Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

AGM – CAP 42 – Remuneración

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

La sala principal del Pabellón del Arma Divina exudaba una atmósfera majestuosa. El magnífico vidrio coloreado decoraba las cabinas más importantes, donde se exhibían tesoros y diferentes tipos y grados de Armas Divinas.

El área dentro del Pabellón del Arma Divina era extremadamente espaciosa y tenía un total de tres niveles. En promedio, habría por lo menos unas decenas de miles de clientes que se aventurarían dentro y fuera diariamente.

En este momento, había un joven vestido con túnicas blancas fuera del vestíbulo principal del Pabellón del Arma Divina, preparándose para entrar. Sus manos sostenían un barril de vino, y el olor a alcohol era emitido por su cuerpo.

“Ebrio Inmortal de Vinos, ¿estás buscando tesoros de nuevo? ¡Ven a echar un vistazo!

“Ebrio Inmortal de Vinos, ven, ven. Déjame ver si aún queda alcohol en tu barril de vino.”

Cuando el hombre de aspecto juvenil entró en el Pabellón del Arma Divina, hubo muchos que lo llamaron con sonrisas en sus caras e intercambiaron chistes. Por como parece, él era un cliente frecuente.

“Venir a encuéntrame de nuevo cuando haya alguien dispuesto a tratar con el alcohol.” El joven mostró indicios de una sonrisa antes de subir al segundo nivel.

La risa estalló alrededor de la multitud, como mucha gente silenciosamente suspiró. Talentos jóvenes y educados como el Ebrio Inmortal de Vinos eran muy raros hoy en día.

Uno de los diez prodigios de la Capital Real, el extremadamente talentoso Ebrio Inmortal de Vinos era conocido por su famosa espada. Aunque los momentos en que desató su espada eran infrecuentes, no había nadie en la Capital Real que no lo conociera.

Se decía que las técnicas de espada de Ebrio Inmortal de Vinos eran tan buenas como su capacidad para el alcohol. Cuenta la leyenda que alguien lo había presenciado una vez ejecutando su hermosa espada en una danza exquisita mientras estaba borracho. A partir de entonces, se le conocía como Ebrio Inmortal de Vinos. En cuanto a su verdadero nombre, casi nadie lo recordaba.

Ebrio Inmortal de Vinos, además de ser extraordinariamente talentoso con espadas, tenía otro hobby: la recolección de espadas preciosas. Y así, visitó con frecuencia el Pabellón del Arma Divina.

En el segundo nivel del Pabellón del Arma Divina, Ebrio Inmortal de Vinos se dirigió directamente hacia el área que vende espadas, caminando hacia una pared adornada con innumerables espadas.

“¿Desea echar un vistazo a algunas de nuestras nuevas existencias?” La hermosa sirvienta de pie frente a la pared de la espada sonrió educadamente a Ebrio Inmortal de Vinos antes de pasar algunas de las espadas de la pared de la espada a él. “Estas son todas las espadas divinas recién forjadas del segundo nivel. Todas ellas son armas divinas de grado medio y superior”.

Ebrio Inmortal de Vinos inspeccionó cuidadosamente cada una de las armas divinas antes de sacudir la cabeza y sonreír, “Volveré la próxima vez”.

La sirvienta, como si estuviera acostumbrada a semejante reacción, no tenía otra expresión aparte de asentir ligeramente con la cabeza. En este momento, un joven espadero se acercó a ella con tres espadas recientemente forjadas, “Hermana ‘Danza-Espada’, estas tres fueron forjadas no hace mucho.”

(剑舞 Jiàn wǔ significa Danza-Espada, es un sobrenombre)

“Bien” La hermana ‘Danza-Espada’ inspeccionó las espadas, hundiendo su Qi Yuan en las espadas. Echando un vistazo a Ebrio Inmortal de Vinos, ella dijo: “Estas tres espadas se consideran todas de segundo nivel, pero son inferiores a las espadas que inspeccionó antes.”

“Permíteme echar un vistazo.” Ebrio Inmortal de Vinos bebió un trago de alcohol mientras sostenía las tres espadas en sus manos, probándolas una por una. Insatisfecho, finalmente sacudió la cabeza. Ebrio Inmortal de Vinos señaló al azar en una espada de aspecto común en el lado izquierdo de la pared de la espada y preguntó: “¿Cuánto solicita por esta espada?”

“Espada divina de 2do nivel de grado bajo. Si lo quiere, el precio de venta sería una Piedra Meteoro Yuan que proviene de la 2da Capa Celestial”. ‘Danza-Espada’ sonrió. La Piedra Meteoro Yuan de la 2da Capa, de la que estaba hablando, se refería naturalmente a una Piedra Meteoro Yuan que cumplía con la especificación estándar.

Piedra Meteoro Yuan, además de ser capaz de ser utilizada para la condensación de Almas Astrales, también fueron aceptadas como una forma de moneda para los bienes preciosos y valiosos. Las Piedras Meteoro Yuan se originaron de las varias Capas Celestiales, y cuando cayeron abajo de los cielos, su tamaño y forma eran todas irregulares. Antes de cortar y refinar las Piedras Meteoro Yuan de tamaño completo, se les conocía como minerales astrales. Fue sólo después de ser procesada en la forma y el tamaño que cumplía con la especificación estándar de que el mineral astral podría convertirse en Piedra Meteoro Yuan, con la que el público estaba familiarizado.

Las Piedras Yuan ordinarias que contenían el Qi Yuan del cielo y la tierra también fueron consideradas una forma de moneda para las mercancías de bajo grado. Los que llegaron al Pabellón del Arma Divina eran todos de fondos ricos y poderosos, por lo que cada vez que había una transacción, se utilizan de forma natural únicamente Piedras Meteoro Yuan.

“Bueno, la quiero.” Ebrio Inmortal de Vinos sonrió. Luego recuperó la espada antes de pasar la Piedra Meteoro Yuan a la sirvienta, que se quedó atónita. ‘Danza-Espada’ había pensado que Ebrio Inmortal de Vinos estaba preguntando casualmente, y como tal, ella tiró al azar un precio. Una Piedra Meteoro Yuan de 2da Capa definitivamente no era un precio bajo, pero pensar que Ebrio Inmortal de Vinos ni siquiera reaccionaría al pagar el precio que pidió. Mientras sacaba la espada, el corazón de ‘Danza-Espada’ se llenó de inquietud.

“Ebrio Inmortal de Vinos, ¿qué ganga acaba de hacer? Déjame echar un vistazo.” En ese momento, un hombre de mediana edad se acercó. No era otro que el anciano a cargo de la administración del segundo nivel del Pabellón del Arma Divina.

“Viejo Chen, echa un vistazo a esto.” Ebrio Inmortal de Vinos pasó la espada al Anciano Administrativo, Yang Chen.

Yang Chen sostuvo la espada e infundió el Qi Yuan dentro de su cuerpo en la espada. Poco a poco, su rostro severo se transformó en asombro cuando miró hacia ‘Danza-Espada’ y preguntó: “¿Quién fue el que entregó esta espada?”

“El Gran Maestro Feng, un huésped de nuestro pabellón, quería que yo entregará la espada aquí a la venta. Está necesitando desesperadamente Piedras Meteoro Yuan”, respondió respetuosamente el aprendiz de espada.

“Ebrio Inmortal de Vinos, considera esto nuestra pérdida.” Yang Chen miró a ‘Danza-Espada’ antes de girarse para irse, buscando directamente a Feng.

“Iré contigo” exclamó Ebrio Inmortal de Vinos. Bebiendo de su barril, siguió a Yang Chen hasta el lugar donde Feng se alojaba: el patio trasero del Pabellón del Arma Divina.

Naturalmente, Feng no esperaba que Yang Chen le hiciera una visita personal. Después de todo, el estado de Yang Chen como Anciano Administrativo excedía con mucho el estatus de Feng.

“¿Feng, esta runa divina de esta espada fue inscrita por ti? Yang Chen levantó un dedo y señaló la espada en la mano de Ebrio Inmortal de Vinos.

Los ojos de Feng parpadearon al responder: “La runa divina fue inscrita por mi Maestro.”

“¿Podría conocer a su estimado Maestro?” Yang Chen sonrió.

“Déjame consultar con él.” Feng contestó. Volvió a entrar en la Sala de Forja de Armas, buscando la opinión de Qin Wentian. Poco después, Yang Chen vio salir a dos jóvenes, haciéndole quedar atónito.

“Anciano Yang Chen, este es mi estimado Maestro, Qin Wentian.” Feng introdujo.

“Excelente, los genios realmente vienen de una edad joven. Gran Maestro Qin, este humilde es Yang Chen. ¿Cambiamos de ubicación a un lugar más agradable antes de charlar?” Yang Chen miró a Qin Wentian, quien estuvo de acuerdo. No había pensado que su runa divina haría que un Anciano Administrativo lo buscara personalmente. A partir de esto, Qin Wentian pudo deducir que la runa divina que había inscrito tenía un precio extraordinario.

El grupo de personas caminó hacia un pabellón junto al lago dentro de un patio interior, que representaba un hermoso paisaje.

“Ebrio Inmortal de Vinos, ¿por qué sigues aquí?” Yang Chen miró a Ebrio Inmortal de Vinos, que estaba a su lado.

“Considero a los que pueden forjar un arma que amo como mis amigos. La razón por la que estoy aquí fue simplemente para hacer un nuevo amigo.” El olor de alcohol flotaba sobre el cuerpo de Ebrio Inmortal de Vinos como él respondió.

“¿Quieres beber un trago?” Ebrio Inmortal de Vinos indicó su barril de vino mientras miraba hacia Qin Wentian.

“Este tipo es maravilloso.” Qin Wentian sonrió, pero él declinó educadamente.

“Gran Maestro Qin, en cuanto a esta runa divina, todavía hay algunos defectos.” Yang Chen miró a Qin Wentian, comenzando a hablar de negocios oficiales.

“No son defectos. Todavía no he logrado comprender completamente las ideas, por lo que emiten una sensación de líneas rúnicas erróneas.” Qin Wentian respondió con tacto.

“¿Estarías dispuesto a vender esta runa divina a mi Pabellón de Armas Divinas? Puedes decir cualquier precio que quieras.” Yang Chen finalmente reveló su mano. Qin Wentian le lanzó una mirada antes de sonreír y sacudir la cabeza. Si vendía la runa divina, Yang Chen extendería su runa divina a todo Armero en el Pabellón del Arma Divina. Si eso ocurriera, ¿sería diferente la runa divina de papel de desecho?

“Puesto que este es el caso, Gran Maestro Qin ¿estaría dispuesto a convertirse en un huésped de mi Pabellón del Arma Divina? Puedo otorgarle derechos y trato especiales”, añadió Yang Chen.

“No tengo tiempo para quedarme aquí en el Pabellón del Arma Divina. La presencia de Feng aquí será tan larga como la mía.” Qin Wentian contestó mientras miraba a Yang Chen, que frunció las cejas con preocupación. Antes de que Yang Chen pudiera responder, Qin Wentian declaró: “Si el Anciano Yang no tiene nada más para mí, me iré primero:”

“Gran Maestro Qin, por favor espere.” Yang Chen detuvo a Qin Wentian y recuperó algunas Piedras Meteoro Yuan. La Luz Astral brillaba resplandecientemente, indicando que había inmensas cantidades de energía contenidas dentro de ellas. Las Piedras Meteoro Yuan eran todas de la 2da Capa Celestial.

“Gran Maestro Qin, por favor, no tenga tanta prisa por rechazar. Esto podría considerarse el precio de esa espada divina que forjó antes.” Yang Chen señaló la espada en la mano de Ebrio Inmortal de Vinos mientras decía esto cortésmente. Qin Wentian, al ver las Piedras Meteoro Yuan, fue un poco tentado, pero aun así se detuvo. Las personas del Pabellón del Arma Divina eran en verdad ricas. Pensando en su Clan Qin, ni siquiera tenían una sola Piedra Meteoro Yuan dentro de sus bóvedas.

El Clan Qin era realmente demasiado pobre; Sus recursos restantes se estaban drenando continuamente.

Fan Le, que estaba de pie junto a Qin Wentian, sintió que sus ojos se iluminaban en codicia. ¡Iban a ser ricos!

“En el futuro, ¿podrían las armas divinas forjadas por el Gran Maestro Qin ser llevadas al Pabellón del Arma Divina para la venta? Los ingresos se dividirán 50-50, la mitad de lo que va a Gran Maestro Qin. Y por supuesto, todos los materiales necesarios serían proporcionados por mi Pabellón del Arma Divina. Además, si el Gran Maestro Qin no está dispuesto a permanecer aquí como huésped, podría elevar el estatus de Feng a un nivel superior, permitiéndole disfrutar de los beneficios y recursos de nuestro Pabellón del Arma Divina”.

Qin Wentian fue finalmente movido por las palabras de Yang Chen. La diferencia entre el precio por el que vendió personalmente las armas y el precio por el cual vendió sus armas divinas al Pabellón del Arma Divina antes de ser revendido era como la distancia entre el Cielo y la Tierra. El uso del Pabellón del Arma Divina como plataforma fue la elección correcta.

Y además, los materiales necesarios para forjar un arma serían proporcionados por ellos. Esta solicitud de cooperación indicó su nivel de sinceridad.

“No puedo garantizar que sea capaz de forjar armas divinas a menudo.” Qin Wentian miró a Yang Chen.

“Cuanto más raro sea algo, más caro será. Para las obras maestras del Gran Maestro Qin, las venderemos usando el método de subasta. Y por supuesto, no nos atreveríamos a imponer una cuota mensual de armas divinas al Gran Maestro Qin. Será como tu corazón lo deseé”. Yang Chen continuó explicando la oferta.

“Estoy de acuerdo.” La cara de Qin Wentian se rompió en una sonrisa juvenil, causando Yang Chen estar un poco aturdido.

“Puesto que este es el caso, no seré cortés con respecto al asunto de estas Piedras Meteoro Yuan.” Los ojos de Qin Wentian brillaron mientras que él guardó las Piedras Meteoro Yuan que Yang Chen había sacado.

“Jefe, ¿qué hay de mí?” Con vacilación, Gordito miró fijamente a Qin Wentian, llamándolo repetidamente “jefe”.

Qin Wentian miró con desprecio a Gordito, pero finalmente, le pasó una Piedra Meteoro Yuan. Aunque Gordito continuó mirando las otras Piedras Meteoro Yuan en la mano de Qin Wentian, Qin Wentian ignoró su aspecto lamentable.

“Haha, Gran Maestro Qin, si eres libre en el futuro, por favor visita el Pabellón del Arma Divina a menudo. Conseguiré a mis hombres arreglar cuartos vivos y una mejor sala de forja de armas para Feng. Si necesitas ayuda, Gran Maestro Qin, ¡siéntase libre de buscarme! “Yang Chen se levantó con una sonrisa. Estos dos tipos eran demasiado interesantes.

“Comprendo” Qin Wentian sonrió y se despidió de Yang Chen. Ebrio Inmortal de Vinos miró a Qin Wentian y sonrió, “Si alguna vez estás buscando un compañero de bebida, recuerda buscarme.”

Después de que Yang Chen y Ebrio Inmortal de Vinos se fueran, Qin Wentian se quedó mirando las Piedras Meteoro Yuan en sus manos. Sus labios se curvaron en una sonrisa, sabiendo que finalmente tenía suficientes Piedras Meteoro Yuan para abrir su Puerta Astral.

“Abuelo Qin, Padre, espérenme.” Qin Wentian silenciosamente juró en su corazón. Nunca había olvidado que tanto su abuelo como su padre estaban siendo encarcelados.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente