Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

AGM – CAP 586 – Presión de Di Shi

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

La Princesa Jiao Yang de Gran Dinastía Zhou tenía una identidad ilustre y un talento excepcional, lo que le permitió ser reconocida en todo el Imperio Gran Dinastía Zhou.

Ella eligió a Qin Wentian como su objetivo. Justo cuando todos pensaban que su camino había llegado a su fin, utilizó un espléndido y magnífico golpe para decirles a todos que en este mundo, siempre habría existencias que no nacieron tan deslumbrantes, pero en ciertos momentos el resplandor estallando adelante de ellos fue capaz de hacer que los Elegidos del Cielo se atenuaran y perdieran su brillo. Tal vez fue solo ahora que todos vieron a Qin Wentian claramente, caminando hacia el escenario que podría hacer historia.

El Qin Wentian en este momento involuntariamente causó que los corazones de otros latieran con fuerza. ¿Sería él una de esas existencias? ¿De un simple plebeyo sin nombre caminando sobre este vasto y deslumbrante escenario que era la Región Sagrada Real y creando una era que le pertenecía a él solo?

¡Tal vez lo haría!

Los del Credo Confianza Celestial y el Clan Di Supremo que estaban actualmente en combate no pudieron evitar volver su atención. Y poco después, vieron a la Princesa Jiao Yang siendo obligada a retroceder desde el monumento mientras Qin Wentian todavía estaba parado sólidamente en la primera fila. El monumento que tenía delante seguía igual que antes, a pesar de que ya derrotaba a dos personas, no tenía intención de seguir adelante.

En las comisuras de los labios de la Princesa Jiao Yang se filtraron rastros de sangre, su semblante estaba pálido y blanco mientras miraba fijamente al joven frente a ella mientras estaba aturdida. Incluso ahora, no podía creer lo que acaba de pasar. Ese magnífico golpe anterior de él, ¿qué fue eso?

Su corazón latía con fuerza, el semblante de la Princesa Jiao Yang brilló con desilusión cuando una amarga sonrisa se curvó en sus labios. Ella había pensado en muchas formas en que podría ser eliminada. Por ejemplo, perder por poco en un enfrentamiento feroz contra un Elegido del Cielo de primer nivel, o quizás perder contra uno de los ocho genios absolutos. Tal vez si eso sucediera, no la habría hecho sentir tan decepcionada. Desafortunadamente, la realidad era que había perdido ante alguien a quien nunca consideró su oponente. Con respecto a Qin Wentian, ella no sabía nada de él, solo sabía sobre su coraje y que había matado al pequeño ancestro del Clan Di Supremo.

“¡BANG!”

Otro sonido estruendoso resonó cuando otra figura fue forzada hacia atrás. Dirigió su mirada hacia la persona derrotada, la princesa Jiao Yang se congeló por un momento antes de que la sonrisa en su rostro se volviera irónica. El representante de Gran Dinastía Zhou y el representante de Gran Dinastía Shang fueron derrotados casi al mismo tiempo. Ya estaba determinado que sus nombres no estarían clasificados entre los diez primeros del Reino Marcial Inmortal.

El semblante de Shang Tong era extremadamente antiestético. Él había sido derrotado. Aunque perdió contra Ji Feixue, todavía se sentía muy incómodo en su corazón. Esto fue especialmente así cuando descubrió que Qin Wentian, que había elegido permanecer en la primera fila, todavía estaba en el sendero. Su rabia crecía aún más, y él no sabía que solo momentos antes, Qin Wentian ya había derrotado a la Princesa Jiao Yang que ahora estaba a su lado.

“Maldita sea qué ironía, alguien que solo sabe esconderse en la parte posterior. Debería haberme librado de él antes”. Comentó Shang Tong ligeramente mientras se volteaba y miraba a la Princesa Jiao Yang con una sonrisa burlona en su rostro. Aunque las palabras de Shang Tong no fueron intencionales, el semblante de la Princesa Jiao Yang cambió drásticamente. Aunque las palabras de Shang Tong estaban dirigidas a Qin Wentian, ¿no era lo mismo que apuntar a ella también?

Después de todo, la persona de la que Shang Tong se burlaba era la persona que la había derrotado.

“Como ya estás eliminado, ¿todavía tienes los requisitos para juzgar a los demás?” La Princesa Jiao Yang bufó fríamente antes de sacudirse las mangas y marcharse. Una llamarada de ira ardía en su corazón, y sintió que sería demasiado vergonzoso si ella se quedaba allí más tiempo.

Al darse la vuelta, Shang Tong se fue también. En realidad, se estaba moviendo hacia el puente flotante. Cuando se fue, Lin Xian’er también fue derrotada por Chi Lian. Este resultado no fue una sorpresa para los espectadores porque aunque Lin Xian’er era más fuerte que la mayoría, los ocho genios absolutos Supresores de la era eran el verdadero negocio. Ya sea Ji Feixue o Chi Lian, ninguno de ellos causó desilusión entre los espectadores.

Shang Tong llegó arriba del puente flotante, girando su mirada hacia la multitud. Inmediatamente se evitaron las miradas que antes tenía sobre él. Aunque Shang Tong había sido derrotado, todavía era una existencia invencible para estos espectadores cuyas bases de cultivo todavía estaban reprimidas. Y ahora, considerando su estado de ánimo enojado, no era una buena idea enemistarse con él.

Muy rápidamente, Shang Tong descubrió que había gente luchando en los puentes flotantes. Especialmente cuando vio a Ye Lingshuang, un frío destello de luz similar al borde afilado de una espada parpadeó en sus ojos. Ye Lingshuang, la hija del Emperador Ren. Ella era lo mismo que Ji Feixue y Qin Wentian, todos eran miembros de la Secta Espada de Batalla.

Una vez más, Shang Tong recordó el descaro de la Secta Espada de Batalla en Ciudad Rey Xuan. Luego habló con frialdad: “Los de la Secta Espada de Batalla verdaderamente piensan que sus vidas son extraordinarias, y encuentran problemas dondequiera que vayan”.

Ye Lingshuang y un experto del Clan Di Supremo se enfrentaron y se separaron. Después de lo cual, cuando vio la evidente señal de su objetivo en los ojos de Shang Tong, resopló con frialdad pero no respondió. Después de todo, en este momento su grupo era la parte más débil, no quería hacer un enemigo contra tantos.

Al ver que Ye Lingshuang lo despreciaba, Shang Tong se rió, “En aquel entonces Ye Qingyun era un personaje que ocupaba el primer lugar en el Reino Marcial Inmortal, pero en este momento, su hija además de poseer un poco de buena apariencia, ni siquiera tiene valor. Y en cuanto a los otros hijos de Ye Qingyun, todos son un montón de basura. Ye Qingyun podría considerarse una cosa lastimosa, no tiene sucesores calificados”.

“Después de haber sido derrotado por otros y ahora venir aquí para señorear sobre nosotros, cuán completamente ridículo”. ¿Cómo pudo soportar estas palabras Ye Yingshuang? Ella respondió instantáneamente a su insulto.

La frialdad en los ojos de Shang Tong se hizo cada vez más pronunciada mientras miraba a Ye Lingshuang. Dando un paso hacia delante, una inmensa presión se abalanzó sobre ella, forzándola a retroceder. Shang Tong flotó en el aire, mirando desdeñosamente a su oponente mientras hablaba con frialdad, “Incluso si soy derrotado por Ji Feixue, todavía está lejos de tu turno comentar sobre eso. E incluso si eres la hija de Ye Qingyun, voy a ayudarlo a que te enseñe una lección”.

Cuando el sonido de su voz se desvaneció, las palmas de Shang Tong explotaron cuando una corriente de doradas impresiones de palma golpeó violentamente a Ye Lingshuang, arrojándola por el aire antes de que ella se estrellara en el suelo, vomitando sangre.

Los del Credo Confianza Celestial y el Clan Di Supremo la rodearon, las sonrisas en sus caras se hicieron cada vez más amplias. Al principio de su pelea, aunque tenían una ventaja, no pudieron romper sus defensas y su falta de éxito hizo que las llamas de la ira en sus corazones ardieran aún más.

Fan Le, Ouyang Kuangsheng y los demás salieron, mirando a Shang Tong mientras sus semblantes se volvían increíblemente antiestéticos de contemplar. La supresión de Shang Tong en su base de cultivo se había levantado, era fácil para él si quería matarlos.

“Maldita mierda desvergonzada”, escupió Fan Le.

“Una cosa sin una educación adecuada”. Shang Tong caminó hacia adelante cuando una presión abrumadora envolvió a todos. Golpeó otra palma y, sin poder defenderse, Fan Le y los demás de su grupo fueron lanzados por los aires.

El Shang Tong en este momento estaba hirviendo de ira, ¿cómo iba a tolerar la réplica de Fan Le?

“Hagan lo que quieran con ellos”, dijo fríamente Shang Tong mientras miraba a los del Credo Confianza Celestial y al Clan Di Supremo. Estas personas estaban muy descontentos con el tono de voz de Shang Tong. Después de todo, todos eran personajes extraordinarios y solo habían reprimido su cultivo. La actitud arrogante de Shang Tong les hizo sentir ganas de golpearlo. Pero Shang Tong en este momento estaba ayudándolos, así que no les importó mucho y decidieron cumplir, yendo hacia Ye Lingshuang y los demás en su grupo. Cuando sus ojos se posaron en las dos bellezas, Ye Lingshuang y Yun Mengyi, una luz nefasta brilló dentro.

Una frialdad indistinta de repente se precipitó sobre sus cuerpos. Volviendo la cabeza hacia atrás, vieron a la Princesa Jiao Yang fríamente mirándolos. Después de lo cual, la Princesa Jiao Yang volvió su mirada hacia Shang Tong mientras hablaba, “intimidando a la gente con sus bases de cultivo reprimidas de una manera tan desenfrenada. Cuando esos miembros de la Secta Espada de Batalla con su supresión levantada retornen, ¿no sería eso equivalente a que busques tu propia humillación?”

Evidentemente, aunque la orgullosa Princesa Jiao Yang también fue derrotada, ella despreció al carácter de Shang Tong.

“Hmph”, Shang Tong resopló con frialdad. Aunque entendió que sus acciones eran inapropiadas, ¿qué hay de eso? En este momento, otra silueta deslumbrante llegó, atrayendo la mirada de innumerables espectadores. Fue Lin Xian’er.

“El Príncipe heredero de Gran Dinastía Shang, el Rey Ojo Shang Tong, pensar que él es realmente un personaje así”. Los ojos de Lin Xian’er brillaron con frialdad, estaba claro que ella también despreciaba a Shang Tong. Esto causó que los dos puños de Shang Tong se apretaran fuertemente. Consecutivamente, había dos hermosas mujeres que lo miraban con ojos como estos. ¿Cómo podría la llama de la ira en su corazón disiparse? Su semblante se volvió increíblemente feo de contemplar.

“Yo, Shang Tong siempre he hecho las cosas de acuerdo con mis propios deseos, no necesito las opiniones de los demás”. Después de hablar, se movió hacia Ye Lingshuang y su grupo, mientras exudaba intención de matar. La Princesa Jiao Yang cambió su mirada mientras el desprecio dentro de sus ojos se hacía aún más pronunciado. Sin embargo, aunque despreciaba las acciones de Shang Tong, no podía molestarse en intervenir y ayudar. Después de todo, esto no tenía nada que ver con ella.

“No puedo tolerar tus acciones despreciables por más tiempo”. Lin Xian’er irradiaba un frío instinto asesino mientras caminaba hacia Shang Tong. Tal escena causó expresiones de interés en las caras de los espectadores de los alrededores.

Shang Tong inclinó la cabeza, mirando fijamente a Lin Xian’er. Al final, una batalla entre ellos nunca estalló.

Las actividades de los participantes que todavía estaban en el sendero de los monumentos parecían haberse ralentizado. Qin Wentian se quedó por un total de siete días y noches en la primera fila antes de avanzar a la segunda. Su percepción se desvió hacia el exterior antes de finalmente pisar un monumento de piedra y hundir su percepción en el interior.

En el espacio, la Luz Astral brilló cuando una figura vestida con una Armadura Astral se paró orgullosamente en medio del cielo y la tierra.

Las luces rúnicas de este espacio descendieron salvajemente, cayendo en cascada sobre el cuerpo de Qin Wentian, brillando resplandeciente. Muy rápidamente, todo el cuerpo de Qin Wentian fue envuelto por una capa de Luz Astral.

¿Qué tipo de poder estaba contenido dentro de este monumento de piedra?

Qin Wentian ni siquiera tuvo tiempo de cultivar cuando otro participante invadió su monumento de piedra, causando que se quedara completamente sin palabras.

Nunca había iniciado una invasión en el monumento de piedra de otro porque quería tener más tiempo para cultivar el poder dentro del monumento de piedra que había elegido, sin querer siquiera perder el menor tiempo.

Cuando aquellos en los puentes flotantes vieron quién era el que invadió el monumento de piedra de Qin Wentian, las llamadas de exclamación no pudieron evitar sonar en el aire. ¡Todos sabían con certeza que el viaje de Qin Wentian en el Reino Marcial Inmortal había llegado a su fin!

Seguían diciendo por qué el invasor podría soportarlo durante tanto tiempo, pero ¿acaso su resistencia finalmente llegó a su fin cuando decidió actuar contra Qin Wentian?

“En cuanto a por qué no actué en tu contra antes es porque sé que no puedo matarte en el Reino Marcial Inmortal, así que no quería perder mi tiempo. Sin embargo, quién habría pensado que todavía estás aquí. En ese caso, incluso si no puedo matarte, puedo sacarte del camino. Puedes mantener tu vida temporalmente, pero la reclamaré tarde o temprano”. La voz tiránica y dominante de Di Shi se desvió, conteniendo una convicción insuperable. ¡Ambos ojos agudos estaban mirando la diminuta figura sin importancia que él consideraba su presa!

Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Deja un comentario