Capítulo 39 – Nivelando con los Dioses

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Fwoooosh, fwoosh—

Ante un horno intensamente caliente…

Vulcaro miró fijamente el cristal terminado, con gotas de sudor goteando por su frente.

“… Es hermoso.”

Había elaborado una gran cantidad de equipo y refinado innumerables gemas antes, pero no pudo evitar sentirse impresionado. Se preguntó si realmente él mismo había refinado este cristal.

El cristal de color onyx irradiaba una luz mística, similar a la oscuridad. Y a pesar de que solo tenía el tamaño de una uña después de ser refinado, la luz brillaba a través de sus miles de facetas.

Al ver esa luz elegante, Vulcaro no pudo evitar poner una sonrisa gentil. Realmente fue deslumbrante, tanto que uno nunca se cansaría de mirarlo.

Vulcaro recordó haber visto una luz seductora como esta antes.

‘Quiero completarlo.’

Vulcaro comenzó a sentir un deseo abrumador de crear un producto completamente terminado con este cristal. Quería no solo refinarlo, sino crear un item que pudiera manejar todo su poder. Esa era su codicia como herrero.

‘Pero …’

Vulcaro colocó el cristal sobre una tela gruesa y lo envolvió.

“Probablemente sea imposible.”

Sacudida, traqueteo—

Vulcaro levantó la cabeza. El equipo de la pared vibraba muy levemente.

Grip—

Vulcaro agarró el martillo que había dejado a un lado. Lo agarró de manera diferente a cuando estaba forjando equipo.

Se levantó de su lugar, cojeando mientras caminaba hacia afuera.

“… Tenía que ser hoy de todos los días.”

Vulcaro sabía que esto eventualmente llegaría, pero siguió caminando pensando en lo grandioso que hubiera sido si hubiera podido tener solo un día más.

 

*****

 

Clack—

Stomp— Stomp—

Cientos de players marcharon al ritmo.

Los barrios pobres estaban sumidos en el caos. Las personas que hicieron de este lugar su hogar, incapaces de subir al siguiente piso, se escondieron para protegerse.

“¿Que es todo esto?”

“¿Pasó algo por aquí?”

Los players que se acercaban iban armados con espadas y lanzas. Y toda su ropa estaba decorada con el símbolo del Olympus, una montaña alta.

Frente a este grupo, un player envuelto en tela roja caminaba junto a Agamemnon.

“Estar en un lugar tan maloliente …” Agamemnon frunció el ceño ante el horrible hedor que llenaba los barrios pobres. “No es de extrañar que no pudiéramos encontrarlo hasta ahora.”

Agamemnon miró fijamente un edificio cubierto de tela andrajosa. Mientras señalaba con la mano hacia ese, los cientos de players detrás de él se formaron.

Los players rodearon el sitio, preparando sus armas.

“¿Y estás seguro de que este es el lugar?” Agamemnon preguntó a su subordinado, su voz llena de escepticismo.

El subordinado se acercó, asintiendo, sus ojos habían cambiado a un color azul. Él respondió: “Estoy seguro, señor.”

“… ¿Enserio?”

Sus ojos deletrearon sus dudas.

Paso—thump —

Al escuchar el sonido de alguien caminando cojeando, Agamemnon sonrió mientras asentía con la cabeza.

“Así que estamos en el lugar correcto.”

Thump—

Un hombre musculoso y de aspecto rudo salió por la entrada cubierta de tela. Con un martillo en una mano, el hombre no llevaba el equipo adecuado. Y el martillo en su mano parecía un martillo de herrero estándar.

“Estás provocando una escena en la zona. ¿Qué les trae por aquí?”

“De seguro que esa es una pregunta retórica.”

Shing—

Agamemnon apuntó con la punta de su espada al cuello de Vulcaro.

“Criminal Hefesto.”

Skydark: Hefesto de la Mitología griega un dios de la forja..

Después de escuchar a Agamemnon, los players del Olympus que habían rodeado el taller comenzaron a murmurar.

“¿Hefesto?”

“¿El herrero del Olympus?”

“Escuché que se negó a fabricar un arma y huyo con la propiedad del Olympus…”

Corría el rumor de que su misión era capturar a Hefesto vivo. Pero una vez que esto fue confirmado por Agamemnon, sus caras cambiaron en un instante.

“¿C-cómo se supone que vamos a capturar a un Ranker?”

“No importa cuántas personas tengamos de nuestro lado…”

Hefesto era el mejor herrero del Olympus, no, de toda la Torre. Y era un Ranker que había subido a la cima de la Torre.

Mientras tanto, las personas que había traído Agamemnon eran players que ni siquiera habían logrado despejar el Décimo Piso. Aunque lo superaban enormemente en número, había una gran diferencia de poder.

“No teman. El poder de un Ranker está severamente restringido en el Primer Piso.”

“¿Qué? ¿Hui con sus propiedades?”

Hefesto soltó una risa desconcertada.

Whirr, whirrrr—

Vulcaro, o mejor dicho, Hefesto golpeó el aire con su martillo. El martillo golpeó el aire enrarecido y creó una explosión de sonido masiva, sacudiendo los tímpanos de los players cercanos.

Fue un ensordecedor boom. Los poderes de Hefesto hicieron temblar todo el lugar.

“Ahora deja de hacerme reír y ven por mí. Voy a aplastar todas sus cabezas.”

Su confianza hizo que los players del entorno dieran un paso atrás. Sabían que, si eran golpeados por ese martillo, no solo sus cabezas, sino todo su cuerpo se rompería.

A pesar de esto, Agamemnon se rió por las acciones de Hefesto.

“Eres un Ranker que quedó lisiado después de ser castigado por el Gobernante de los Cielos. ¿Realmente puedes llamarte Ranker sin usar casi nada?”

El subordinado de Agamemnon miró más de cerca la pierna de Hefesto. Agamemnon tenía razón. Hefesto estaba discapacitado. Incluso cuando salía del taller, parecía que podría caerse en cualquier momento.

“Además…”

Flap—

Agamemnon hizo una señal y el hombre envuelto en rojo se adelantó.

“También tenemos un Ranker de nuestro lado.”

El hombre tenía ojos anaranjados, cabello rojo llameante y piel blanca pura. Estaba envuelto en una tela roja.

“… ¿Chryses?”

Los ojos de Hefesto se agrandaron después de reconocer al hombre.

Chryses. Era un player que había subido a la Torre mientras era patrocinado por el Alto Ranker Apollo. Era un novato bastante conocido en el Olympus. Hefesto también lo había visto algunas veces.

“Así que te has convertido en un Ranker.”

“No pensé que terminaría luchando contra ti.”

Fwoosh—

Chryses extendió su mano, formando una lanza carmesí.

Hefesto murmuró para sí mismo. No esperaba que trajeran un Ranker del Olympus solo para atraparlo.

“Si ustedes causan una escena aquí con un Ranker en el Primer Piso, la penalización no será nada de lo que burlarse.”

Los players de los pisos superiores tenían sus poderes restringidos en los pisos inferiores. Y si usaban demasiado poder, incluso si estaba restringido, se les aplicaba una ‘penalización’. En el peor de los casos, aparecería un Administrador para intervenir personalmente en la situación.

“Eso no importa. Puede que yo sea un Ranker, pero tú también lo eres un Ranker.”

Hefesto frunció el ceño ante la respuesta de Chryses. Aunque podría estar usando sus poderes en el Primer Piso, estaba dirigido a Hefesto, otro Ranker. Así que era cierto que Chryses no tenía que preocuparse mucho por la penalización.

“Ustedes chicos son buenos para idear tácticas astutas.”

Fshhh—

El cuerpo de Hefesto comenzó a ponerse rojo y caliente, y comenzó a emitir una luz azul de sus ojos. Su enorme maná se convirtió en calor, convirtiendo su vecindad en un sauna.

Gulp—

La tensión era espesa.

Fwoosh—

Hefesto blandió su martillo y finalmente habló.

“… Ven por mí.”

Boom, ka-boom—!

¡Fwoosh, boom—!

El martillo golpeó el aire y apareció fuego alrededor de Vulcaro.

Los players empezaron a caer muertos. La pelea entre Chryses y Hefesto hizo que toda el área se convirtiera en un caos absoluto.

“Solía ​​respetarte.”

¡Klang—!

Las manos ardientes de Chryses agarraron el martillo de Hefesto.

“Te convertiste en un Ranker hace miles de años, y en lugar de desear más poder, seguiste tu credo y empuñaste tu martillo en lugar de una espada.”

“¿Es esa la única razón por la que me respetaste?”

Fshh—

El martillo se calentó aún más intensamente. Fue hasta el punto de que Chryses, que podía manipular el fuego, tuvo que soltarle, incapaz de soportar su calor abrasador.

¡Shwoo—

Ting—!

Llovieron flechas y lanzas, y Hefesto las derribó blandiendo su martillo.

¡Pshk, pshk, pshk—!

Chryses fue empalado por las flechas y lanzas que rebotaban.

“Kugh …”

Conteniendo su grito, Chryses retrocedió lentamente.

Woosh—

¡Smash, kk-crack—!

Hefesto bajó su martillo en dirección opuesta a Chryses. La onda de choque creada al golpear el aire voló las cabezas de los players y aplastó sus cuerpos y armaduras.

“Kugh-”

“¡Ahhhh!”

Los Players gritaron de agonía.

¡Splatter—!

La sangre comenzó a brotar del cuerpo de Hefesto. Ese fue el castigo de la Torre.

Aunque fue atacado primero, eran players de un piso mucho más bajo que Hefesto. Independientemente de las circunstancias, Hefesto no pudo evitar que se le aplicara la penalización de la Torre por atacarlos.

“Kgh …”

Hefesto empezó a tambalearse. Ya tenía una pierna lisiada, y ahora además de la penalización, le costaba incluso estar de pie.

Chryses sacó las flechas y lanzas que lo habían empalado antes de acercarse a Hefesto una vez más.

“Había respetado la parte de ti que, a pesar de ser un Ranker, podías dejarlo todo y renunciar al poder por tu propio credo.”

No había agresión en sus ojos, sin embargo, una vez más empuñó la lanza carmesí en llamas en sus manos.

“Es por eso …”

“Corta esta mie**rda.”

Whirr, whirr—

El martillo de Hefesto dejó escapar un chillido. Fue una vibración que sacudió el aire.

Chryses podía sentir instintivamente que este ataque iba a ser el clímax de esta pelea.

“… No quiero pelear contra ti.”

Fwoosh—

Chryses envolvió su cuerpo con fuego. Fue suficiente calor para derretir el suelo.

Toda el área se llenó con el maná de Chryses y Hefesto.

En el momento en que Hefesto dio un solo paso hacia Chryses…

Whoosh—

Crises tomó la forma del fuego y cargó contra Hefesto como si fuera un carruaje.

Whirrrrrr—

¡Fwoooosh—!

Fue una gran colisión de maná.

“¡A-Aléjense!”

“¡Quedarán atrapados en eso!”

Su colisión quemó a todos los players cercanos hasta convertirlos en crujientes. Su mana de atributo fuego quemó la atmósfera hasta convertirla en nada.

Gulp—

Agamemnon tragó saliva.

‘El resultado es …’

Fsssh—

Las llamas comenzaron a retroceder. Cuando el calor y el humo comenzaron a dispersarse, se revelaron las secuelas de su colisión.

Agamemnon sonrió.

Crack, kk-crack—

El brazo de Hefesto se estaba volviendo gris lentamente, como una piedra.

“Ese … escudo …”

“Es algo que tu hiciste.”

Fssh—

El fuego disminuyó, revelando a Chryses sosteniendo un escudo de acero con la cabeza de Medusa en el.

“Es Aegis. Puede que solo sea una réplica, pero es suficiente para atarte.”

Crack, kk-crack—

Todo el cuerpo de Hefesto se había vuelto gris.

「Aegis」 fue el item de atadura más grande de Olympus. No solo era el escudo más grande, sino que también tenía el poder del monstruo Medusa. Así fue como el desgastado Hefesto pudo convertirse en piedra.

Thud—

Tan pronto como se convirtió por completo en piedra, Hefesto cayó de costado debido a su pierna lisiada.

Al presenciar esta visión, Agamemnon murmuró mientras temblaba de alegría: “Fi … Finalmente termino.”

Hubo más de cien muertes y Chryses recibió heridas fatales, pero aún estaba satisfecho con los resultados. Porque había logrado capturar a Hefesto, el criminal.

“Sáquenlo de aquí.”

Siguiendo su orden, sus subordinados que se habían alejado de la batalla se acercaron al petrificado Hefesto.

Y fue entonces cuando una voz los interrumpió.

“No puedo dejar que hagas eso.”

Slash—

Un player de repente saltó y cortó los pies de los subordinados que se acercaban a Hefesto.

Salpicar—!

“¡Ahhhhh!”

Sus tobillos fueron limpiamente cortados.

Agamemnon miró furiosamente mientras sus subordinados gritaban de dolor, rodando por el suelo.

“Bastardo …”

El tipo imprudente que saltó en medio de una batalla entre dos Rankers y cientos de players …

Fwoosh—

“¿Qué trae a gente despreciable a un lugar tan importante como este?”

Era el nuevo player Kim YuWon. Ahora estaba de pie frente a ellos.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente
Translate »