Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

AGM – CAP 281 – Espadas Y Dagas Dibujadas

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Las espadas y dagas fueron dibujadas y presionadas hasta su garganta; esto era lo que Qin Wentian estaba sintiendo ahora.

Bailu You también estaba en el grupo, ya que él fue el que llevó a todos estos Grandes Maestros Inscriptores Divinos. Sin embargo, el corazón del bebedor de vino no estaba en el vino, sus motivos eran diferentes del resto. Realmente no deseaba que Qin Wentian entregara el antiguo pergamino, sólo quería que Qin Wentian sintiera la presión.

Y cuando Qin Wentian comenzara a ceder a la presión, naturalmente hará el ‘acto del tipo buen’ y saldrá a ofrecerle esperanza.

Por lo tanto, Bailu You se paró actualmente al lado, mirando la escena actual desenvolverse con una sonrisa débil en su cara.

Pero en ese momento sonaron los ruidos de pasos. Bailu You volteo la cabeza sólo para ver a un grupo recién llegando. Era el Anciano de ojos grandes, junto con Bailu Yi, Bailu Jing y su padre.

“¿Acaso esa muchacha pensó que sería capaz de detener esto, sólo con la aparición del Gran Anciano?”

Bailu You naturalmente podría discernir lo que Bailu Yi estaba pensando. Cuando llegaron los recién llegados, Bailu You se puso de pie y se inclinó ligeramente, “Gran Anciano”.

“Mhm”. El Anciano de ojos grandes casualmente asintió con la cabeza, sin embargo, se sentía muy confundido en su corazón. Sólo la acompaño porque se sentía aburrido; Bailu Yi sólo le había dicho que pronto habría un buen espectáculo para ver.

“Padre”.

Bailu You de repente se dio cuenta de la llegada de su padre, Bailu Tong también. Bailu Tong asintió con la cabeza en respuesta, sabía que el Anciano de ojos grandes estaba en camino aquí, por lo que decidió unirse también.

Su plan no debe ser echado a perder por Bailu Yi.

Los Grandes Maestros de 4to nivel no mostraron ningún signo de impaciencia. Ellos simplemente permanecieron en silencio, sin ningún indicio de que sus pensamientos se mostraran en sus rostros al notar la llegada de Bailu Tong y el Anciano de ojos grandes.

No eran impacientes, ni tampoco Qin Wentian. Simplemente se paró a un lado, pareciendo extremadamente relajado.

Eventualmente, uno de los Grandes Maestros de 4to nivel, con ojos hundidos y nariz alta, no pudo ocultar su codicia por más tiempo. Estrechó los ojos, su mirada se asemejaba a una serpiente venenosa y miraba fijamente a Qin Wentian, haciendo que éste se sintiera extremadamente incómodo.

“Qin Wentian”. Tres guardaespaldas estaban detrás de él, todos ellos en el 9no nivel de Yuanfu. El Inscriptor mismo era un viejo que tenía una base de cultivo en el 7mo nivel de Yuanfu. “¿Quiere que le hagamos una visita personal? Esta es la primera vez que me encuentro con una pieza de 3er nivel de mierda tan arrogante que incluso se atrevería a pedirnos a los Grandes Maestros de 4to nivel para que le visiten personalmente”.

“Mayor debe estar bromeando”. Qin Wentian señaló el camino detrás del viejo mientras sonreía.

“¿Qué quieres decir con que estoy bromeando?” La mirada del viejo abarcaba la de Qin Wentian.

“No tenía intención de pedirle a Mayor que me hiciera una visita, creo que Mayor debió estar equivocado. Oh, el camino está justo ahí, así que por favor no me deje tomar más de su tiempo, Mayor. Buen día”. La sonrisa de Qin Wentian se hizo más amplia. Su significado implícito era obvio: no era yo quien quería encontrarme con usted, sino usted que quería reunirse conmigo. Pero si no quieres conocerme, el camino está ahí, adiós.

“Tú…” ¿Cómo pudo el viejo no entender el significado de Qin Wentian?, sus ojos caídos se hicieron más hundidos, mientras destellos de luz fría irrumpieron.

“¿De qué sirve una lengua afilada? Queriendo que nos vayamos justo después de que acabemos de llegar, ¿no te estás sobrestimando demasiado?” replicó el viejo.

Una expresión de piedad apareció en la cara de Qin Wentian. “Mayor, ¿eres un retrasado?”

Cuando el sonido de la voz de Qin Wentian se desvaneció, el rostro del viejo se hundió al instante. ¿Qin Wentian lo estaba llamando un idiota delante de todos?

Desde que entró en las filas de los Inscriptores Divinos de 4to nivel, nadie se atrevió a humillarlo. Una presión aterradora emanó de sus tres guardaespaldas de 9no nivel de Yuanfu, fluyendo hacia Qin Wentian.

Mientras el viejo diera una orden, inmediatamente atacarían.

“Te daré la oportunidad de disculparte”. El rostro del viejo ya se había vuelto frío. Todavía era demasiado temprano para luchar por el antiguo pergamino, pero en este momento, por lo que respecta a su humillación, primero quiso que Qin Wentian se disculpara.

“La vejez no tiene cura”. La expresión de piedad desapareció del rostro de Qin Wentian, su mirada se volvió aguda mientras miraba fijamente al viejo delante de él.

Estas personas eran demasiado, queriendo utilizar la presión para abrumarlo. ¿Cómo podía seguir siendo equilibrado en su corazón? Frente a tantos Grandes Maestros, por respeto al rango que tenían, Qin Wentian al principio trató de ser cortés.

Pero ya que aquel viejo se negaba a corresponder a su bondad, ¿por qué temería todavía romper el pretexto de la cordialidad?

“¡Imprudente!” rugieron los tres guardaespaldas, mientras se precipitaban hacia delante. Sin embargo, incluso antes de que pudieran reunir cualquier represalia, la frialdad de la voz de Qin Wentian penetró en sus corazones. “Si dan otro paso adelante, mueren”.

A medida que el sonido de la palabra ‘mueren’ se desvaneció, una intención de matar glacial surgió de Qin Wentian, tan frígida que hizo temblar a la gente involuntariamente.

Ante la intención de matar, los tres guardaespaldas realmente sintieron miedo. Incluso con la ventaja de sus bases de cultivo más altas, sus instintos les decían que el joven frente a ellos era realmente capaz de llevar a cabo su amenaza.

Con una sola frase de Qin Wentian, toda la ladera de la montaña estaba llena de silencio.

La suave brisa pasó por el pasto mientras la exuberante hierba verde se balanceaba en tándem.

Los ojos de Qin Wentian eran como unas cuchillas heladas que perforaban directamente al Gran Maestro de 4to nivel.

“Ya te he dado suficiente al hablar contigo como ‘Mayor’, pero sobrepasaste tus límites una y otra vez simplemente porque no entiendes tus limitaciones. Puesto que eres incapaz de entender el significado de mis palabras cuando lo pongo de buena manera, permíteme reiterar una vez más”, Qin Wentian fríamente declaró: “Yo, Qin, estoy entrenando mi cultivo aquí en las montañas de espaldas al Instituto Ciervo Blanco. Si quieres venir, sólo ven, si quieres irte, ¿qué tiene que ver conmigo? No me des palabras tan bonitas como ‘pedirle que me haga una visita’, no me importa un bledo lo que quiere hacer. En primer lugar, no soy un junior de tu secta. Y segundo, no tengo necesidad de buscar tu ayuda, así que ¿por qué tendría que pedirte que me visites? Si no tienes nada aquí, entonces sal de mi vista”.

Las abrumadoras palabras de Qin Wentian hicieron que todos en los alrededores se congelaran cuando emociones desconocidas parpadearon en sus ojos.

Arrogante, este mocoso realmente apestaba a la arrogancia.

Aunque las palabras de Qin Wentian eran lógicas, sólo aquellos con el poder de respaldar sus palabras serían tomados en serio en este mundo orientado al cultivo. ¿Quién no mostraría un mínimo de respeto a estos estimados Grandes Maestros de 4to nivel? Sin embargo, el discurso de Qin Wentian fue como una dura bofetada en sus rostros.

Uno podría decir que con una sola oración, Qin Wentian instantáneamente ofendió a ese Gran Maestro de 4to nivel. Incluso si sobrevive hoy, había demasiados métodos que el Gran Maestro de 4to nivel podía emplear para tratar con alguien en el Reino Yuanfu.

Incluso el Anciano de ojos grandes limpiaba el sudor de su frente, ¿de dónde sacaba su confianza?

Mirando a Bailu Yi que estaba de pie a su lado, el Anciano de ojos grandes quedo sorprendido. Los ojos de Bailu Yi parpadearon con un toque de seguridad, pareciendo extremadamente a gusto. Su confianza en Qin Wentian no perdería la confianza que Qin Wentian tenía en sí mismo.

El Gran Maestro Feng Gu se limitó a sonreír y observó silenciosamente.

Quería ver cómo Qin Wentian resolvería la situación hoy.

En cuanto a aquel viejo con los ojos hundidos, su semblante se volvió cada vez más malévolo con las palabras de Qin Wentian.

‘¿Si no tienes nada aquí, sal de mi vista?’

¿Un joven en el Reino Yuanfu se atrevió a hablar de esta manera con él?

‘Si dan otro paso adelante, mueren’.

¿De dónde sacó su confianza?

A menos que, el logro de Qin Wentian se hubiera disparado aún más alto después de adquirir la antigua herencia del pergamino del Ascendente, lo que le permitiera inscribir aún más maravillosas Formaciones de 3er nivel pico. ¿Podría ser que Qin Wentian asumiera que al tomar prestado el poder de las Formaciones de 3er nivel más altas, sería capaz de lidiar con ellos?

“Hermano Liang, el temperamento de los menores hoy en día es verdaderamente ardiente”. Un hombre de mediana edad de rostro negro se rió. El hermano Liang al que se refería, era naturalmente el Inscriptor de 4to nivel con los ojos hundidos.

“Si no estuviéramos dentro de los terrenos del Instituto Ciervo Blnaco, ese chico Qin ya habría muerto diez veces en función del temperamento del hermano Liang”, declaró el hombre de mediana edad. El viejo estrechó sus ojos hundidos, preguntándose por qué estaban desperdiciando tanto tiempo conversando con Qin Wentian. No importaba si estaban en el Instituto Ciervo Blanco o no. Podrían matarlo y saquear el antiguo pergamino.

Sin embargo, dado que el Instituto Ciervo Blanco les permitió entrar, significaba que ellos tampoco habían obtenido el antiguo pergamino y querían usar a los Grandes Maestros de 4to nivel como presión para forzar a Qin Wentian a ceder. Ambas partes comprendieron las intenciones claramente.

Por lo tanto, todos ellos todavía estaban observando, esperando con el aliento abatido. Debido a que el viejo con los ojos hundidos tenía la naturaleza más impaciente, fue el elegido para comenzar la pelota, haciendo las cosas difíciles para Qin Wentian.

“De hecho, este joven cachorro no tiene respeto por sus mayores. Debería ser castigado” añadió otra persona.

Este hombre tenía una barba blanca y fluida y parecía un inmortal. Ya tenía más de 150 años de edad y había entrado en el nivel de un Inscriptor de 4to nivel durante mucho tiempo. Este viejo era extremadamente conocido en el Estado Esperanza e incluso había instruido a muchos grandes maestros de la era actual antes.

“¿Excéntrico Song se siente así también? El hombre de mediana edad de rostro negro se rió. Después de eso, el viejo con los ojos hundidos miró a Excéntrico Song cuando preguntó: “¿Cómo siente excéntrico Song que este jovencito debe ser castigado?”

“Feng Gu, ¿tienes alguna idea al respecto?” Excéntrico Song se acarició la barba, cambiando su mirada hacia Gran Maestro Feng Gu.

“No me preguntes. Ya conozco a este pequeño hermano anteriormente. Hoy sólo estoy aquí como espectador. No voy a participar en lo que ustedes han planeado”. Feng Gu sonrió mientras se encogía de hombros. Viendo cuán confiado estaba Qin Wentian, Feng Gu creyó que Qin Wentian ya había hecho sus preparativos. En ese caso, simplemente esperaría a ver el buen espectáculo.

“En ese caso, ¿el pergamino del Ascendente?” exclamó excéntrico Song, mientras se le entrecruzaban los ojos a la vez que brillaban con nitidez.

“Tampoco es de mi preocupación. Si ustedes tienen la capacidad de obtenerlo, llévenselo entonces”. Feng Gu agitó las manos indiferentemente.

“Excelente, excelente.” Excéntrico Song rió, había un competidor menos para la herencia.

“Por su grosería, él debe ser sacrificado”. En este momento, una voz se deslizo de la parte posterior de la multitud. Cuando el hombre de mediana edad de rostro negro miró de reojo, comenzó a sonreír, “Gu Xiu, pensar que tú también estás aquí”.

“Yo, Gu Xiu, conocí a este mocoso desde hace mucho tiempo. No tiene respeto por sus Mayores, y tiene la ambición y el corazón de un lobo salvaje. La herencia sólo se desperdiciaría en sus manos. Debemos matarlo, y estoy seguro de que el Instituto Ciervo Blanco no sería tan estúpido como para ir en contra de todos nosotros”. La voz de Gu Xiu estaba llena de frialdad.

“Gu Xiu, eres desvergonzado”. Bailu Yi maldijo. Sólo por su rencor con Qin Wentian en ese entonces, Gu Xiu quería usarlo como una excusa para matarlo hoy. Qué despiadado.

“Señorita Bailu, ¿su Instituto Ciervo Blanco realmente desea ir en contra de nosotros?” Gu Xiu no estaba enfadado, él sonrió indiferente en su lugar. La multitud entonces cambió su mirada hacia el Anciano de ojos grandes y Bailu Tong. Parecía que los Grandes Maestros de 4to nivel habían hecho su postura clara, el siguiente paso sería ver cómo reaccionaría el Instituto Ciervo Blanco.

Bailu Tong se burló mientras decía en un susurro muy audible: “Veremos cómo elige entonces”.

Evidentemente, Bailu Tong quería cambiar la presión sobre Qin Wentian, forzándolo a tomar su decisión.

Estos Cuatro Grandes Maestros estaban en busca de su sangre. ¿Quería el antiguo pergamino, o su vida?

Estos Grandes Maestros eran todos muy reverenciados y extremadamente famosos en el Estado Esperanza y habían determinado su muerte con sólo una pregunta y unas pocas sonrisas frías. Era como si su vida no valiera una mierda.

¿Y Gu Xiu realmente se reveló sólo para golpearlo cuando estaba abajo?

Qin Wentian no mostró ningún miedo en absoluto. Él calmadamente volvió su mirada hacia ellos mientras hablaba lentamente, “Corten la mierda. ¿Por qué todos ustedes necesitan perder tanto tiempo golpeando alrededor del arbusto cuando sus objetivos son tan claros como el día? El antiguo pergamino no está en mí poder, incluso si lo tuviera en mí, será un día frío en el infierno antes de darlo a los perdedores como ustedes”.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente