AGM 1536 – Explicación

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

En la residencia de la princesa del palacio imperial de la Nación Inmortal Chang Qing.

Dos mujeres jóvenes charlaban juntas. Eran hermosas y tenían la inocencia de la juventud. Pero en este momento, se podía ver un ligero dolor entre sus cejas.

“Hermana mayor, si la hermana Qingcheng continúa así, me temo que se derrumbará tarde o temprano. Ayuda a pensar en una solución si puedes”. La chica más joven miró a la otra chica a su lado mientras hablaba. Las dos eran hermanas.

“Debes estar muy clara con respecto a la relación entre la hermana Qingcheng y el Maestro. A menos que el Maestro vuelva a la vida, no hay soluciones…” La joven mayor a su lado suspiró. Por lo tanto, estas dos no eran otras que Zhi Yan y Zhi Ran, las dos discípulas que Qin Wentian, Qing’er y Mo Qingcheng aceptaron cuando estaban vagando por los reinos inmortales por placer.

Los ojos de Zhi Ran se apagaron. Ella sabía que su hermana tenía razón.

“¿Esta Qingcheng todavía así?” En este momento, una voz sonó. Las dos hermanas miraron al instante.

“¡Hermana Qing’er!” Las dos gritaron. Una doncella de excepcional belleza apareció ante sus ojos. Su pelo blanco plateado era como la nieve y su porte era más frío que antes. Incluso para Zhi Yan y Zhi Ran, podían sentir claramente la frialdad de Qing’er.

“Mhm, somos inútiles”. Las dos bajaron la cabeza como si hubieran hecho algo mal.

“Esto no es su culpa”. Qing’er suspiró. “Como su amante, no asumí ninguna responsabilidad y no les había enseñado nada a ustedes chicas en absoluto. Además, me temo que no tengo tiempo en el futuro también. ¿Desean salir y cultivarse? Puedo ordenar otros para guiarlas”.

Zhi Yan y Zhi Ran sacudieron la cabeza. Zhi Ran dijo: “Hermana Qing’er, no nos eches a perder. Estamos dispuestas a cuidar de la hermana Qingcheng todo el camino hasta que se recupere. No podremos tranquilizarnos si los demás se encargan de la hermana Qingcheng. Después de que ella se recupere, no sería demasiado tarde para que la hermana Qing’er encuentre a otras personas que nos instruyan”.

Qing’er les dio unas palmaditas en la cabeza mientras suspiraba silenciosamente en su corazón, mirando a la figura detrás de las hermanas.

Allí se podía ver una doncella vestida de blanco. Sus rasgos eran hermosos, pero había una mirada extremadamente demacrada en su rostro. Sus ojos carecían de espíritu y eran como agujeros vacíos. Ella no tuvo ninguna reacción incluso cuando Qing’er vino aquí. Ella se limitó a mirar hacia delante de una manera estupefacta. De hecho, Qing’er ni siquiera podía sentir su fuerza vital, era como una muerta viviente.

“Qingcheng…” Qing’er sintió dolor en su corazón cuando vio cómo se veía Qingcheng. Aunque ahora se estaba cultivando en la Ciudad Emperadores Ancestrales, volvía aquí a menudo para ver a Mo Qingcheng. Sin embargo, todo lo que intentó fue inútil.

Han pasado diez años, Mo Qingcheng no comió ni bebió nada en estos diez años. La ropa en su cuerpo no cambiaría si no fuera por Zhi Yan y Zhi Ran. Ella realmente se había convertido en un zombie. Debido a que temía que Mo Qingcheng se encontrara con un accidente, Qing’er le dio instrucciones a su gente para que la vigilaran día y noche. Después de eso, las dos hermanas se ofrecieron como voluntarias para cuidar a Mo Qingcheng.

“Wentian definitivamente regresará. Definitivamente lo hará, no murió aquel entonces. Qingcheng, ¿por qué no me crees?” El corazón de Qing’er se llenó de tristeza cuando vio la apariencia de Mo Qingcheng. Le había prometido a Qin Wentian que la cuidaría. Pero Mo Qingcheng, realmente no necesitaba que nadie cuidara de ella. Cuando vio a Qin Wentian siendo destrozado, su corazón también había muerto en ese momento. Sin importar lo que dijera Qing’er, no hubo reacción de ella.

“Princesa”. En este momento, una voz llegó a la deriva cuando una línea de sentido inmortal llegó aquí. Cuando esa figura vio a Qing’er, ella saludó respetuosamente.

“¿Quién te dijo que puedes enviar tu sentido inmortal para fisgonear aquí?” Los ojos de Qing’er se volvieron fríos. Su sentido inmortal barrió fríamente. Esa sirvienta se puso pálida al instante, “Princesa, su subordinada no tiene tales intenciones. Es solo que la princesa de la Dinastía Inmortal Norte Profundo, Beiming Youhuang, pide una audiencia con usted. Inicialmente, intenté informar a la señorita Zhi Ran y Zhi Yan. pero no esperaba que la princesa estuviera aquí también”.

“¿Beiming Youhuang?” Los ojos de Qing’er brillaron con frialdad. “Dile que se vaya”.

Pero en este momento, el silbido del viento sonó cuando una figura llegó directamente dentro de la mansión de Qing’er. En el aire, Beiming Youhuang miró a Mo Qingcheng y Qing’er mientras suspiraba en su corazón.

“¿Qué quiere decir con esto?” Las expresiones de Qing’er se volvieron más frías.

“Tengo noticias sobre Qin Wentian. Vamos a encontrar un lugar secreto, deseo decirles esto a solas”. Beiming Youhuang transmitió su voz. En un instante, los fríos ojos de Qing’er parpadearon con una luz brillante, como si quisiera ver a través de Beiming Youhuang. Unos momentos después, ella asintió, “Ven conmigo entonces”.

“Llévala también contigo”. Beiming Youhuang continuó transmitiendo su voz, ella se refería claramente a Mo Qingcheng.

“Zhi Ran, Zhi Yan, déjenme a Qingcheng. Chicas espérenme aquí”. Qing’er habló en voz baja. Después de eso, ella miró a la sirvienta, “Puedes retirarte”.

La sirvienta de fuera de la casa se inclinó y se retiró.

Qing’er llevó a Qingcheng y abrió el camino. Beiming Youhuang la siguió y, finalmente, llegaron a las habitaciones de Qing’er.

“¿Tienes noticias de él?” Qing’er miró a Beiming Youhuang.

“Qing’er, Qingcheng”. En este momento, una voz sonó. En un instante, Qing’er se puso rígida. Incluso los ojos vacíos de Mo Qingcheng parecían recuperar un indicio de su brillo anterior.

Una luz brillante irradió cuando apareció una figura condensada de un hilo de sentido inmortal.

“Ustedes chicas platiquen. Me iré primero”. Beiming Youhuang dio la vuelta directamente. Con un gesto de su mano, selló la cámara y abandonó el área. La hebra del sentido inmortal era algo que Qin Wentian le había dejado. No podría existir por mucho tiempo y se disiparía naturalmente después de un momento de tiempo después de que se activara. Al hacerlo, Qin Wentian estaba naturalmente preocupado por Qing’er y Mo Qingcheng. Y en cuanto a Beiming Youhuang, ella ya había hecho lo que Qin Wentian necesitaba que hiciera.

Qing’er, naturalmente, no se molestaría en que Beiming Youhuang se fuera. En este momento, ella estaba mirando estupefacta a la figura que acaba de aparecer. Los ojos de Mo Qingcheng se volvieron cada vez más brillantes a medida que más espíritu brillaba en su interior.

“Wentian, ¿estás realmente aquí?” Las lágrimas de Mo Qingcheng comenzaron a fluir mientras ella temblaba, caminando lentamente hacia adelante. Se sentía como si estuviera en un sueño.

“Qingcheng, soy yo”. Qin Wentian miró el pelo blanco como la nieve de Qing’er y los ojos vacíos de Mo Qingcheng. Sintió un dolor muy desgarrador en su corazón. En este momento, se odiaba a sí mismo, en realidad hacía que sintieran tanto tormento. Además, han pasado diez años desde que ‘murió’. Durante diez años, aunque estaban vivos, cada momento de vigilia que debían soportar era probablemente peor que la muerte.

Mo Qingcheng se mordió los labios, usando suficiente fuerza para hacer que la sangre fluya. Sintió la sensación de dolor y cuando movió las manos y se limpió los labios, y cuando vio la sangre fresca, finalmente supo que esto era la realidad. Ya no podía soportarlo más, sus lágrimas fluían hacia abajo como la lluvia. Extendió una mano temblorosa, queriendo tocar a Qin Wentian.

Sin embargo, la figura de Qin Wentian era etérea. Extendió la mano, una ola de calor envolvió a Qingcheng. “Muchacha tonta, esta es una proyección de cuerpo formada por mi sentido inmortal”.

“Mhm, mhm …” Las lágrimas de Mo Qingcheng continuaron fluyendo, su cuerpo temblaba involuntariamente y estaba convulsionando. Ella extendió sus manos, acercándolas a su cara, aunque sabía que no podía tocarlo. Ella murmuró algo de incredulidad: “Wentian, ¿estás realmente vivo?”

Al ver la apariencia de Mo Qingcheng, Qin Wentian sintió aún más dolor en su corazón. Qing’er no avanzó, estaba en su ubicación original. Esa vez que Qin Wentian murió, ella sonrió radiantemente mientras observaba. Pero ahora, sus lágrimas también finalmente fluían, aunque sabía que Qin Wentian todavía tenía otro ser verdadero que estaba vivo allí.

“Qingcheng, Qing’er. Estoy muy bien y vivo ahora, ¿por qué lloran ustedes dos?” Qin Wentian sintió una amargura en su corazón. Cuando vio a sus esposas, el dolor y la tristeza sin límites inundaron su corazón, pero aún así trató de sonreír. No quería que sus esposas lloraran más.

“Mhm, dejaré de llorar”. Mo Qingcheng finalmente sonrió después de diez años. Se secó las lágrimas, y cuando Qin Wentian vio cuán demacrada se veía, él no pudo evitar temblar. Luego dijo suavemente: “En el futuro, incluso si no estoy cerca de ti, ya no puedes llorar, ¿de acuerdo?”

“Bueno”. Mo Qingcheng asintió. “Mientras estés vivo, te esperaré. Escucharé lo que digas”.

“Muchacha tonta…” La voz de Qin Wentian se volvió más suave. Qing’er continuó de pie allí. Aunque quería acercarse más, estaba dispuesta a dejar esta vez a Mo Qingcheng. Mientras Qin Wentian estuviera a salvo, ya estaba muy satisfecha en su corazón.

“Wentian, este avatar tuyo, ¿está él también en los reinos inmortales ahora?” Qing’er preguntó a la ligera. Ella quería verlo.

“Qing’er, este es el sentido inmortal de mi cuerpo original”. Qin Wentian respondió. Sus palabras hicieron que Qing’er se pusiera rígida cuando una expresión de alegría apareció en su rostro. Ella tembló y preguntó: “¿En serio?”

En aquellos años atrás, aunque sabía que Qin Wentian tenía otro verdadero yo, no podía evitar sentir una tristeza y desesperación sin límites cuando el cuerpo original de Qin Wentian fue destruido en pedazos. Su cabello se volvió blanco en un instante, el cuerpo del hombre siendo destruido en pedazos era el hombre que más amaba. Aunque sabía que él tenía otro avatar, todavía estaba dispuesta a dar su vida a cambio de él. Si no, no se habría escapado de la Ciudad Emperadores Ancestrales a espaldas de Qin Wentian.

Entonces, cuando supo de la noticia de que Qin Wentian todavía estaba vivo, uno podría imaginar sus emociones actuales.

“Ustedes dos, ¿por qué no confían en mí, chicas?” Qin Wentian sonrió amargamente. “En la guerra en aquel entonces, sí morí, pero debido a algunas extrañas coincidencias, logré sobrevivir y fui salvado por un anciano misterioso. Poco a poco recuperé mi fuerza y, después de esto, ese misterioso anciano me enviará al Mundo Superior, a la capa más fuerte de los reinos inmortales entre los treinta y tres cielos. La Región Inmortal Inmemorial”.

“Región Inmortal Inmemorial…” murmuró Qing’er, poco a poco creyendo sus palabras. Anteriormente, todavía sospechaba si Qin Wentian le estaba mintiendo para consolarlas.

“Además, ese misterioso sénior está actualmente en la Dinastía Inmortal Norte Profundo. Esta es también la razón por la que le pedí a Beiming Youhuang que me hiciera un favor y viniera aquí. Después de que me vaya, naturalmente volveré en el futuro. Chicas deben mantenerse fuertes. No se preocupen por mí. El día que regrese será el día que cambien los Cielos de estos reinos inmortales”. Qin Wentian habló con un aire heroico. Como se esperaba, después de que Qin Wentian habló, Qing’er finalmente sonrió, haciendo que su belleza fuera aún más intensa.

“Esta línea de sentido inmortal mía también contiene algunos recuerdos. Son información sobre las artes de cultivo, y te los transmitiré. Qing’er, tu talento es mayor, después de que me vaya, cuida de Qingcheng por mí”. Qin Wentian sonrió a Mo Qingcheng. La mirada inquietante en sus ojos antes realmente lo había asustado.

“Mhm, lo sé”. Qing’er asintió seriamente.

“También por esa pequeña muchacha Bai Qing. No sé qué reacción tuvo después de mi muerte. Definitivamente se sentiría extremadamente herida. Ayúdame a pensar en una solución para decirle que aún estoy vivo”. Qin Wentian instruyó.

Qing’er recordó las lágrimas de sangre de Bai Qing mientras su corazón temblaba. Ella asintió y preguntó: “¿Qué pasa con Jun Mengchen y Xiao Hundan?”

“No es necesario que les cuentes esto. Mengchen seguramente querrá vengarse por mí después de mi muerte. Que mi muerte sea una fuente de motivación para que él mejore su fuerza. En cuanto a Xiao Hundan, definitivamente trabajará duro en la cultivación también. Es solo que siento lástima por Lianyu”. Qin Wentian suspiró lentamente. “El tiempo es corto, recuerda mantenerte fuerte y esperar mi regreso”.

Las dos doncellas asintieron con seriedad. Después de eso, el sentido inmortal de Qin Wentian se transformó en un rayo de luz que se disparó hacia la frente de Qing’er. Qing’er, naturalmente, no se resistió.

Después de hoy, Qing’er dejó de centrarse únicamente en cultivar día y noche en todo momento. En cuanto a Mo Qingcheng, gradualmente recuperó su espíritu.

Con respecto a Qin Wentian, ¡él y Beiming Youhuang fueron expulsados ​​silenciosamente de la Región Inmortal Qing Xuan!

Nota del traductor:

 

太古 – Región Inmortal Inmemorial. El título de este libro, 太古 , si se traduce literalmente, sería Rey Dios Inmemorial.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente