Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

AGM – CAP 833 – Arte de Batalla

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

“Arte de batalla. La voluntad que esta estatua inmortal está tratando de transmitir es capaz de transformarse en un arte de batalla inmortal”. Qin Wentian especuló en silencio. Se centró con entusiasmo y trató de comprender la esencia de este misterioso arte de batalla heredado.

Este arte de batalla era extremadamente profundo, aunque solo había un solo tipo de voluntad de batalla, si tu comprensión es lo suficientemente profunda, podrías ver cosas extraordinarias. Las corrientes de voluntad de batalla corporal se transformarán en un arte de batalla, integrándose junto con el espíritu, el Qi y la energía de los Cultivadores Marciales Estelares antes de manifestarse como una misteriosa corriente que circula alrededor de todo tu cuerpo. En el vacío, Qin Wentian estaba envuelto por un halo intenso mientras una intención de batalla imponente al igual que un rey de batalla inmortal brotó de él.

Este estado de enfoque para él duró varios días. Sin embargo, era como si Qin Wentian no pudiera sentir el flujo de tiempo en absoluto. Para él, parecía como si hayan pasado solo unos segundos. El cuerpo de proyección suyo en el vacío brillaba con intensa luz, la voluntad de batalla que se irradiaba desde la estatua era extremadamente aterradora. Se escucharon sonidos retumbantes dentro de su cuerpo como si implosionase en cualquier momento, debido a que no puede soportar una voluntad de batalla tan tiránica.

“RUMBLE~” El cuerpo de proyección en el vacío se formó a partir de la voluntad de Qin Wentian, representaba el yo real de Qin Wentian cuando estaba en la cultivación. A medida que obtuvo más información, los ecos retumbantes de su cuerpo se convirtieron en una canción de batalla a medida que su fuerza aumentaba. El aura de él también parecía mejorada, queriendo superar los límites de su cuerpo. De hecho, hizo que Qin Wentian sintiera que su cuerpo estaba a punto de explotar.

Su poderosa línea de sangre estaba siendo estimulada, y la imagen de un rey demonio primordial pareció manifestarse, causando que el cuerpo entero de Qin Wentian se cubriera de luz color sangre, absorbiendo gradualmente esa voluntad de batalla, atenuándola y refinándola en medio de ruidos explosivos. Las transformaciones ocurrieron sin cesar dentro del cuerpo de Qin Wentian.

En el mundo exterior, Qin Wentian estaba sobre la plataforma y también se escuchaban sonidos de su cuerpo físico. Ese extraño sonido retumbante era como un indicador de una transformación, haciendo que los otros genios voltearan sus miradas hacia Qin Wentian. La reacción de este tipo fue similar a lo que Gusu Tianqi había exhibido antes. Debe haber obtenido la energía única impartida por la estatua inmortal, de ahí la reacción.

“Estas 360 estatuas inmortales en el Bosque Cientos de Inmortales son las estatuas de herencia dejadas por poderosos inmortales dentro del Portal Inmortal Sabio Oriental. Las estatuas en la vanguardia fueron dejadas atrás por Reyes Inmortales, y especialmente por estas dieciocho estatuas, todas fueron dejadas detrás de personajes Rey Inmortales extremadamente poderosos. Incluso los inmortales vendrían aquí para buscar la buena fortuna, y el Acantilado Sabio Oriental es conocido como un Terreno Sagrado para el cultivo en gran parte debido a este Bosque Cientos de Inmortales. Sin embargo, en las estatuas inmortales ubicadas cerca del frente es extremadamente difícil obtener la energía de herencia. Uno tenía que depender de su afinidad, así como de su capacidad de comprensión”.

Había algunos genios de la Prefectura Oriental que estaban familiarizados con el Acantilado Sabio Oriental. Todos ellos estaban especulando en silencio sobre si todos podrían obtener fácilmente todas estas herencias, ¿no haría eso extremadamente aterradores a los discípulos del Portal Inmortal Sabio Oriental? Afortunadamente, cuanto más fuertes son las artes heredadas, más difícil es de comprender, al igual que las poderosas técnicas innatas.

Gusu Tianqi y Qin Wentian ambos comprendieron la misma herencia de la misma estatua inmortal, nadie sabía quién tenía una comprensión más profunda de ella. La razón por la cual Gusu Tianqi se fue antes definitivamente no fue porque él había comprendido completamente la esencia, sino que había encontrado un cuello de botella. Y al saber que no tenía la capacidad de seguir comprendiéndolo, se fue a buscar otras rachas de buena suerte. Para las primeras dieciocho estatuas inmortales, sin mencionar aquellos en los niveles Ascendentes, incluso los expertos en Fundación Inmortal podrían no tener forma de comprender completamente las herencias allí.

Por lo tanto, desde una cierta perspectiva, para aquellos con capacidades de comprensión inferiores, en lugar de elegir esas estatuas inmortales en el frente, también podrían encontrar otra más fácil de comprender. Por lo menos, podrían comprender completamente una sola habilidad, sería mucho más útil que comprender simplemente la punta del iceberg en comparación con otros tipos de técnicas.

El estruendo del cuerpo de Qin Wentian continuó por un largo tiempo. Un rayo de luz se disparó cuando su cuerpo pareció completar otra transformación. Aunque solo hubo un destello de luz, en ese mismo instante, una intención de batalla extremadamente tiránica impregnaba el aire, causando que los otros genios brillaran con nitidez en sus ojos mientras miraban a Qin Wentian.

Pero poco después, el aura de Qin Wentian retrocedió ya que parecía estar en total concentración. Se sentía como si haya alguien asesinándolo ahora, él no podría ser consciente de ello.

Justo en este momento, una figura se le acercó lentamente. Este hombre fue un Elegido del Cielo de la Prefectura Chi Yang. No había indicios de aura que emanara de él, completamente en un estado retraído. Uno solo podía depender de su visión para ver su existencia y al notar el enfoque de este hombre, los genios en el entorno no podían evitar sentir un escalofrío en sus corazones. Este hombre emitió un sentimiento extremadamente siniestro y era como un cazador en la oscuridad en busca de su presa.

“¿Qué está tratando de hacer?” Alguien murmuró. Vieron que se detuvo en un lugar no muy lejos de Qin Wentian. Estaba claro que quería atacar a Qin Wentian.

¿Qué tan despreciable fue esto? Esto fue especialmente así para los Elegidos del Cielo de la Prefectura Oriental. Todos ellos sintieron que si querías aprovechar una plataforma, es mejor que lo hagas de manera abierta para demostrar tu valía y fortaleza. Los ataques furtivos a otros solo harían que las personas te despreciaran.

Pero no todos se molestarían con las opiniones de los demás sobre ellos. Hubo algunos con talentos sobresalientes que eligieron caminar por el Dao de la Oscuridad. Lograr su objetivo era todo para ellos, independientemente de los medios utilizados.

Esta persona que estaba escabulléndose detrás de Qin Wentian, era precisamente este tipo de persona.

“¡Qin Wentian!” Sonó una voz. Fue Zi Qingxuan quien sondeó al ver lo que iba a suceder. Pero en el mismo instante en que ella habló, el aura retraída de esa figura estalló de repente. Su velocidad era extremadamente rápida, similar a un rayo negro, la hoz del dios de la muerte, cortando apuntaba a la cabeza de Qin Wentian, queriendo cortarlo en dos.

Si este ataque aterrizara, Qin Wentian moriría sin lugar a dudas.

Rápido. Este ataque fue simplemente demasiado rápido. Era como si este asesino ya se haya preparado para alguien que gritara una advertencia. Por lo tanto, en el instante en que sonó la advertencia, instantáneamente estalló con su velocidad más rápida y su poder más mortífero, con el objetivo de un ataque para separar la cabeza de Qin Wentian.

Pero justo en este instante, el cuerpo de Qin Wentian se estremeció violentamente. Y en un abrir y cerrar de ojos, campaneos de campana llenaron la zona mientras numerosas campanas antiguas se manifestaron cerca de él, se congregaron en una pantalla de luz que lo envolvió protectoramente en su interior.

La hoz del dios de la muerte dividió hacia abajo cuando resonaron los estruendosos sonidos del impacto. Sin embargo, no pudo separar la cabeza de Qin Wentian de su cuerpo.

Qin Wentian se giró abruptamente, con el semblante helado. Los sentidos de los Cultivadores Marciales Estelares eran extremadamente agudos. Especialmente cuando uno ha cultivado a su nivel, instantáneamente podrían sentir cuando estuvieran en peligro. Aunque estaba inmerso en su cultivación, cuando encontraba un peligro real, también lo sabía. Y dada su fuerza, fue suficiente para él reaccionar a la defensiva en el menor tiempo posible. Incluso si Zi Qingxuan no gritara una advertencia, este oponente aún no habría podido asesinarlo.

“¡BOOM!” Una luz brillante irradió. Una escalofriante voluntad de batalla surgirá de Qin Wentian como un halo de batalla formado a su alrededor. Un sinnúmero de campanas antiguas se manifestaron, se congregó en una incomparablemente gigantesca mientras ese asesino al ver que su ataque había fallado, se giró al instante y huyó al sentir el aura que emanaba de Qin Wentian.

“¡BANG!” Qin Wentian pisoteó la plataforma, transformándose en un Roc de Viento. Su velocidad era incluso más rápida que antes de haber comprendido esta estatua inmortal. Ese aterrador halo de batalla había aumentado su fuerza, convirtiéndolo en un dios de la guerra.

La velocidad de ese asesino también fue extremadamente rápida, pero la distancia entre él y el Roc de Viento se acortó a medida que pasaba el tiempo. Los dos ya habían abandonado el Bosque Cientos de Inmortales en un abrir y cerrar de ojos, transformándose en dos puntos negros que se elevaban por los Cielos.

Pero a pesar de la distancia, dado lo poderoso que es su vista, los genios aún podían ver claramente lo que estaba sucediendo. Solo vieron que el asesino fue atrapado y Qin Wentian lo derrotó tiránicamente con la fuerza ilimitada de las campanas antiguas, sin mostrar piedad alguna. Incluso si tuviera que dejar temporalmente el lugar a la estatua inmortal, quería matar a este hombre que se atrevió a asesinarlo.

Qin Wentian se volvió y regresó a la estatua inmortal después de un corto período de tiempo. Su semblante era como hielo cuando descubrió que alguien había elegido ocupar su lugar anterior durante su ausencia.

“Como ya te has ido, este lugar aquí me pertenece ahora”. Ese ocupante fue un Elegido con el No. 4 y fue extremadamente poderoso. Cuando vio que Qin Wentian había regresado, una ardiente intención parpadeó en sus ojos.

“¡PIÉRDETE!”

Qin Wentian escupió fríamente, sin dar cara a su oponente. Sus palabras al instante causaron que la expresión en el rostro del ocupante cambiara, mientras la intención de matar fría irradiaba de ese ocupante.

“¡BOOM BOOM BOOM!” Las campanadas resonaron sin cesar cuando la intención de batalla de Qin Wentian subió aún más, haciendo que su halo de batalla brillara aún más resplandeciente. Campanas antiguas flotaban a su alrededor, sus campanadas de campana reverberaban interminablemente, sacudiendo las almas de los demás. Qin Wentian estiró las palmas mientras las campanas antiguas se congregaban en una aterradora campana de batalla que giraba en su mano. El calamitoso relámpago dorado brilló mientras un Qi batalla aterrador exudaba de la campana en su mano.

Cuando el oponente que ocupó la estatua inmortal de Qin Wentian sintió la presión de las campanas antiguas a una distancia tan cercana, su semblante cambió drásticamente de inmediato, volviéndose extremadamente feo de contemplar. El relámpago calamitoso constantemente chorreaba a su alrededor. Era como si mientras Qin Wentian hiciera un gesto, todas lo atacarían directamente.

“Tres”. Qin Wentian habló fríamente, en realidad estaba contando. Esto causó que el oponente se volviera incomparablemente ceniciento.

“Dos”. Cuando esta palabra sonó desde la boca de Qin Wentian, el aura de su oponente comenzó a fluctuar violentamente, mientras su intención de batalla ascendía al pico más alto como si no quisiera nada más que aullar en el cielo y luchar una gran batalla contra Qin Wentian.

En este momento, el aura de Qin Wentian se intensificó mientras Qin Wentian salía, su tono era tan frío como siempre. “Uno”.

Cuando el sonido de su voz se desvaneció, el aura creciente de su oponente se desinfló al instante mientras se alejaba a toda velocidad de la estatua inmortal, renunciando a su lugar. Sus acciones causaron que todos suspiraran. No importa qué, este ocupante era alguien clasificado dentro de los cinco mejores de una prefectura, pero en realidad estaba asustado por Qin Wentian. Qin Wentian era alguien clasificado en el puesto No. 27 en la Prefectura Yun, pero en realidad poseía una potencia de combate tan aterradora en el Acantilado Sabio Oriental.

Además, su capacidad de comprensión estaba fuera de los gráficos. El Qi batalla que exudaba de él tenía un parecido con la estatua inmortal después de un período tan breve de contemplación.

La mirada helada de Qin Wentian se dirigió hacia el ocupante que huyó. Después de lo cual, pisó la estatua inmortal mientras el Qi batalla de él no disminuyó en lo más mínimo. Levantó la palma de su mano y salió disparado, causando que una gigantesca campana de batalla se manifestara cuando el timbre sacudió el cielo y la tierra. Un aura destructiva impregnaba la atmósfera, infundiendo terror en los corazones de aquellos que la miraban fijamente.

Este ataque de Qin Wentian fue dirigido al vacío, sin apuntar a nadie.

“Lo diré una vez más. Quien se atreva a provocarme, será asesinado sin piedad, sin importar quién sea. A menos que puedas matarme, me aseguraré de perseguirte y matarte de la manera más tiránica que haya existido”. Qin Wentian habló fríamente, su voz estaba llena de tiranía e invencibilidad. Anteriormente estaba en un estado de concentración total antes de ser interrumpido por el asesino. A partir de esto, uno podría imaginarse cuánto enojo sentía en su corazón. Además, esta estatua inmortal contenía una herencia que era un arte de batalla extremadamente fuerte. Tenía que concentrarse por completo para comprender la esencia, y no podía permitirse verse interrumpido a mitad de su estado de concentración. Esta era la razón por la que necesitaba establecer su dominio primero.

Nadie se atrevió a tocar a Gusu Tianqi pero ¿se atrevieron a intimidarlo, Qin Wentian? Sus palabras fueron como una carta de desafío. ¡Para quien se atreva a perturbarlo, el precio de hacerlo será la muerte!

Pagina Anterior
Pagina Siguiente