Capítulo 543 – DKS – La ira del tigre

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

“Gongzi, tienes que llevarnos a almorzar barbacoa… sí …”<

 

Cerca del final de la cuarta clase, Lu Linlin y Lu Lili le recordaron felizmente a Hao Ren.

 

Anoche, debido a que Hao Ren obtuvo la beca, llevó a cenar a todos sus amigos, incluidos Xie Yujia y Ma Lina.

 

Sin embargo, a Lu Linlin y Lu Lili no les gustaba cenar con los amigos de Hao Ren que eran ruidosos, por lo que le pidieron a Hao Ren que las llevara a almorzar.

 

“¡Ok, lo tengo!” El estómago de Hao Ren estaba a punto de explotar ya que había comido parrillada durante dos días seguidos.

 

“¡Um, um!” Como Hao Ren no volvió a sus palabras, Lu Linlin y Lu Lili se llenaron de alegría.

 

Buzz … Buzz…

 

El teléfono de Hao Ren que estaba sobre el escritorio comenzó a vibrar, y la pantalla mostraba el nombre de Zhao Yanzi.

 

“Esta chica ya terminó sus clases …” Hao Ren estaba listo para que Zhao Yanzi viniera a buscarlo en cualquier momento. Vio el nombre de Zhao Yanzi aparecer en su teléfono y supo que su hora de almuerzo había comenzado.

 

La primera clase en la Secundaria LingZhao fue más temprano al de la Universidad Océano Este. Por lo tanto, su pausa para el almuerzo comenzó antes de que terminara la cuarta clase de la Universidad Océano Este.

 

Hao Ren contesto, bajó la voz y susurró: “Aun estoy en clase; no puedo llevarte a almorzar”.

 

“¡Hermano! ¡Ven a la entrada principal de mi clase! ¡Rápido!” Zhao Yanzi gritó por teléfono antes de colgar.

 

“Hermano …” Hao Ren se quedó sin palabras al principio, pero luego sintió que algo andaba mal.

 

“Yujia, dame la llave de tu bicicleta”, Hao Ren se dio la vuelta y le dijo a Xie Yujia.

 

“Oh …” Xie Yujia le dio la llave a Hao Ren. Ya que vio la expresión preocupada de Hao Ren, no pudo evitar preguntar: “¿Qué sucede?”

 

“Nada, volveré en breve”. Hao Ren, que estaba muy relajado, de repente se puso serio. Salió por la puerta trasera del aula directamente.

 

Estaban a mitad de la clase. El instructor se sorprendió al ver que Hao Ren se iba repentinamente, pero el instructor no lo detuvo.

 

Por otro lado, Hao Ren salió del aula y bajó las escaleras. Luego, abrió el candado de la bicicleta de Xie Yujia y comenzó a correr hacia la entrada principal de la Universidad Océano Este.

 

Como Zhao Yanzi lo llamó, hermano, demostró que ella no estaba en tantos problemas, pero de hecho estaba pidiendo ayuda.

 

Con la velocidad de Hao Ren, le tomaría alrededor de 20 segundos llegar a la entrada principal de la universidad desde su edificio académico. Hao Ren cruzó la calle y llegó a la entrada de la Secundaria LingZhao, y vio a Zhao Yanzi, Ling y un chico rodeado de unos cuantos brabucones.

 

También había otros estudiantes de secundaria que observaban desde la distancia hacia la entrada de la escuela.

 

Estos brabucones siempre habían estado deambulando por la entrada de la escuela, tratando de llamar la atención de las chicas. En los días en que el Departamento de la Secundaria LingZhao aun estaban con el Departamento de Preparatoria, estos brabucones no se atrevieron a deambular por la entrada de la escuela ya que había fuertes estudiantes de preparatoria.

 

Desde que el Departamento de la Secundaria se mudó del campus original a un lugar que estaba más lejos del centro, las fuerzas de seguridad no habían sido asignadas por completo, y estos brabucones aprovecharon la oportunidad para venir y causar problemas.

 

“¿Eres Zhao Yanzi? Le gustas mucho a nuestro jefe. Ven a almorzar con él”. Un gamberro, que se había teñido el cabello de rubio y vestido con una chaqueta de cuero, le dijo a Zhao Yanzi mientras agitaba un pequeño bate.

 

Normalmente, se construyeron nuevos campus en áreas rurales donde la tierra era más barata. Un buen ejemplo fue el nuevo campus de la Universidad Océano Este, que tenía un área enorme. Con los recintos escolares recién construidos, el desarrollo de las áreas cercanas estaba funcionando bastante bien. Sin embargo, era bastante remoto en comparación con la ciudad, y todavía había brabucones.

 

Zhao Yanzi miró a los tres brabucones con la cara seria, pero Ling estaba junto a Zhao Yanzi y sostenía el brazo de Liu Yuntao con miedo.

 

Liu Yuntao, que tenía casi 1,8 metros de altura, miró a los tres brabucones de aspecto feroz y no se atrevió a hacer nada. Aunque era bueno jugando baloncesto, aún era un estudiante de secundaria, sin mencionar que creció en una familia rica y era la perla de sus padres. ¿Cómo se atrevería a luchar contra estos gamberros/brabucones?

 

Los estudiantes que estaban parados no se atrevieron a decir nada también; incluso aquellos a quienes les gustaba Zhao Yanzi no se atrevieron a acercarse a ellos. Algunos de ellos no eran lo suficientemente valientes, y algunos tenían miedo de que se lastimaran y, por lo tanto, retrasaron sus exámenes y prácticas.

 

Además de los estudiantes de noveno grado, esos estudiantes de octavo y séptimo grado estaban aún más asustados.

 

Como los gamberros vieron que no había maestros para ayudar a Zhao Yanzi, se acercaron a ella y se volvieron aún más arrogantes.

 

El que dirigía a estos gamberros le gustaba Zhao Yanzi, y escuchó que Zhao Yanzi estaba en la Clase Dos y no tenía dinero ni poder en la escuela.

 

En aquel entonces, había algunos tipos, como Xie Xiaofeng, a los que les gustaba Zhao Yanzi y eran atrevidos y tenían antecedentes familiares influyentes. Por lo tanto, no se atrevió a actuar imprudentemente.

 

Ahora que la escuela se mudó, sintió que había llegado su oportunidad.

 

“¡Maldi*/os bastardo detente!” Hao Ren montó la bicicleta hasta la entrada de la Secundaria LingZhao y vio que estos gamberros estaban a punto de tocar a Zhao Yanzi.

 

Por lo tanto, gritó y dejó la bicicleta a un lado de la acera.

 

Bam! La bicicleta se estrelló contra la acera, y Hao Ren tomó prestada esta fuerza y ​​corrió hacia el gamberro que estaba más cerca de Zhao Yanzi, golpeándolo directamente en la cara.

 

Pow!

 

El puño de Hao Ren hizo un sonido claro cuando el gamberro se cubrió la nariz. Cuando levantó la vista de nuevo, su rostro ya estaba cubierto de sangre.

 

Esta sangre vino desde la nariz y boca del gamberro.

 

Los estudiantes de secundaria se quedaron boquiabiertos, ya que no esperaban que una pelea real estallara tan rápido. Muchos de estos estudiantes acababan de graduarse de primaria y nunca antes habían visto algo así.

 

Esos estudiantes de séptimo y octavo grado nunca antes habían visto una pelea feroz como esta también. Eso fue porque la Secundaria LingZhao era una de las mejores escuelas de la ciudad, a diferencia de las secundarias caóticas donde las peleas eran frecuentes.

 

Liu Yuntao, que estaba de pie justo al lado de Ling, estaba abrumado por el miedo. Cuando jugaba baloncesto, a veces se lastimaba. Sin embargo, nunca antes había visto una pelea con tanta sangre en su vida.

 

Los otros dos gamberros no esperaban que el golpe de Hao Ren fuera tan feroz. Dudaron por un segundo antes de levantar sus bates y arrojarlos hacia Hao Ren.

 

Para estos llamados gamberros, las peleas callejeras eran rutinarias para ellos. Aunque el golpe de Hao Ren fue muy feroz, no los asustaría. Como tenían motocicletas, podían escapar después de la pelea, y nadie podía alcanzarlos.

 

La policía no se molestaría en investigar pequeñas peleas como esta. Por lo tanto, estos gamberros estarían bien después de que se escondieran por un tiempo. En el peor de los casos, si los atrapaban, solo los encerrarían durante unos días.

 

En comparación, los estudiantes no tenían dónde esconderse. Una vez que estos gamberros fueran liberados, los estudiantes estarían condenados.

 

Por lo tanto, los estudiantes comenzaron a gritar nuevamente cuando vieron a los dos gamberros golpear con sus palos de metal contra la cabeza y el cuello de Hao Ren.

 

“¡Piérdanse!” Hao Ren pateó a uno de los gamberros en el pecho y golpeó al otro en el estómago.

 

El gamberro que fue golpeado en la cara por Hao Ren sacó una navaja de bolsillo.

 

Hao Ren le agarró del cuello a este gamberro y lo presionó directamente contra el suelo. Luego, Hao Ren presionó su rodilla contra el brazo del gamberro, haciéndole dejar caer su cuchillo inmediatamente cuando ese brazo se adormeció.

 

Pow! Pow!

 

Hao Ren golpeó los ojos de este gamberro principal y quiso estrangularlo hasta la muerte.

 

Hao Ren odiaba más a estos gamberros. De vuelta en la preparatoria, uno de sus compañeros de clase, de quien no sabía mucho, tuvo que trasladarse a otra escuela debido a los gamberros. Algunos otros estudiantes de una clase diferente estaban siendo intimidados, humillados y chantajeados por estos gamberros …

 

Solo después del fortalecimiento de las fuerzas de seguridad cerca de la escuela en el lado norte de la ciudad más una estación de policía recién construida, estos gamberros desaparecieron.

 

Sin embargo, Hao Ren no esperaba que después de que la Secundaria LingZhao se mudara a esta área, ¡estos gamberros reaparecerían nuevamente!

 

“¡Hermano! ¡hermano!” El gamberro, que fue presionado contra el piso por Hao Ren, se rindió de inmediato.

 

Sus dos ojos estaban rojos e hinchados; su nariz y sus dientes sangraban continuamente; la esquina de sus ojos estaba rota y era de color verde; su hueso de la ceja se volvió negro e hinchado. Su aspecto feroz era como si estuviera cubierto de pintura.

 

Hao Ren levantó el puño y quiso golpearlo nuevamente hasta que su rostro quedara completamente irreconocible.

 

Sin embargo, debido a que había muchos estudiantes alrededor, no era bueno para ellos si la escena era demasiado cruel. Por lo tanto, Hao Ren retuvo el puño y abofeteó la cara del gamberro locamente.

 

“Hermano, hermano, hermano …”

 

Este gamberro no esperaba encontrarse con un tipo despiadado como Hao Ren. Agitó las manos con impotencia y casi comenzó a llorar. Sin embargo, sus cejas estaban tan hinchadas que no pudo derramar una lágrima.

 

Estos gamberros intimidaban a los débiles y temían a los fuertes. ¿Cómo podrían saber todos los rencores viejos y nuevos de Hao Ren contra ellos?

 

Aunque Hao Ren parecía muy amable y gentil, no se dejaba intimidar. Cuando aún estaba en la preparatoria, escondió un cuchillo en su mochila y estaba listo para luchar contra los gamberros en cualquier momento.

 

Sin embargo, tuvo bastante suerte. Nunca se había metido en problemas con los gamberros. Desde que se rectificó el vecindario alrededor de la escuela, no había más gamberros cerca de la escuela, y el cuchillo de Hao Ren se volvió inútil.

 

Los dos gamberros que fueron pateados y golpeados por Hao Ren intentaron ponerse de pie. Sin embargo, se sentían muy mareados y sentían que sus órganos cambiaban de lugar.

 

‘¡¿Cómo es que este tipo bajo y de aspecto débil es tan poderoso ?!’ Ellos pensaron.

 

¡Incluso su líder, conocido como el hombre más feroz de la calle, estaba siendo presionado contra el piso y fue golpeado tan fuerte! ¡Eso fue demasiado horrible!

 

“Madam, madam…” el líder gamberro le rogó a Zhao Yanzi que se apiade, ya que Hao Ren no tenía intención de dejar de golpearlo.

 

Sus dos ojos estaban borrosos, y podía ver a tres Zhao Yanzi. Temía que, si Hao Ren continuaba golpeándolo, moriría o se convertiría en un idiota.

 

“Hermano, para; déjalos ir”, gritó Zhao Yanzi.

 

La razón por la que llamó a Hao Ren, Hermano, fue para encubrir su relación. Sin embargo, todos los estudiantes de octavo y noveno grado sabían que Hao Ren era su novio.

 

Hao Ren tiró del cuello del gamberro y lo hizo ponerse de pie. Luego, le dio la vuelta y gritó en voz alta: “¡Vete!”

 

El gamberro, que estaba extremadamente mareado, escuchó a Hao Ren y se tambaleó hacia su motocicleta. Ni siquiera le importaba si podía conducir la motocicleta o no. Se subió a él e inmediatamente se fue.

 

Los otros dos gamberros cojearon hacia sus motocicletas y huyeron inmediatamente de la entrada de la Secundaria LingZhao.

 

Hao Ren acarició su ropa y miró a Zhao Yanzi preocupado. “¿Estás bien?”

 

Zhao Yanzi frunció los labios y no respondió. Sin embargo, los estudiantes a su alrededor quedaron atónitos por lo que había sucedido.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente