Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

AGM – CAP 798 – Magnificencia Sin Igual A Través de las Generaciones

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Un profundo anhelo se reflejó en los ojos del Maestro Piaoxue. Él extendió su brazo izquierdo, Pei Yu continuó su camino hacia adelante y directamente caminó hacia la palma de la mano del Maestro Piaoxue.

“Nunca pensé que después de tantos años, todavía habría personas que se acordarían de mí”. El Maestro Piaoxue se retractó de sus manos. Para él, el viaje de mil millas no era más que un tramo de sus manos.

Pei Yu estaba parado en su palma, extremadamente cerca de ese hermoso semblante. Sus ojos involuntariamente se enrojecieron cuando las lágrimas brotaron de ellos.

“Naturalmente, habría personas que le recordarían. Sé que las leyendas son reales, ¡no era una mentira!” ¿Cuántas noches había llorado Pei Yu debido a la conmovedora y emotiva leyenda del Maestro Piaoxue y la Inmortal Qiong? Ella siempre estaba tratando de imaginar qué tipo de personaje era el Maestro Piaoxue y hoy, finalmente lo había visto con sus propios ojos. Él encaja exactamente con su imaginación, guapo, sin embargo, vetas de pena y una gran cantidad de anhelo se podían ver en su rostro. Esto fue como un sueño, pero ella sabía que eso era realidad.

“Gracias”. El Maestro Piaoxue miró a Pei Yu, mientras daba un suspiro preñado de significado. No sabía cuánto tiempo había pasado, pero Pei Yu le permitió saber que en este mundo todavía había personas que recordaban su existencia. Además, desde los ojos de Pei Yu, vio una especie de emoción que venía directamente del corazón.

“¡RUMBLE!” Sonó un ruido estruendoso, solo para ver al Maestro Piaoxue avanzar. Su mirada se volvió hacia todos los expertos en el aire mientras una absoluta imponencia brilló en sus ojos. Ese semblante apacible de repente se volvió agudo, y emanó una aterradora sensación de frialdad que causaba una sofocante dificultad dirigida a los expertos de las potencias principales.

“¿Ustedes son los que querían dañar mi ciudad?”

La voz del Maestro Piaoxue resonó, a la deriva a lo largo de mil millas. El prestigio y la fuerza que exudaba trajeron consigo una presión abrumadora que impregnaba la atmósfera.

En este momento, el brazo incomparablemente gigantesco del Maestro Piaoxue se disparó, apuntando a esos carros de guerra del Clan Jiang. Esos expertos palidecieron instantáneamente mientras controlaban sus carros y huían locamente por sus vidas. Sin embargo, la palma gigante era tan grande que borraba todo el cielo, simplemente no había forma de escapar. Con un solo agarre, su palma fue como la red del cielo, directamente atrapándolos. Con un fuerte apretón, sonaron los sonidos de las explosiones. Cuando volvió a abrir la palma de su mano, el polvo dorado fluyó pero los expertos del Clan Jiang ya no se podían ver, se habían desvanecido por completo sin dejar rastro.

El líder de las tropas del Clan Jiang, Jiang Yi, involuntariamente tembló violentamente. Esos carros de guerra fueron considerados la sangre del corazón de su Clan Jiang, creado a través del uso de innumerables materiales valiosos. Sin embargo, en solo un instante, todos los esfuerzos que usaron para forjarlos explotaron en polvo con solo apretar una mano. Esta escena fue demasiado brutal para él.

El rostro del Superior Verdadero Dragón ya no tenía ningún rastro de arrogancia. En la Prefectura Yun, naturalmente, hay muchas leyendas flotando. La leyenda del Maestro Piaoxue fue solo una de las muchas, y junto con el flujo de tiempo, además de la Ciudad Piaoxue del Condado Jiangling, no mucha gente de las otras partes de la Prefectura Yun le prestaron atención. Por lo tanto, él realmente no sabía muchas cosas al respecto, pero no podía haber errores, un personaje de las leyendas realmente apareció frente a sus ojos, ¡y ese personaje en realidad era tan fuerte en una extensión insondable!

No es de extrañar que la leyenda del Maestro Piaoxue haya podido sobrevivir y perdurar a través de los tiempos. Él era demasiado poderoso.

En cuanto a las poderosas existencias de la Secta Siete Espadas, la Familia Fuego Sangriento, el Instituto Sabio Absoluto, todos temblaban de terror mientras veían la escena. Una sola palma se extendía a través de mil millas, borrando los Cielos… Tal fuerza aterradora no era algo contra lo que pudieran defenderse. No se podía mitigar con la fuerza de los expertos que habían traído consigo, porque frente a la fuerza absoluta, ninguna cantidad de debiluchos reunidos podría ser de ninguna ayuda.

“¿Puedes decirme qué pasó antes?” El Maestro Piaoxue miró hacia abajo, observando a Pei Yu en su palma.

“Mhm”. Pei Yu asintió con fuerza y ​​comenzó a explicar todo desde el momento en que Qin Wentian se comunicó con las Campanas Nueve Inmortalidades.

Y mientras Pei Yu estaba explicando, los expertos de las potencias principales se retiraban silenciosamente hacia atrás, queriendo abandonar este lugar. Pero solo escucharon la voz sin emociones del Maestro Piaoxue flotando, “Nadie puede irse”.

Su voz contenía una fuerza amenazadora sin forma dentro. Y, de hecho, nadie más se atrevió a moverse imprudentemente.

De repente, una intensa fluctuación espacial radiada por un experto del Instituto Sabio Absoluto. Quería usar un tesoro de transferencia espacial para teletransportarse desde este lugar.

Dado que el Maestro Piaoxue había aparecido, estaba claro que ya no podrían adquirir esta ciudad armada. De hecho, si se quedaran aquí, sus vidas no serían suyas para controlarlas. Naturalmente, él quería huir.

“Hmph”. El Maestro Piaoxue resopló con frialdad. Justo cuando el cuerpo del experto parpadeaba y en ese mismo instante antes de que desapareciera, el Maestro Piaoxue lanzó un golpe aparentemente ordinario. Sin embargo, en el momento en que se abatió el golpe, incluso el vacío tembló, causando que el espacio se sacudiera tanto que se volvió inestable, interfiriendo con las fluctuaciones de transferencia espacial, destruyéndolas. Tal fuerza hizo que las caras de todos los expertos presentes se atenuaran con miedo. Aquellos que tenían pensamientos similares al instante desterraron cualquier noción de escape de sus cabezas a medida que sus expresiones se volvían extremadamente antiestéticas.

“Como dije antes, nadie puede irse”. El brazo del Maestro Piaoxue se expandió, brillando con luz rúnica mientras disparaba hacia ese experto que intentó escapar antes. Cuando esta palma aterrizó, ese experto solo sintió una pared de desesperación. Tembló violentamente y no pudo hacer nada más para huir ¿En cuanto a resistir? Eso sería como usar un huevo para romper una piedra.

Cuando la palma pasó, ese experto se hizo añicos. Un poderoso experto en el 7mo nivel de Fundación Inmortal en realidad tuvo su Fundación Inmortal destrozada. Incluso su alma fue dispersada a la fuerza por el poder de ese golpe de palma.

Después de matar a ese experto, el Maestro Piaoxue se retractó de su brazo como si nada antes haya sucedido. Siguió escuchando la voz baja de Pei Yu mientras explicaba los eventos anteriores a esto.

El tiempo fluía, para los expertos de las potencias principales, cada segundo de tiempo que pasaba se sentía agonizantemente lento.

¿Por qué aparecería el Maestro Piaoxue?

¿A dónde fue Qin Wentian?

Después de un largo tiempo, después de que Pei Yu concluyera su explicación, los ojos del Maestro Piaoxue parpadearon con una leve sonrisa. Luego habló: “Conectándose con la inmortalidad mediante la forja de un arma, ascendiendo a la inmortalidad a través de un solo paso. Inicialmente pensé que sería extremadamente difícil cumplir mis requisitos, pero pensar que ahora, en realidad, habría alguien capaz de lograrlo sin esfuerzo. , forjando con éxito un arma rango inmortal, y matando a un inmortal. El Qin Wentian del que hablaste, puede considerarse un medio discípulo mío. Dado lo radiante que es, definitivamente no me decepcionó a mí quien tomó la molestia de aparecer en este mundo otra vez”.

“Pero, ¿dónde está él ahora?” Pei Yu miró a los alrededores, no pudo encontrar a Qin Wentian.

“Por lo que dijiste antes, debe haber sabido que no sería capaz de oponerse a la fuerza combinada de estas personas. Por lo tanto, se comunicó con las Campanas Nueve Inmortalidades, actuando como un disparador para invocar mi alma usando la fuerza de la ciudad armada, lo que me permite controlar temporalmente este cuerpo. Después de que me vaya, aparecerá naturalmente de nuevo”. El Maestro Piaoxue respondió.

La voz tranquila del Maestro Piaoxue realmente hizo que Pei Yu y los demás sintieran sus corazones temblando. ¿Qin Wentian realmente tomó un riesgo tan grande al convocar al Maestro Piaoxue? Si el Maestro Piaoxue tuviera malas intenciones, ¿no significaría eso que nunca podría volver?

“Entonces… ¿todavía desaparecerá?” Pei Yu miró fijamente a la figura frente a ella mientras una mirada de dolor brillaba en sus ojos. Su corazón interior se llenó repentinamente de conflicto, no deseaba que el Maestro Piaoxue desapareciera, pero ella también, no quería que Qin Wentian no pudiera regresar.

“Naturalmente. Me prestó su cuerpo, permitiéndome volver a visitar este mundo. Ya estoy muy agradecido con él. ¿Cómo puedo ocupar su cuerpo por mí mismo? Cuando aparezca más tarde, dale las gracias por mí. Dile que haga su mejor en cultivar y no defraude mis deseos en él”.

“Pero…” Una expresión de agonía apareció en la cara de Pei Yu, las lágrimas volvieron a fluir.

Miró fijamente la magnificencia del Maestro Piaoxue, pero de alguna manera había un anhelo interminable en su corazón. Sin embargo, ella no pudo continuar lo que quería decir porque tampoco podía abandonar a Qin Wentian.

El Maestro Piaoxue extendió su mano derecha, colocándola delante de Pei Yu. Un solo dedo era tan grande como ella, como si quisiera ayudar a secarle las lágrimas, pero no lo hizo.

“Si la Inmortal Qiong me anhelará tanto como tu, nunca se habría embarcado en ese camino sin retorno”. El Maestro Piaoxue retiró su mano y suspiró profundamente. Puso a Pei Yu en el aire antes de volverse y mirar a todos los expertos. La luz fría brilló en sus ojos mientras hablaba: “Usé la esencia de mi vida para forjar y refinar esta ciudad. Dañar esta ciudad es equivalente a querer destruirme. Imperdonable”.

A medida que el sonido de su voz se desvaneció. El Maestro Piaoxue disparó sus manos. Los diversos expertos palidecieron cuando el temblor de sus cuerpos se intensificó. Ellos huyeron locamente hacia diferentes direcciones con la esperanza de poder escapar.

“¡Rápido, más rápido!” El semblante de Jiang Yi estaba pálido, ya había informado al Señor del Clan del Clan Jiang y estaban en camino hacia aquí. Sin embargo, en este momento, el Maestro Piaoxue realmente actuó para matarlos.

Las palmas aterradoras volaron en el aire. Jiang Yi rugió aterrorizado, “¡ALTO!”

Sin embargo, ¿cómo podría molestarse el Maestro Piaoxue con él? La palma de mano se desplomó, borrando directamente a Jiang Yi de la existencia, sin mostrar piedad alguna.

El Superior Verdadero Dragón también aceleró en el aire, su figura alcanzó el tamaño de 30,000 metros pero frente al Maestro Piaoxue, este tamaño no importó en absoluto. El golpe de palma del Maestro Piaoxue se transformó en numerosas impresiones de palma, todas disparando hacia él. El rostro del Superior Verdadero Dragón se volvió negro, rugió de desesperación. Él que cultivó durante diez mil años para alcanzar su altura actual y disfrutó de un nombre ilustre con una reputación legendaria, ¿moriría aquí hoy así como así?

“¡BANG!” Las impresiones de palma se estrellaron contra él cuando el Superior Verdadero Dragón murió instantáneamente. El Maestro Piaoxue no mostró signos de detener su ataque, sus palmas continuaron hacia otros expertos. Y no importa a dónde huían, sus golpes con palmas siempre los alcanzarían. Un momento después, con una explosión catastrófica, los poderosos expertos de la Prefectura Yun fueron todos aniquilados, muriendo en este lugar.

En un abrir y cerrar de ojos, solo el Maestro Piaoxue y Pei Yu permanecieron en toda la Ciudad Piaoxue.

Los copos de nieve continuaron en cascada, emanando un aire conmovedor. Innumerables figuras fuera de la ciudad observaban la gigantesca figura del Maestro Piaoxue mientras silenciosamente suspiraban en sus corazones. Tal personaje estaba dispuesto a morir por la mujer que amaba, usando su vida para forjar y refinar esta antigua ciudad, eligiendo sacrificarse como su respuesta. ¿Qué tan inspirador fue esto?

Los personajes comunes nunca serían capaces de hacer las cosas que hizo. Ellos no tendrían tal espíritu.

Él tiene un mundo en su corazón, quería que su nombre resuene a través de los reinos inmortales, convirtiéndose en un experto en el nivel supremo. Este punto fue discernible de sus palabras. La excelencia de Qin Wentian no lo decepcionó, quien evitó que su poder apareciera una vez más en este mundo. Pero aun así, si el tiempo se pudiera revertir, aún tomaría la decisión que tomó entonces. Usando su vida, su carne, su sangre para refinar la ciudad que crearon juntos, existiendo en las Campanas Nueve Inmortalidades como un cuerpo de alma.

Esta ciudad, ¿quién estaría dispuesto a dañarla?

“Qin Wentian heredará mi Ciudad Piaoxue. Sin embargo, quien se atreva a codiciarla, mientras mi alma no sea destruida, nunca lo perdonaré”. La voz del Maestro Piaoxue resonó por toda la región, ¡el poder de su voz hizo temblar el espacio!

Pagina Anterior
Pagina Siguiente