Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

AGM – CAP 71 – Luo Qianqiu

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

“Hermana Yao”. Qin Wentian murmuró mientras miraba asombrado a la hermosa mirada de Qin Yao.

Como por instinto, la mirada de Qin Yao aterrizó en Qin Wentian. Su corazón latía incontrolablemente después de notarlo, y una intensa luz parpadeó en sus ojos. Ella no quería nada más que apresurarse a reunirse con Qin Wentian.

Los dos encontraron sus miradas. Qin Wentian fue el primero en recuperarse, y caminó hacia la dirección de Qin Yao.

“No, no puedo reunirme con él ahora. Wentian es actualmente mantenido en alta estima por la Academia Estrella Emperador. Con su posición actual, no puedo reunirme con él así o de lo contrario se verá envuelto en una red de rumores”. Viendo a Qin Wentian avanzando, Qin Yao no pudo evitar sentir que su corazón temblaba de emocion. Poco después, bajó las cortinas y ordenó: “Más rápido”.

Como el sonido de su voz se desvaneció, las tropas en la formación aumentaron su velocidad. Qin Wentian ya había llegado delante de la formación y estaba a punto de ir a Qin Yao cuando de repente, una silueta en lo alto de un caballo bloqueó su camino. “A nadie se le permite acercarse al carruaje” dijo la figura del caballo con frialdad.

Qin Wentian se congeló al sentir el aura que emanaba de la figura a caballo. Sabía que no podría precipitarse.

“¿Que está pasando? Hermana Yao me vio también, pero ¿por qué fingió no conocerme?” Qin Wentian se quedó allí aturdido. La figura a caballo, al ver que no había otra reacción de Qin Wentian, se volvió y se marchó.

Muy rápidamente, la formación de tropas salió de la zona, dejando atrás a Qin Wentian, que todavía estaba de pie en su lugar original, perdido en sus pensamientos.

“¿Conoces a la persona que está sentada en el carruaje?” preguntó Fan Le mientras se acercaba. Qin Wentian asintió con la cabeza en respuesta.

“Pero he oído que la persona que está dentro es una de las candidatas para ser elegida como esposa del príncipe heredero, ¿estás seguro de que no has cometido un error?” Fan Le murmuró.

“País Nube Nevada, no puedo equivocarme. Hermana Qin Yao dijo que iban a cultivar en País Nube Nevada al comienzo del año. ¿Qué diablos pasó dentro de estos siete a ocho meses?” La mente de Qin Wentian estaba en caos. ¿La candidata a esposa del príncipe heredero? ¿Qué está pasando?

“Vamos”. Con un corazón lleno de asombro, Qin Wentian se marchó y caminó hacia la dirección de la Academia Estrella Emperador. En cuanto  a la cuestión de Qin Yao, decidió investigar más a través de otras fuentes, debe saber con certeza lo que exactamente sucedió a Qin Yao.

Qin Wentian y Fan Le, junto con Xiao Hundan, llegaron a la academia. Para su sorpresa, los ojos de los estudiantes que dirigían una mirada hacia ellos contenían algo ilegible en sus miradas, algo extraño… algo así como simpatía.

“Qin Wentian ha regresado”.

“Ese tipo desapareció durante dos meses. Dicen que fue a templarse en el Bosque Oscuro. Ahora que finalmente regresó, me temo que las cosas no se ven muy bien para él”.

Muchas personas se susurraban a sí mismas. La noticia sobre el regreso de Qin Wentian pronto se extendió como un reguero de pólvora por toda la academia.

Cuando Qin Wentian y Fan Le regresaron a sus dormitorios, descubrieron a muchas personas esperando en el área exterior. Xinran también estaba allí.

“Xinran, ¿por qué estás aquí?” Qin Wentian preguntó con desconcierto en su tono.

“¿Qué pasó? ¿Cómo lograron ofender a Luo Qianqiu?”, Preguntó frenéticamente Xinran, su voz llena de preocupación. Qin Wentian miró fijamente a Fan Le. Ambas caras estaban llenas de perplejidad. ¿Quién diablos era Luo Qianqiu? ¿Lo conocían?

“Hace unos 20 días, Luo Qianqiu regresó a la academia y ordenó a algunos de sus hombres que le enviaran un mensaje, diciéndole que le hiciera una visita una vez que regrese”. Xinran continuó.

“Luo Qianqiu, ¿podría ser el joven maestro Luo del que Long Bo habló?”, Murmuró Qin Wentian. El día en que lucharon por las Frutas Llama de Sangre, Zhao Yi apareció con Feng Lin, lo que finalmente llevó a Long Bo acordar dar todas las frutas a un Joven Maestro Luo.

“Eso parece ser cierto. La persona de la que hablaban debería haber sido Luo Qianqiu. Ustedes de alguna manera crearon un gran lío para ustedes ahora”. Xinran suspiró mientras continuaba, “Luo Qianqiu es una figura legendaria de nuestra academia, bendecido con talento extraordinario. Anteriormente, cuando se unió por primera vez, la competencia entre Ancianos que luchaban por él era extremadamente intensa. Con su base de cultivo en el 7mo nivel de Circulación Arterial, no mucha gente se atrevería a ofenderlo. Incluso los miembros aristocráticos de la Asociación de Caballeros tendrían que mostrarle cierto respeto”.

“Ya que ya he ofendido a los miembros de la Asociación de Caballeros, no me importaría ofender a uno más Luo Qianqiu también”. El tono de Qin Wentian era sereno y tranquilo. Este Luo Qianqiu realmente pensaba en sí mismo como el eje en que giraba el mundo. Tal orgullo, incluso atreviéndose a exigir las Frutas Llama de Sangre aunque no hizo nada para merecerlas.

Ahora, a pesar del hecho de que estaban de regreso en la Academia, parecía que Luo Qianqiu todavía no tenía intenciones de renunciar a las Frutas Llama de Sangre.

“No, no lo entiendes. Luo Qianqiu es totalmente diferente de los de la Asociación de Caballeros. Al hacer las cosas, los miembros de la Asociación de Caballeros todavía tendrían que tomar muchas cosas en consideración, pero es diferente para Luo Qianqiu. En la academia, siempre hace lo que quiere. Por ahora, prácticamente lo hizo todo, rompiendo todas las reglas con la excepción del asesinato de un compañero. Incluso una vez paralizó el cultivo de varios estudiantes, pero la academia no hizo nada para detenerlo. No sólo eso, sus antecedentes, el poder detrás de él, es una entidad extremadamente aterradora”. Xinran frenéticamente explicó, preocupada de que Qin Wentian no sería capaz de ver ningún sentido.

“Está bien que lo entienda ahora”. Una voz fría se deslizó. Qin Wentian y el resto voltearon la cabeza, sólo para ver a la persona por la que Zhao Yi los traicionó, Feng Lin.

“¿Ustedes se atrevieron a robar las pertenencias del joven Maestro Luo? Ahora que están de vuelta, vayan presentándose a él con los frutos y humildemente imploren una disculpa. De esta manera, la Asociación Asura puede dejarte con una ligera sentencia”.

Feng Lin resopló fríamente en Qin Wentian y Fan Le. En aquel horrible día, estos dos muchachos y ese perro habían robado todo el tesoro de Frutas Llama de Sangre.

“¿Nos robamos?”, Qin Wentian y Fan Le se quedaron inmóviles.

“Los tesoros escondidos en el Bosque Oscuro pertenecen a aquellos que tienen la suerte de encontrarlos, y sin embargo, dices que le robamos los frutos?  En aquel momento, Luo Qianqiu ni siquiera estaba allí cuando peleamos contra las pitones demoniacas que custodiaban las frutas”. Qin Wentian respondió calmadamente. Las palabras de Feng Lin eran demasiado ridículas.

“Ya que Long Bo quiso regalar las Frutas Llama de Sangre al joven Maestro Luo, esto significaba que todas las frutas que había adquirido ese día ya eran suyas. ¿Cómo te atreves a robarlas?”

Feng Lin no pudo evitar sentir asombro cuando oyó a Qin Wentian contradecirle: “No pienses que porque la academia te tiene en alta estima, tienes las calificaciones para ir contra los deseos del Joven Maestro Luo. Incluso para las personas de los estándares de Murong Feng, el joven Maestro Luo tiene el poder de aplastarlo fácilmente con un solo dedo”.

Después de decir esto, Feng Lin se sacudió las mangas mientras se volvía y se marchaba. “Si no aparece ante el joven Maestro Luo con disculpas, es mejor que esté preparado para las consecuencias. Pero puedo advertirte ahora mismo, la ira del Joven Maestro Luo es algo que ni siquiera tú podrías manejar”.

Una mirada de frialdad extrema irradió de los ojos de Qin Wentian mientras miraba la vista posterior del Feng Lin que salía.

“Incluso un lacayo se atreve a ser tan arrogante, ¡qué maravilla!” Exclamó Fan Le.

“Hmm, incluso el Maestro Mo Shang y Senior hermana Luo Huan vinieron”. En este momento, Qin Wentian vio dos siluetas caminando desde la distancia. No eran otros que Mo Shang y Luo Huan.

“Pequeño Junior hermano, realmente tienes un talento para crear problemas”. Luo Huan se rió mientras miraba a Qin Wentian, haciéndole sonreír amargamente en respuesta.

Parecía que este Luo Qianqiu realmente tenía un fondo extraordinario. Si no, no había manera de que Mo Shang y Luo Huan aparecieran aquí hoy.

“No lo ofendí”. Qin Wentian se encogió de hombros mientras explicaba lo que les sucedía a los dos.

“Frutas Llama de Sangre, no es de extrañar”. Después de escuchar la explicación de Qin Wentian, Luo Huan ya había entendido. Obviamente, Luo Qianqiu quería poner sus manos en las Preciosas Frutas Llama de Sangre para ayudarlo en su avance.

“Wentian”.

En este momento, Mo Shang cambió su mirada hacia Qin Wentian y suspiró, “De lo que dijiste, tus acciones no estaban equivocadas. De hecho, eran excelentes y probablemente sería lo que habría elegido hacer si estuviera en esa situación”.

“Sin embargo, en este mundo, no existen absolutas verdades o absolutas mentiras. Todo depende de la fuerza. Sólo puedo decir que tu suerte no es buena por haber conocido a Luo Qianqiu justo después de que encontraste las Frutas Llama de Sangre.

“Luo Qianqiu” murmuró Qin Wentian. Antes cuando había ofendido deliberadamente a Ou Chen, Mo Shang no intervino para advertirle del camino de su acción. Pero, para Luo Qianqiu, lo hizo ahora, lo que apoyaba la afirmación de que el estatus y antecedentes de Luo Qianqiu eran verdaderamente monstruosos.

“Wentian, después de que salieras de Ciudad Tian Yong, deberías haber sabido que aunque el mundo exterior es fantástico, también está lleno de peligro. Los expertos son tan comunes como las nubes flotantes, y también los discípulos de aquellos con gran autoridad. El número de jóvenes talentosos bajo el cielo es ilimitado. Su talento es extraordinario, pero si quieres madurar, no es tan simple. Quién sabe cuántos monstruosos genios han caído antes de alcanzar el pico de su potencial. ¿Entiendes lo que estoy tratando de decir?”

Mo Shang consideró a Qin Wentian, mientras continuaba: “Este lugar es simplemente una academia, pero en el futuro, al salir de aquí, te darás cuenta de que a veces, el arte de la tolerancia es una gran virtud”.

“Maestro, entiendo tus amables intenciones. Por favor, dime lo que quieres directamente”. Qin Wentian sonrió amargamente. Naturalmente, comprendió la intención detrás de las palabras de Mo Shang.

Mo Shang hizo una pausa, pero él asintió lentamente con la cabeza, “Ve a buscar a Luo Qianqiu y disculparte. Si hay gente que quiere matarte dentro de la academia, Luo Qianqiu, es, sin duda, uno de ellos ahora”.

Las pupilas de Qin Wentian se estrecharon cuando preguntó: “¿Qué antecedentes tiene?”

“No es necesario que sepas esto ahora” contestó Mo Shang en tono fuerte, “Luo Huan te acompañará. Si aún quedan Frutas Llama de Sangre, sería bueno que se los dieran”.

Qin Wentian murmuró para sí mismo. Sabía que las urgencias de Mo Shang sólo se debieron por él. Eventualmente, sonrió y respondió: “Lo buscaré”.

“Ya que ese es el caso, si hay algo más, puedes charlar con tu Senior hermana Luo Huan. Me iré primero”. Mo Shang se fue poco después. Luo Hua, frotó la cabeza de Qin Wentian mientras sonreía, “Pequeño Junior hermano, has crecido y eres aún más guapos”.

Rodando los ojos, Qin Wentian rió amargamente, “Senior hermana, tengo algo con lo que necesito tu ayuda”.

“¿Qué ocurre?” preguntó curiosamente Luo Huan.

“Antes en la Capital Real, vi a mi hermana Qin Yao. Sin embargo, ella vino aquí junto con la gente del País Nube Nevada. Oí que… era una de las candidatas a esposa del príncipe heredero. ¿Podría Senior hermana ayudarme a investigar este asunto?”

“Bien, déjame esto. Mañana, te buscaré e iremos a ver a Luo Qianqiu juntos, ¿de acuerdo?”

“Está bien.” Qin Wentian asintió con la cabeza.

Después de esto, ambas Luo Huan y Xinran se fueron, dejando atrás a Qin Wentian y Fan Le. Fan Le miró a Qin Wentian y preguntó: “¿De verdad vas a ir?”

“¿No has visto cómo el Maestro Mo Shang vino personalmente? Este asunto es de extrema importancia”. Qin Wentian exclamó mientras entraba a su dormitorio con Fan Le siguiéndolo muy de cerca. Fan Le añadió algo de depresión: “Maldita sea, la próxima vez que hagamos cosas, debemos ser lo suficientemente implacables y asegurar que eliminemos todas las posibles raíces de problemas”.

Qin Wentian comprendió las palabras de Fan Le. Si hubieran sido lo suficientemente fuertes como para aniquilar completamente a Feng Lin, Long Bo y sus miembros del grupo, no tendrían que enfrentarse a tal situación hoy.

“¿Qué hay de las Frutas Llama de Sangre? ¿Realmente vas a renunciar a ellas?” Fan Le curiosamente miró a Qin Wentian. Sabía que aunque Qin Wentian parecía indiferente en la superficie, tenía su propio orgullo en su corazón. ¿Va a pedir disculpas por la avaricia de Luo e incluso a renunciar a las Frutas Llama de Sangre para calmarlo? ¡Imposible!

Qin Wentian retiró las restantes Frutas Llama de Sangre, las arrojó a su boca y las devoró todas de una sola vez. Sus acciones hicieron que Fan Le se congelara antes de estallar de risa. Este tipo, ¡qué despiadado!

Después de que devorara las frutas, un tenue resplandor de luz fría parpadeó en los ojos de Qin Wentian. No tenía más frutas que dar a Luo Qianqiu.

En este mundo, la fuerza era absoluta.

Sin fuerza, ¿qué te permitía tener orgullo? Sin fuerza, ¿qué usarías para proteger tu dignidad? Sin fuerza, ni siquiera puedes protegerte, sin mencionar la protección de tu familia y amigos.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente