.

 

Este encontró un cuerpo que parecía estar durmiendo.

 

“¿Qué es esto?”.

 

Tan pronto como el soldado hormiga fijó su mirada en el presidente Yoo, fue absorbido por la sombra, y en cambio, Jinwoo apareció en el acto.

 

La habilidad “Shadow Exchange” había sido activada.

 

Jinwoo, que se había estado escondiendo con Stealth desde antes del intercambio, miró a su alrededor.

 

Los alrededores estaban oscuros, pero parecían tan claros como la luz del día para Jinwoo, cuya estadística de sensación alcanzó su punto máximo.

 

Las pupilas de Jinwoo, que brillaban en la oscuridad, terminaron de comprobar si había una cámara de vigilancia.

 

‘No hay nada.’

 

Había cuatro guardias alrededor, pero vigilaban desde afuera de la puerta.

 

No había peligro de ser atrapado a menos que el presidente Yoo Myung-ha de repente abriera los ojos y gritara.

 

Convencidos, Jinwoo detuvo su Stealth.

 

El cuerpo entero de Jinwoo, que había sido transparente, adquirió gradualmente su color original. Había una razón por la que Jinwoo tenía que ser tan cauteloso.

 

Fue porque pensó que no debía revelar la existencia del artículo llamado Medicina Milagrosa.

 

No hace mucho, el presidente Yoo le dio un cheque en blanco.

 

El presidente Yoo le dijo que le daría todo lo que estaría dentro de su posibilidad.

 

“¿Ofreciste un trato así porque no tenías otra opción?”

 

No.

 

El presidente Yoo era un hombre que estaba a la cabeza de hombres de negocios que solo podían sobrevivir juzgando pérdidas y ganancias.

 

Un empresario nacido que ha transformado el negocio de sus padres en uno de los principales conglomerados del mundo.

 

Sabía cuánto valdría “curar su enfermedad”. Pero sin embargo…

 

No todos en el mundo son tan caballerosos como el presidente Yoo. La inminencia a veces puede ser un incentivo para ser llamado locura.

 

Jinwoo admiro al presidente por no hacer nada imprudente antes de caer en el “Sueño Eterno”.

 

Pero sin embargo…

 

Aunque era el padre de su hyungnim, Jinwoo no era tan hosco para arriesgar su futuro por el bien del presidente Yoo, a quien no conocía.

 

Pero gracias a esta ocasión, Jinwoo había decidido.

 

Esperó lo más cuidadosamente posible, y finalmente llegó el momento. Pero sin embargo…

 

Como mucho esta será la única vez que lo curara, Jinwoo no llegar a intervenir más.

 

‘Después de todo, mi dinero no se invierte en Yoo-jin Construction.’

 

Jinwoo se rió, luego abrió su inventario y sacó uno de los cinco “Medicamentos Milagrosos”. Después de usar esta botella, solo quedarán cuatro en total.

 

Jinwoo sabía lo que se sentía  perder un padre debido a la enfermedad, así que no vacilo al utilizar la botella por Jin-ho así.

 

‘hyungnim, con esto puedes ver cuánto me preocupo por ti.’

 

Luego, Jinwoo levantó la parte superior del cuerpo del presidente Yoo, le abrió la boca y le dio  la “medicina milagrosa”.

 

Como si supiera que era el único salvavidas que podía salvarlo, lo bebió sin cuestionarlo.

 

Gulp-!

 

De repente, la botella que estaba llena, se vació.

 

Jinwoo, quien puso la parte superior del cuerpo del presidente Yoo en la cama, envió la botella vacía al inventario. Como su recuerdo de su madre, la sangre del presidente Yoo pronto volvio.

 

El latido de su corazón debilitado gradualmente comenzó a hacerse más fuerte. Jinwoo asintió.

 

‘Listo’.

 

El efecto medicinal funcionó bien.

 

Lo único que queda para Jinwoo hacer era no dejar ningún rastro antes que el presidente Yoo Myunggi despertara.

 

Jinwoo se escondió con la habilidad Stealth y se paró frente a la puerta.

 

Woosh-!

 

”Uh”

 

“Qué”

 

Los guardias se sorprendieron cuando la puerta, que solo se abre cuando se presiona el botón, se abrió automáticamente.

 

“Uh”

 

Luego, vieron al presidente Yoo en la habitación del hospital y en la pared de cristal. Los ojos de los guardias estaban aún más asombrados de cuando se abrió la puerta.

 

“Oh, huh?”

 

“¡Señor presidente!”

 

Un guardia rígido estiró su cuello tan pronto como reacciono.

 

“¡Doctor, Doctor!”.

 

El resto de los guardias se apresuraron a entrar en la habitación del hospital, excepto uno que corrió a buscar al médico.

 

“Presidente”

 

“¿Esta bien?”

 

El presidente Yoo miró a los guardias con una cara refrescante como un hombre que estaba descansando y entonces se levantó.

 

“¿Por qué todo esto?”

 

“Nosotros…”

 

“No, espera.”

 

Yoo Myung-han dejó de hablar con los guardias y miró a su alrededor. Sala VIP para pacientes en estado de Coma.

 

Después de enterarse de que estaba enfermo, el presidente Yoo había reservado una de estas habitaciones de antemano.

 

‘Eso significa…’

 

De repente …

 

Tuk-!

 

El presidente Yoo Myung-Han volvió su mirada hacia donde se oyó el sonido.

 

* * * * * * * *

 

* * * * * * * *

 

Ting-!

 

El ascensor se abrió.

 

Jinwoo, que estaba mirando a los médicos que venían del final del pasillo, entró en el ascensor.

 

‘¿Me dijiste que tu cumpleaños es el fin de este mes, verdad Jin-ho?’

 

‘Entonces felicitaciones por tu cumpleaños, aunque es un poco pronto.’

 

Su padre se había recuperado.

 

Pensando que este sería el mejor regalo de cumpleaños para Jin-ho, Jinwoo presionó el botón del ascensor para ir al primer piso.

 

Repentinamente…

 

Un hombre que llegó tarde y quiso entrar en el ascensor, comenzó a correr.

 

“No, espera”.

 

Sin embargo, cuando vio que no había nadie en el ascensor, era porque Jinwoo todavía tenía la habilidad Stealth activa.

 

‘Lo siento señor.’

 

Jinwoo, quien entregó su ‘profunda’ disculpa a su corazón, presionó el botón para cerrar.

 

Rumbling-!

 

Cuando el ascensor comenzó a moverse, Jinwoo comprobó su capacidad.

 

[Habilidad: Shadow Exchange LV.2]

 

[Habilidad específica para el trabajo]

 

[No requiere mana]

 

[Después de la puesta en marcha, se tiene que esperar 2 horas antes de poder utilizarlo nuevamente]

 

El esperar el tiempo dependía de la habilidad del nivel.

 

[Puedes usar la habilidad después de 1 hora 54 minutos y 11 segundos].

 

‘1 hora 54 minutos …’

 

Incluso si ignoro los 11 segundos, aún faltaban aproximadamente 2 horas para que pudiera volver a usarse.

 

El proceso de las sombras en Japón aún no se había completado.

 

En otras palabras, si Jinwoo quería tener a todos los gigantes como sus soldados shadow, tenía que ir a Japón una vez más.

 

Como había soldados shadow en Japón, no hubo ningún problema en el viaje de ida y vuelta.

 

El único problema para Jinwoo era qué hacer en las dos horas que tenía disponibles por el momento.

 

‘¿Voy a casa? … No’

 

‘¿Cómo se sentiría mi madre si su hijo volviera dentro de pocas horas después de que dije que regresaría a casa en una semana?’

 

Jinwoo decidió no ir a su casa.

 

Ting-!

 

La puerta del ascensor que se detuvo en el primer piso se abrió.

 

 

Hospital de Seúl ‘Ilshin’.

 

Jinwoo, quien había estado pensando una y otra vez por dónde pasar el rato hasta el momento en que dejó el hospital, de repente se le ocurrió una buena idea

 

“Voy a ver si hay una Mazmorra sin derechos de incursión en este momento”. Jinwoo, quien detuvo Stealth, expandió sus sentidos.

 

Jinwoo sintió cuatro o cinco Puertas cerca de esta área.

 

Luego saco su teléfono y entro en la aplicación de la asociación, verificando la información de las Puertas.

 

‘Excelente’.

 

La cara de Jinwoo se llenó de sonrisas después de confirmar que dos Puertas no habían sido reportados.

 

* * * * * *

 

* * * * * *

 

 

“Señorita, hemos llegado”.

 

”Gracias Señor”.

 

La hija del presidente Yoo Myung-Han, Yoo Jin-hee, llevó a su madre a casa después del banquete y regresó al hospital para ver a su padre.

 

Cuando se enteró de que su padre se estaba muriendo de una enfermedad, el cielo parecía colapsarse.

 

Sin embargo, Yoo Jin-hee creyó en las palabras de su padre.

 

[No te preocupes, hija, creo que tengo una pista sobre alguien que pueda curar esta enfermedad.]

 

Si alguien se hubiera jactado de curar una enfermedad incurable, nunca lo hubiera creído. Pero sin embargo…

 

‘¿Quién es mi padre?’

 

‘¿No es el presidente Yoo Myung-Han, quien influye en los negocios de la República de Corea?’

 

Así que esperaba algo , pero desafortunadamente esto sucedió.

 

Si supiera que esto sucedería, habría dejado de estudiar en el extranjero y habría pasado más tiempo con su padre.

 

Cuando dijo que estudiaría en el extranjero, derramó lágrimas al recordar los ojos de su padre, que había estado tratando de ocultar su decepción.

 

Pero en ese momento ..

 

Un rostro familiar no muy lejos apareció ante sus ojos, este estaba levantando la cabeza.

 

‘Uh, esta persona?’

 

Era una cara que había visto muchas veces.

 

Mientras pensaba en dónde había visto, esa cara familiar ya se había alejado muy rápidamente.

 

‘Quienquiera que haya sido ese hombre, ahora no es el momento de preocuparse por eso.’

 

Yoo Jin-hee, que esperó pacientemente a que se abriera la puerta del ascensor, recibió una llamada.

 

“¿Oh?”

 

La llamada era de un número desconocido.

 

‘¿Quién será?’

 

Por las cosas que habían sucedido hoy, Yoo Jin-hee respondió a la llamada.

 

“¿Hola?”

 

[Hola. Este es el Hospital de Seúl Ilshin. Su madre no contestó el teléfono, así que le llamé a usted.]

 

Yoo Jin-hee sabía que su madre acababa de caer con un tranquilizante, así que, por supuesto, no podía contestar el teléfono.

 

‘Pero … ¿qué está pasando?’

 

Yu Jin-hee estaba un poco asustada por la llamada del doctor. Así que pregunto con cuidado.

 

“¿Que está pasando?”

 

[En realidad, el presidente Yoo Myung-Han …]

 

Sus ojos se dilataron como un conejo mientras escuchaba la explicación.

 

Mentira…

 

‘¿Quieres que me crea esto?’

 

Mientras ojos enojado, ella preguntó.

 

“Eso es … cierto?”

 

[Nosotros también no creeríamos esto si no lo hubiésemos visto que con nuestros propios ojos. Sin embargo, cuando un paciente con el Sueño Eterno despierta, es impredecible a saber cuando vaya a caer en el Sueño Eterno de nuevo. Por lo tanto, tiene que venir pronto. No sabemos  cuándo el presidente volverá a caer dormido.]

 

“Estoy abajo, ya subo”.

 

Ting-!

 

Justo cuando Yoo Jin-hee se metió en el ascensor abierto, pensó.

 

‘¿Esto es verdad?’

 

Esos pocos minutos que subió el ascensor se sintieron como una eternidad para Yoo Jin-hee.

 

Ting-!

 

Tan pronto como se abrió la puerta, Yoo Jin-hee entró en la habitación y pudo ver la cara de su padre. De pies a cabeza, no hubo duda al respecto.

 

“Padre”.

 

Yoo Myung-Han, quien estaba rodeado de médicos, miró a su alrededor cuando escuchó la voz de su hija.

 

“Jin-hee …?”

 

“¡Padre!”

 

Cuando le dio una palmada en la espalda a su hija, Yoo Myung-han se dio cuenta una vez más de que había regresado de entre los muertos.

 

‘He sobrevivido.’

 

‘¿Pero puede ser esto una coincidencia?’

 

En la reacción de los médicos ante el milagro y su hija sollozando por su padre, Yoo Myung-Han escuchó en silencio los latidos de su corazón.

 

‘Incluso mi corazón …’

 

A pesar de tener más de 50 años de edad, su corazón estaba latiendo como si fuera aquel joven de 30 años.

 

Pagina Anterior
Pagina Siguiente