Capítulo 162 – Energía de Hebra Celestial

Night mode
Pagina Anterior
Pagina Siguiente

Los ojos de Bai Xiaochun resplandecieron al ver el precioso amuleto de jade de teletransportación de Song Que. Justo cuando estaba a punto de perseguirlo, repentinamente se detuvo y bajó la mirada.

La tierra debajo de él había sido completamente destruida por la explosión de la esfera de sangre…

“Esperen un segundo…” dijo Bai Xiaochun, viéndose más que solo un poco sospechoso. “Si Song Que tenía ese amuleto de jade de teletransportación, entonces hubiera tenido más sentido que lo usara en el momento que interrumpí su noveno Flujo de Marea. Después del colapso del vórtice, ¡estaba en la peor situación posible!

“Pero en lugar de usar el amuleto de jade, usó esa esfera de sangre para luchar conmigo. E incluso salió herido en el proceso. A pesar de que parecía que realmente estaba enojado, ahora que lo pienso mejor, más bien parecía que… estaba intentando eliminar alguna evidencia abajo de él.” Después de analizar un poco más el asunto, sus ojos se iluminaron.

“Después de que lo interrumpí, pasaron dos cosas. La primera, fue que su noveno Flujo de Marea fue destruido, y la energía de hebra terrestre fue dispersada. Eso fue normal. Pero lo que fue anormal es como la energía de hebra terrestre formó una columna de luz que salió disparada al cielo y se dispersó aún más rápido que antes.

“A pesar de que podrían parecer no ser nada a primera vista, estas dos cosas juntas… ¡Son muy sospechosas!

“¡Está escondiendo algo!

“Está escondiendo algo que tiene que ver con el cielo, y con esta formación de hechizos en el suelo. Para descubrir lo que está escondiendo, debería de comparar las cosas ahora, con cómo eran antes. Quizás pueda deducir la respuesta.” Al ver al cielo, confirmó que el vórtice del Flujo de Marea en efecto ya se había disipado. Debido a la manera en la que Song Que regresó directamente la energía de hebra terrestre, algunos vórtices residuales más pequeños habían quedado, pero no eran nada comparado al gran vórtice de antes.

“Debido al vórtice del noveno Flujo de Marea, y a la energía de hebra terrestre disminuida, el cielo se hizo más débil…” Después de confirmar esto observando varios lugares arriba, volvió a bajar la mirada al suelo.

Colmillo Fantasma y Shangguan Tianyou aún permanecían a un lado. Colmillo Fantasma veía con sospechas lo que hacía Bai Xiaochun, mientras que Shangguan Tianyou reía fríamente en su corazón, luego se volteó y se fue.

Bai Xiaochun ignoró a Shangguan Tianyou mientras estudiaba el suelo debajo de él.

“Normalmente, este no sería un buen lugar para el Establecimiento de la Fundación. Pero Song Que eligió este lugar por alguna razón. Luego cuando se fue, eliminó la evidencia.” Bai Xiaochun empezó a caminar frunciendo el ceño, tomándose el tiempo de ver al cielo con cada paso.

Poco después, quedó de pie en el lugar exacto donde Song Que había estado sentado de piernas cruzadas. Allí, levantó la mirada nuevamente a ver al cielo, y justo estaba a punto de dar otro paso, cuando repentinamente su expresión vaciló. Se detuvo y permaneció allí, viendo fijamente al cielo.

A primera vista, todo parecía normal, incluso más calmado que antes. Pero luego, sintió algo. No podía estar seguro de que fuera real o no, pero basándose en su base de cultivo de nueve Flujos de Marea, la cima del Establecimiento de la Fundación de Hebra Terrestre, tuvo la sensación… de que había algo allí arriba, ¡algo tan poderoso que incluso para él era aterrador!

Era una presión que lo llenaba de un intenso anhelo, algo que parecía estar conectado a sus nueve mares espirituales.

“Eso es…” Al principio no podía creerlo, pero luego empezó a temblar e incluso a quedarse sin aliento. Sin pensarlo más, dio un salto en el aire y voló a la distancia.

Colmillo Fantasma fruncía el ceño mientras veía a Bai Xiaochun partir. Luego se dirigió al mismo lugar donde Bai Xiaochun había estado parado, y también miró hacia arriba. Sin embargo, no notó nada fuera de lo ordinario. Solo alguien como Song Que, con un objeto mágico especial, y quién había activado numerosos nodos de energía, sería capaz de notarlo. O… alguien en la cima del Establecimiento de la Fundación de hebra terrestre, con el poder de nueve Flujos de Marea.

De hecho, el segundo de estos sería capaz de sentir lo que estaba allí arriba con aún más claridad.

Eventualmente, Colmillo Fantasma sacudió su cabeza y partió.

No pasó mucho tiempo antes de que Bai Xiaochun volviera trayéndose a Hou Yunfei, y viéndose muy emocionado. Hou Yunfei justo estaba empezando a reanudar su Flujo de Marea.

“Hermano Mayor Hou, empieza tu Flujo de Marea aquí. Te ayudaré a acelerar las cosas. ¡¡Sospecho que el cielo sobre este punto tiene un aura única!!”

Hou Yunfei sonrió. Considerando la fe absoluta que tenía en Bai Xiaochun, no sentía la necesidad de preguntarle nada, y rápidamente se sentó de piernas cruzadas y cerró sus ojos.

De pie detrás de él, Bai Xiaochun estiró su mano y colocó su palma sobre su espalda. Sus nueve mares espirituales empezaron a rotar y vertió su poder en Hou Yunfei para ayudarlo a acelerar su Flujo de Marea.

Poco después, su cuarto Flujo de Marea apareció, creando un vórtice que se conectaba con el cielo. Pronto, la energía de hebra terrestre se movía hacia él desde todos lados.

Aun así, Bai Xiaochun no estaba feliz con esta velocidad, así que siguió rotando su base de cultivo y usando el poder de los Flujos de Marea de la cima del Establecimiento de la Fundación de hebra terrestre, para hacer que Hou Yunfei fuera más y más rápido. En poco tiempo, un quinto y sexto Flujo de Marea aparecieron.

Bai Xiaochun era la única persona que podía hacer algo como esto, usando el poder especial de sus nueve Flujos de Marea. También tenía que pagar un gran precio por esto. Pero era un precio que podía pagar considerando que solo estaba ayudando a una persona. Si estuviera ayudando a dos o más personas, podría perder su lugar en la cima del Establecimiento de la Fundación de hebra terrestre. En cualquier caso, desde el principio había planeado ayudar a Hou Yunfei.

El corazón de Hou Yunfei se estremeció. Sabía que lo que estaba experimentando en este momento, era una buena fortuna inimaginable, y tres Flujos de Marea estaban absorbiendo energía de hebra terrestre desde todos lados al mismo tiempo.

“Xiaochun…” dijo Hou Yunfei, con su corazón lleno de calidez.

Bai Xiaochun sonrió. Preocupado de que Hou Yunfei pensaría demasiado en la situación, “Los hermanos como nosotros siempre deben ayudarse el uno al otro. Además, necesito aprtar del camino esta energía de hebra terrestre para ver las cosas claramente.”

Sin embargo, Hou Yunfei sabía que, aunque esto fuera cierto, Bai Xiaochun aun así podría haber tomado ventaja de la situación para sí mismo de alguna manera. Definitivamente no fue en vano que Hou Yunfei decidiera defender a Bai Xiaochun anteriormente.

Bai Xiaochun quería ayudar a Hou Yunfei a formar un séptimo Flujo de Marea, pero Hou Yunfei ya había alcanzado su límite. ¡Además, sus tres Flujos de Marea combinados había hecho que el cielo se tornara más débil una vez más!

Mientras lo hacía, Bai Xiaochun pudo sentir claramente… un aura muy tenue que se aclaraba rápidamente, cada vez más.

Era un aura que parecía sagrada, como si un gran Dao estuviera abriendo sus ojos, haciendo que todo el mundo, ¡todos los cielos y la tierra se postraran en alabanza!

Después de chequear dos y tres veces, Bai Xiaochun empezó a temblar, y sus ojos se iluminaron con locura.

“¡¡Energía… energía de hebra celestial!!

“El líder de la secta tenía razón. ¡El Mundo de la Espada Caída realmente tiene un hilo de energía de hebra celestial! ¡Eso significa que es posible un Establecimiento de la Fundación del Dao de los Cielos!

“El Establecimiento de la Fundación del Dao de los Cielos… ¡¡¡Puede añadir quinientos años de longevidad!!!” Bai Xiaochun se veía casi como si lo hubiera impactado un rayo; su carne y su sangre estaban temblando de emoción.

Al mismo tiempo, a varios cientos de kilómetros de distancia, Song Que estaba sentado de piernas cruzadas en un valle montañoso, donde estaba manipulando su brújula Feng Shui. Después de un momento, su expresión vaciló y volteó en dirección a Bai Xiaochun, y al cielo que se hacía cada vez más débil.

Sus ojos se abrieron de par en par y su mente empezó a dar vueltas.

“¡¡Esto no es bueno!!” dijo, sintiéndose repentinamente lleno de ansiedad. La Secta Corriente de Sangre había pasado años investigando ese hilo de energía de hebra celestial. Generación tras generación de discípulos habían traído información, hasta que el Maestro Ilimitado alcanzó la cima del Establecimiento de la Fundación de hebra terrestre. Solo entonces lograron completar la información que buscaban. En total, ¡la secta había pasado varios miles de años usando magias de augurios y otros cálculos para determinar el método que revelaría la energía de hebra celestial!

Debido a esto, la generación de Song Que era la más importante en su historia reciente, y él era uno de los discípulos más importantes de esa generación. Había pagado un precio inimaginable para obtener esta oportunidad por parte del Maestro Ilimitado.

Había realizado incontables preparaciones, incluyendo activar todos los nodos de energía, lo cual había tomado una gran cantidad de tiempo. Todo esto era para asegurarse de que pudiera obtener ese hilo de energía de hebra celestial.

El plan anterior había sido alcanzar el Establecimiento de la Fundación sobre el nodo de energía donde había empezado sus Flujos de Marea. Después de que terminara el noveno Flujo de Marea, usaría ese poder junto al apoyo de la brújula Feng Shui para capturar la energía de hebra celestial, absorberla y así alcanzar el Establecimiento de la Fundación del Dao de los Cielos.

Pero luego lo interrumpió Bai Xiaochun, y había sido forzado a eliminar la evidencia y dirigirse a un nodo de energía de calidad un poco inferior. El nuevo plan era depender completamente de la brújula Feng Shui para capturar lentamente la energía de hebra celestial.

¿Cómo podría haberse imaginado que Bai Xiaochun lograría juntar las pistas y provocar el descenso del hilo de energía de hebra celestial? A pesar de que Bai Xiaochun era el único que podía verlo en este momento, mientras la energía siguiera descendiendo, todos los cultivadores en el Mundo de la Espada Caída serían capaces de detectarlo.

“Maldita sea, maldita sea, ¡¡MALDITA SEA!!” estalló de ira con su cabello todo desaliñado.

“No puedo perder más el tiempo con preparaciones de antemano, ya no puedo esperar más. Para cuando ese hilo de energía de hebra celestial se fije a un punto de aterrizaje, ¡será demasiado tarde!

“No importa si todos se dan cuenta, ¡¡necesito capturar esa energía de hebra celestial antes de que descienda completamente!!” Casi al borde de la demencia, Song Que mordió la punta de su lengua y escupió algo de sangre sobre la brújula Feng Shui. Luego sus manos destellaron con un gesto de conjuro de dos manos, presionó las manos hacia la brújula y rugió.

“Energía de hebra celestial, ¡desciende aquí!” Tan pronto la sangre cayó sobre la brújula Feng Shui, un poder capaz de sacudir los cielos y destruir la tierra hizo erupción, pasando a través del aire y saliendo disparado al cielo. ¡Allí, se conectó con la energía de hebra celestial y empezó a halarla hacia abajo!

Hacía unos momentos, la energía de hebra celestial había estado descendiendo lentamente, pero ahora… ¡Apareció abiertamente y empezó a caer!

El cielo entero se tornó inmediatamente dorado, y rayos de una luz deslumbrante caían desde la ubicación de la hebra de energía. Casi parecía como un sol descendiendo.

Esa hebra de energía existía por encima de todo; irradiaba el poder de un Dao celestial, e instantáneamente llamó la atención de todos los presentes.

¡Era completa y absolutamente única dentro del Mundo de la Espada Caída!

Era algo increíblemente raro en el mundo del cultivo, impactante y asombroso, algo que pocas personas alguna vez tendrían la oportunidad de ver.

Eran… quinientos años de longevidad, algo por encima de la energía de hebra terrestre, ¡la cima absoluta del Establecimiento de la Fundación!

Mientras tomaba forma corpórea, se volvió una especie de hilillo de humo dorado que irradiaba la voluntad de un Dao celestial, algo que se esparció para abarcar todo el Mundo de la Espada Caída.

Todos los cultivadores empezaron a temblar violentamente a la vez que eran llenados por una especie de hambre instintiva, algo que sobrepasaba vastamente todo aquello que era mortal. Era algo… ¡Que provenía de lo profundo de su sangre!

Era una esperanza que sobrepasaba la razón. ¡Era una locura!

“Energía… ¡Energía de hebra celestial!”

“Eso es… ¡Energía de hebra celestial!”

“¡Es mía!” En un abrir y cerrar de ojos, ¡prácticamente todos los cultivadores empezaron a aullar con una locura y emoción sin precedentes!

El herido Nueve-Islas empezó a temblar mientras levantaba su cabeza y rugía.

“¡Energía de Hebra Celestial!”

¡Colmillo Fantasma, Shangguan Tianyou y todos los demás cultivadores en el Establecimiento de la Fundación se estaban volviendo completamente locos, y los cultivadores en la Condensación de Qi estaban iguales!

¡Todos ellos se pusieron en movimiento, convergiendo desde todos lados!

En este momento, las sectas no importaban; todo degeneró en un caos de peleas.

Pagina Anterior
Pagina Siguiente