RW 468 – El Regreso

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

 

Después de dos semanas, Roland finalmente iba regreso a casa.

Después de limpiar a las cuatro familias nobles y las ratas de Calle Negra, podría por el momento, comenzar la reforma en la Fortaleza Longsong desde cero. Las medidas de ayuda y reasentamiento estaban en marcha de manera ordenada. Aunque los royales de oro y las provisiones confiscadas de los territorios de las familias Maple Leaf, Wolf y Wild Rose no eran tan abundantes como las que le incautó al Duque Ryan, todavía eran una cantidad impactante. Gracias a ello, pudo expandir el programa de ayuda a toda la ciudad sin escrúpulos y promocionar con éxito sus políticas durante la distribución de comida.

Para el día de su partida, el Segundo Ejército había alcanzado su objetivo de reclutar a 500 personas, y el departamento de policía también había agregado recientemente alrededor de 200 nuevos miembros. Roland dejó a la mitad de sus soldados y Vader en la fortaleza, para que no solo pudieran manejar las defensas y mantener el orden, sino que también pudieran entrenar a los nuevos reclutas y convertirlos en guerreros utilizables.

Sabía que el tiempo para implementar sus políticas era limitado. Si no facilitaba la comunicación directa entre las personas y el Ayuntamiento y no establecía su autoridad entre las masas lo suficientemente rápido, el antiguo poder volvería a llenar el vacío de poder actual. Como dice el refrán, sin destrucción no puede haber construcción. Él ya había completado la destrucción, y ahora era el momento de construir y fortalecer la Fortaleza.

La fuente de confianza de Roland era Ciudad Frontera, cuya población había crecido a más de 30,000 personas, más de la mitad de las cuales habían recibido ya una educación primaria. Eso era el equivalente al tamaño de dos escuelas secundaria modernas, pero era un número sorprendente en esta época. Además, la educación primaria no solo se limitaba a las habilidades de lectura, sino que también incluía el conocimiento básico de ciencia y política, así como un sentido universal del patriotismo.

El aumento en la tasa de alfabetización le proporcionará suficiente mano de obra para la revolución. Además, en comparación con los civiles ignorantes y mansos, un sentimiento de patriotismo le permitirá explotar un poder inimaginable. Los súbditos de la ciudad eran pequeñas chispas que algún día provocan un gran incendio en todo el territorio.

Mientras el cielo se atenuaba, Roland observó a la ciudad entre la oscuridad.

“Mira…qué es eso?” un miembro de la nobleza gritó detrás de él.

“Un…puente?” dijo otra persona, estirando su cuello. “Dios mío, es demasiado largo.”

“Eso es imposible! Cómo puede sostenerse ese puente tan largo con solo dos pilares?”

“Espera…parece estar hecho de acero!”

En el camino de regreso, aparte de las brujas, había docenas de nobles menores en el barco de Roland, que no habían participado en la rebelión y, por lo tanto, sobrevivieron a la purga.

De acuerdo con el plan de Roland, esos nobles menores aprenderán a administrar jerárquicamente el Ayuntamiento. Después de que la construcción de la ciudad estuviera oficialmente en marcha, regresarán a la Fortaleza y ayudarían a Petrov a construir el segundo Ayuntamiento para manejarlo y expresar sus órdenes a la población. Después de que los nobles perdieron sus privilegios feudales, todos querrían mejorar, y lo único en lo que podían confiar era en sus propias habilidades.

Cuando la flota pasó el puente de acero, Roland escuchó los asombrados suspiros de los nobles detrás de él. Todos contuvieron la respiración y miraron fijamente cómo el puente de acero se extendía sobre todo el ancho del río pasaba sobre sus cabezas.

El príncipe no pudo evitar reírse de esa gente, que no había parado de exclamar desde que subieron al barco. Primero, se sorprendieron de que un barco hecho de piedra pudiera flotar en el agua, y luego se sorprendieron con la rueda giratoria y la máquina de vapor. ‘Es una pena que el Proyecto de Tres Suministros de la ciudad no esté terminado’, pensó, ‘de lo contrario, sus mandíbulas caerían al suelo cuando vieran el poder de las bombillas.’

Los barcos anclaban lentamente con un agudo silbido. Barov, Carter y un grupo de funcionarios del ayuntamiento que habían recibido a la paloma mensajera ya estaban esperando junto a la orilla. Cuando vieron a Roland, retumbaron los cañones en celebración y le dieron la bienvenida con un conjunto de formalidades aptas para un rey.

Roland sonrió y les dio una palmadita en los hombros a los dos hombres, y posteriormente le presentó a Barov los nobles de la Fortaleza . “Estarás a cargo de la vivienda, la vida y la educación de estas personas”, le dijo en voz baja a Barov. “Que no te importe sus identidades o títulos, ya que son barones a lo mucho. Hay todo tipo de personas en las minas, y todos tienen que trabajar para vivir una vida honesta. Educalos como lo harías con los nuevos graduados. Quiero ver los resultados lo antes posible.”

“Si su Majestad.”

Cuando Roland regresó al castillo, todas las brujas que habían oído hablar de su regreso estaban esperándolo en la entrada. Antes de que pudiera sentir los efectos del sistema de calefacción al entrar por la puerta, un cuerpo cálido saltó a sus brazos. Olió el familiar aroma de su pelo y le dio unas palmaditas en la cabeza, y sonriendo dijo. “Regrese”

“Uh-Huh.” Anna levantó la cabeza, y sus ojos azules brillaron de alegría. “Te he estado esperando por mucho tiempo.”

“Yo también!”

“Y a mí! Goo!”

Pronto, Roland sintió un peso extra en cada uno de sus brazos…no miro para nada, ya sabía que eran Lightning y Maggie, porque nadie más los interrumpiría a él y a Anna.

“Oigan, ustedes dos básicamente fueron con él.” Mystery Moon se quejó.

“Sí.” Lily se burló. “Sinvergüenzas!”

“Me alegro de que hayan vuelto sanos y salvos”, dijo Wendy suavemente.

“Deberíamos celebrar esta noche”, sugirió Scroll.

“Sí! Quiero pan con helado!” Andrea exclamó. “Con las porciones de Ashes y Shavi, voy a festejar esta noche!”

La última en acercarse a él fue Tilly Wimbledon.

Ella extendió su mano y dijo casualmente, “Has tenido un largo viaje.”

“Gracias.” Roland sonrió y agarró su mano extendida.

Después de una abundante cena, Roland regresó a su oficina y suspiró pesadamente. Aunque el castillo de la Fortaleza era mucho más grande, este pequeño lugar en definitiva era mucho más cómodo.

Justo cuando estaba a punto de ordenar los libros que trajo de la Fortaleza, Anna entró en la habitación.

“Llegaste justo a tiempo.” Roland señaló los libros amontonados en la mesa. “Mira, estos son mis regalos para ti. Son en su mayoría registros históricos y cuentos legendarios, mientras que otros son historias secretas de la Región Oeste, y todos fueron tomados de la biblioteca del Duque Ryan. Ah, claro, este es…”

Antes de que pudiera terminar, sintió un par de labios suaves presionando los suyos.

Llevaban un dulce aroma mezclado con pasión y una tibia humedad.

“Realmente te extrañé”, Anna pronunció cada palabra con la debida tensión después de que ella se separara de Roland, mirando profundamente a sus ojos.

Mientras la miraba fijamente, Roland sintió una sensación de calidez en su corazón. “Este libro…”

“Lo leeré más tarde.”

“Buena idea.”

Se besaron apasionadamente de nuevo.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente