Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

AGM – CAP 1001 – Una Espada

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Yang An miró al Gran Roc de Alas Doradas en espiral; una gran intención asesina se podía ver en los ojos de Xiao Hundan. El cuerpo de Yang An irradiaba energía de ley inmortal cuando el temible tornado se transformó en espadas afiladas que contenían poder absoluto. Si estas espadas se rompieran juntas, no se sabe cuán grande sería la fuerza generada.

Yang An sostuvo un sable en su mano. Su forma se movió como el viento, apareciendo instantáneamente ante Xiao Hundan mientras golpeaba con su sable. Este sable contenía un poder temible que podía dividir todo. Xiao Hundan podía sentir el peligro que representaba para él, y se elevó más. Lanzó frenéticamente sus plumas doradas, cada una tan afilada como espadas, pero todas fueron borradas frente a la luz de sable.

Con un fuerte rugido, Xiao Hundan volvió a su forma original. Extendiendo sus patas, una pantalla de luz rúnica sin forma lo envolvió. El sable se estrelló contra la pantalla de luz cuando se escucharon ecos de grietas. La pantalla de luz se rompió sin cesar mientras Xiao Hundan se retiraba locamente. Sin embargo, la luz del sable barrió todo como un rayo que cruza el cielo. Xiao Hundan terminó herido por el ataque, la sangre goteaba desde donde había caído la luz. Su dorado cuerpo había sido herido, el poder inmortal era simplemente demasiado poderoso.

En el otro campo de batalla, Qin Wentian vio a Yang An lidiar con Xiao Hundan. Luchó frenéticamente mientras intentaba dirigirse hacia ellos. Su Mano de Dios lanzó una impresión de palma que podría destrozar todo, pero Mu Feng no iba a caer tan fácilmente. ¿Cómo podría permitir que Qin Wentian abandone este campo de batalla? Eso sería una humillación para él.

“¡Xiao Hundan!” Las llamas de ira ardieron en los ojos de Qin Wentian al ver a Yang An preparándose para asestar un golpe mortal a Xiao Hundan. Y en el instante en que el puño de meteorito de Mu Feng se disparó, Qin Wentian rugió de furia. Impulsado por la Mano de Dios, su palma empuñaba una lanza inmortal. La larga lanza se expandió rápidamente, penetrando directamente a través del puño inmortal de Mu Feng y disparando hacia su corazón.

Mu Feng se retiró con velocidad explosiva, solo para ver a Qin Wentian volar inmediatamente en el aire hacia la otra batalla. En este momento, Xiao Hundan fue golpeado por el haz de luz de sable, salpicando el aire con sangre fresca. Al instante, un aura extremadamente terrorífica brotó de Qin Wentian. Su Mano de Dios apretó su agarre en la larga lanza rango inmortal, liberando poder hasta sus límites absolutos.

Yang An continuó atacando a Xiao Hundan, atacando con otro rayo de sable. Sin embargo, de repente sintió una intensa sensación de peligro abrumándolo. Se giró y vio una lanza inmortal expandirse a más de cien metros de tamaño, penetrando a través del espacio con suficiente poder para aplastar todo. Este golpe de lanza fue tan rápido como un rayo, y tenía suficiente poder para hacer añicos el cielo.

Yang An instantáneamente cortó su sable con la lanza de Qin Wentian. Ambos ataques chocaron, y el impacto sacudió los Cielos y la Tierra. Con una fuerza irresistible, la larga lanza rompió el sable formado a partir del Qi Inmortal, pero la ley de energía del viento translocó instantáneamente a Yang An a otra parte del área, eludiendo suavemente el ataque de lanza dominante.

Qin Wentian luego se elevó en el aire, apareciendo directamente al lado de Xiao Hundan. Miró fríamente a Yang An, “Hoy, yo, Qin, he visto claramente lo desvergonzados que pueden ser los descendientes de la nobleza en la Nación Inmortal Chang Qing. Mis horizontes se han ampliado gracias a todos ustedes”.

Mu Feng se movió para ponerse de pie junto con Yang An. Sus expresiones eran extremadamente feas de contemplar. Ambos eran personajes de Fundación Inmortal. Y ya estaban en el lado equivocado ya que actuaron contra un Ascendente Tianxiang; sin embargo, incluso a pesar de haber actuado personalmente, no lograron derribar al hombre y la bestia que se encontraban actualmente en el aire mirándolos. Lo que es ridículo fue que todos hoy atacaban intencionalmente a Qin Wentian pero ahora, la situación se revirtió y ellos fueron los que más profundamente se humillaron.

“Ya he experimentado todo lo que este banquete tiene para ofrecer. Adiós”. Qin Wentian y Xiao Hundan se prepararon para irse. Sin embargo, solo escucharon a Yang An decir fríamente, “¿Quieres irte así como así?”

“Me invitaste a este banquete. ¿Ya no es suficiente todo esto? ¿Quieres que deje mi vida atrás?” Qin Wentian miró a Yang An. Yang An ya ha mostrado su intención de matar. Aunque aquellos descendientes de la nobleza lo estaban atacando antes, Qin Wentian entendió que todo era causado por los celos y ninguno de ellos tenía ninguna intención de matarlo de verdad. Pero ahora, las acciones de Yang An realmente fueron demasiado exageradas. Incluso Qin Wentian podía sentir la intención de matar quemando en su corazón.

“Causaste caos en mi banquete y no tienes ningún respeto por los Reyes y Marqueses del palacio imperial. Si no nos das una respuesta satisfactoria, ni siquiera pienses en irte”. En este momento, Yang An fue montado en la parte posterior de un tigre y le fue imposible detenerse a mitad de camino. Había un demonio en su corazón, y no tenía forma de reprimir este soplo de ira. Él simplemente ascendió a la inmortalidad e inicialmente, este debería ser un glorioso día de orgullo para él. Sin embargo, en realidad escuchó las noticias sobre Qin Wentian y Qing’er en el momento en que salió de la reclusión.

Inicialmente invitó a Qin Wentian a este banquete porque quería mostrar su dominio, por lo que Qin Wentian voluntariamente se retiraría al conocer las dificultades de perseguir a Qing’er. Sin embargo, quién habría pensado que su plan fracasaría y todo terminó en caos gracias a Qin Wentian.

En este momento, si permitía que Qin Wentian se marchara así, no podría responder a la renuencia y el resentimiento en su corazón.

Qin Wentian se rió ruidosamente mientras miraba a Yang An. Apuntando la larga lanza en su mano hacia él, Qin Wentian habló fríamente. “Yang An, este es el palacio imperial de la Nación Inmortal Chang Qing. No deseo ser demasiado despiadado. ¿Quién crees que eres?, ¿realmente pensaste que puedes obligarme a quedarme atrás e incluso querer que te dé una respuesta? Absolutamente ridículo. ¿Eres digno?”

“¿Cómo podríamos saber si no lo intentamos?” El semblante de Yang An se volvió siniestro.

“¿Intentar?” Qin Wentian inclinó la cabeza y miró el aire. “Sé que hay muchos Mayores en el palacio imperial que actualmente están observando esto. Estoy seguro de que todos ustedes saben quién está en lo correcto y quién está equivocado en sus corazones. Los descendientes de la nobleza realmente han ido demasiado lejos, y yo, Qin, ya he tolerado las cosas hasta el punto en que están más allá de mis límites. Si la Mansión Rey Qi todavía no envía a alguien para impedir que Yang An corteje la humillación e incluso quiera obligarme a permanecer aquí, tomaré sus palabras por la verdad y determinaremos quién vive o muere en una batalla”.

Las arrogantes palabras de Qin Wentian causaron que todos quedaran estupefactos. Este mocoso era simplemente demasiado arrogante. ¿Quería decir que si la Mansión Rey Qi no enviaba a alguien para detener a Yang An, podría tomar la vida de Yang An?

¿Cómo pudo soportar Yang An la vergüenza de estas palabras? Este lugar era su hogar, la Mansión Rey Qi.

Y como era de esperar, Yang An instantáneamente se enfureció cuando escuchó eso. Qi Inmortal brotó violentamente de él, aterrorizando hasta el extremo. Sus ojos miraban a Qin Wentian mientras avanzaba. Era imposible para él dejar pasar esto.

“Realmente quiero ver cómo puedes luchar una batalla de vida o muerte conmigo”. Un arma inmortal apareció en la mano de Yang An. Esta arma tenía la forma de una espada, brillaba con una frialdad trágica, disparando rayos de nitidez. Se sentía que uno moriría simplemente si lo miraban demasiado tiempo.

“Ven”. Qin Wentian mantuvo su lanza. Un momento después, la espada demoniaca apareció en su mano derecha, el borde cortó su palma mientras su sangre goteaba sobre ella. La espada demoníaca comenzó a zumbar, liberando un abrumador Qi Demoníaco que barrió los alrededores. Al mismo tiempo, el Talismán Hueso Roc de Viento apareció en su mano izquierda. En este momento, el cuerpo de Qin Wentian parecía estar a punto de transformarse en un Gran Roc.

“Qué arrogante”. Yang An salió disparado como el viento, inconcebiblemente rápido. Pero en el mismo momento, Qin Wentian desapareció por completo mientras la silueta de un Gran Roc incomparablemente gigantesco tomó su lugar.

Yang An detuvo su avance, sus ojos se abrieron con sorpresa. Sin embargo, no vaciló y cortó su espada instantáneamente hacia adelante, solo para golpear nada más que sombras.

El sentido inmortal de Yang An desapareció. No había nadie más, solo un Gran Roc. Fue como si Qin Wentian se transformara en un Roc. Incluso la intención de espada que ondeaba ante él había desaparecido por completo. La espada demoníaca tomó prestada la esencia del Talismán Hueso y también se transformó en un Roc.

“¡Qué rápido!” La multitud miraba el aire, los movimientos de los dos eran tan rápidos que ni siquiera podían ver nada con claridad. Una presión abrumadora emanó de Qin Wentian y se abalanzó sobre Yang An. Yang An blandió su espada posteriormente un ilimitado campo de fuerza de energía lo rodeó. Mientras defendía contra Qin Wentian, también lanzaría sus propios ataques.

“Bzz, bzz…” El Gran Roc gigantesco descendió, transformándose en incontables sombras que se precipitaron hacia Yang An. Yang An rugió de rabia a la vez su Fundación Inmortal comenzó a irradiarse frenéticamente. La ley de energía que él controlaba, se transformó en una sorprendente tormenta de viento que se disparó hacia los Cielos, capaz de destruir todo. Los atronadores sonidos explosivos continuaron interminablemente. En este instante, Qin Wentian ya había desatado su propio ataque, manifestando numerosos Rocs de Viento que contenían una fuerza aterradora, precipitándose hacia Yang An.

Un Roc de Viento incomparablemente rápido apareció directamente ante Yang An, moviéndose a una velocidad incluso más rápida que una tormenta de viento. Pasó directamente a través de la brecha de ataques cuando su forma se disolvió en un haz de luz de espada que apareció de repente en la visión de Yang An. El semblante de Yang An cambió drásticamente. El zumbido de una espada se escuchó cuando el haz de luz de espada pasó como un relámpago.

“Puchi…” Un sonido nítido resonó en el aire mientras la sangre fluía.

Al instante siguiente, la multitud solo vio el cuerpo de un gigantesco Roc que descendía del aire. Un momento después, este gigantesco Roc se transformó en un ser humano. Esta forma del Gran Roc fue, naturalmente, en lo que Qin Wentian se transformó después de que activó el Arte Sacrificio Dios Demonio.

Yang An tenía sus manos alrededor de su garganta mientras su semblante se ponía tan blanco como el papel. Miró con incredulidad a Qin Wentian cuando la espada en su mano cayó del cielo.

Esta escena, fue realmente impactante.

Yang An en Fundación Inmortal, el Príncipe Heredero de la Mansión Rey Qi, fue derrotado instantáneamente con una sola espada de Qin Wentian que estaba en el nivel de Tianxiang.

“¡Boom!” Una presión temible descendió. Al instante, aparecieron varias figuras. Uno de ellos apareció junto a Yang An y con un movimiento de sus manos, provocó que una pantalla inmortal de luz curativa envolviera a Yang An. Después de eso, le dio una píldora medicinal a Yang An y un instante después, la herida en la garganta de Yang An se recuperó rápidamente. Su sangre dejó de fluir, Qin Wentian no sintió que era extraño cuando vio esto. Después de todo, este lugar era la Mansión Rey Qi. Estaba destinado a que no fuera capaz de matar a Yang An.

No mucho tiempo después, la lesión de Yang An se recuperó por completo. Sus ojos se volvieron increíblemente siniestros, mirando a Qin Wentian con odio.

“Pequeño amigo, seguro tienes agallas”. Un imponente hombre de mediana edad volvió su mirada hacia Qin Wentian con los ojos parpadeando con frialdad. No era otro que un personaje Rey Inmortal de la Mansión Rey Qi. Su fuerza era indudablemente aterradora.

“Oh, creo que mis agallas son todavía demasiado pequeñas. De no ser así, habría usado ese golpe con la espada para matarlo directamente. En cualquier caso, Mayor es mejor que discipline a Yang An. Si no, temo lo rápido que morirá si se aventura al mundo exterior con esta actitud y simplemente este nivel de fuerza. Si hoy, este incidente no sucediera en la Mansión Rey Qi, ya estaría muerto”. Qin Wentian comentó sarcásticamente, ni siquiera se molestó en mirar a Yang An.

Yang An apretó el puño con fuerza, la intención asesina que parpadeaba en sus ojos era extremadamente aterradora. Todo lo que sucedió hoy fue más allá de las expectativas. Es evidente que nunca pensaron que Qin Wentian sería tan dominante y que su fuerza sería tan tiránica.

Todos entendieron que probablemente después de la batalla de hoy, Qin Wentian se convertiría en el demonio del corazón de Yang An. Su odio por Qin Wentian sería profundo y sin matar a Qin Wentian, nunca podría olvidar o limpiar esta humillación.

“Jeje”. Ese experto sonrió. “¿No deberían tus Mayores disciplinarte también? Eres demasiado descarado, no creo que sea algo bueno”.

“¿Podrían ser que los Ancianos de la generación mayor en la Mansión Rey Qi también quieren actuar en mi contra?” Qin Wentian rió fríamente.

“Aunque eres amigo de la Princesa Qing’er, si nuestra Mansión Rey Qi te trata con un resentimiento personal, sin tener en cuenta la nación inmortal, probablemente no haya nadie que te pueda ayudar, ¿verdad?” Ese Rey Inmortal se rió. Aunque la actuación de Qin Wentian fue excepcional, su objetivo no era otro que el Príncipe Heredero de la Mansión Rey Qi.

Sin embargo, Qin Wentian era realmente demasiado arrogante, lo que provocó que su Mansión Rey Qi perdiera toda la cara. Realmente quería ver cuán grandes eran las agallas de Qin Wentian.

“Permítanme aconsejar al Mayor contra ese curso de acción”. Qin Wentian sonrió. “Si realmente no tomamos en cuenta la Nación Inmortal Chang Qing y su Mansión Rey Qi actúa en mi contra debido a un resentimiento personal, me temo que su Mansión Rey Qi no podría pagar el precio de sus acciones”.

Nota: Parece haber un error. En los capítulos anteriores, el autor escribió la espada demoniaca se tragó el Talismán Hueso Roc de Viento.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Deja un comentario